FRANCIA

El hijo de Pochettino pone firmes a los jugadores del PSG

Sebastiano es el preparador físico en el staff de su padre como ya sucedió en el Tottenham, donde arrancó su carrera en el fútbol profesional.

Sebastiano corre junto a Draxler y Di María
Paris Saint-Germain

Sebastiano Pochettino volvió a pisar este 3 de enero de 2021 el césped del Camp des Loges. Volvió, porque ya estuvo allí cuando era un crío con Mauricio, su padre, por entonces central del Paris Saint-Germain. Hoy, ambos están al frente del conjunto parisino. Su progenitor como máximo responsable y su primogénito, como preparador físico.

A sus 25 años, Sebastiano ha entrado al staff de su padre por méritos propios. Este estudió en la St.Paul School de Barcelona y se graduó en Ciencias del Deporte en la Universidad de Southampton, donde ya estuvo trabajando como preparador físico de distintos tipos de deportistas a nivel universitario (nadadores, jugadores de baloncesto, saltadores, etc).

Tras su experiencia en el deporte universitario, su padre decidió incorporarle al staff técnico del Tottenham como asistente en el departamento de Ciencias del Deporte, del que acabó siendo responsable en poco más de un año. Desde 2019 hasta la salida de Mauricio del Tottenham, Sebastiano fue el preparador físico de la plantilla spur trabajando con Kane, Son, Alli y compañía. 

Durante su experiencia en el Tottenham estuvo realizando un máster en París en la Universidad de París-Saclay por lo que el idioma no será una barrera en sus inicios en el PSG. Según su currículo, además del español, es capaz de hablar inglés, francés y catalán con total soltura (creció en Barcelona) además de comunicarse también si fuera necesario en italiano y con algunas nociones de griego. Perfecto para moverse en un vestuario donde hay multitud de nacionalidades. En el idioma que toque, tendrá que convencerles para  seguir sus métodos y su puesta a punto. 

En su primer día, Mauricio ya marcó un tono serio de trabajo con el grupo. "Dejad de reíros. Se acabaron las tonterías", asegura RMC que dijo el argentino en su primer contacto con el grupo. De forma irónica, afirma este medio también, les preguntó que si estaban cansados tras la alta carga de trabajo, en la que Sebastiano a buen seguro tuvo su parte de culpa. 

Trabajo por delante

Si Mauricio tiene que estar pendiente de la parte táctica, el nivel de juego y los rivales, Sebastiano no tiene menos trabajo. El Paris Saint-Germain ha tenido varios problemas de lesiones durante este inicio de la temporada que, claramente, han condicionado el rendimiento del equipo.

Ahora mismo, la enfermería solo tiene a Bernat y Mauro Icardi pero por allí ya han pasado Neymar, Mbappé, Verratti, Draxler o Moise Kean entre tantos otros. La carga de partidos por el poco descanso entre temporadas hará que el acondicionamiento y la preparación ganen aún más importancia para los Pochettino, que afrontan un reto apasionante en su vuelta a París.