PREMIER LEAGUE

Apuntes de la 14ª jornada de la Premier League 2020/21

La Premier League 2020/21 vivió su jornada 14 con resultados sorprendentes, con el Tottenham-Leicester como partido estrella y con el Liverpool, líder.

Apuntes de la 14ª jornada de la Premier League 2020/21
ANDY RAIN AFP

La Premier League 2020/21 vivió su decimotercera jornada con un menú de fútbol extraordinario que dejó multitud de detalles e historias. Pero, sobre todo, por encima de cualquier partido de altos vuelos, seguramente la imagen del fin de semana fue la vuelta de público en algunos estadios de forma oficial. La normalidad, poco a poco, quiere comenzar a hacer acto de presencia de nuevo.

A modo resumen, aquí van algunas historias que ha dejado la jornada 14 de la Premier League:

Volvió el Liverpool en 'modo Jumanji'.

El Crystal Palace está firmando una sorprendente, para bien, temporada en Inglaterra. Es por ello que, pese a que el Liverpool llegaba como favorito a Selhurst Park, lo cierto es que ni conocidos ni extraños esperarían algo como lo ocurrido en Londres. El Liverpool goleó con un rotundo 0-7 al Crystal Palace en un partido que hasta el 0-3 parecía que era demasiado premio para los Reds y, por otro lado, demasiado castigo para los Eagles. Sin embargo, apareció el rodillo del actual campeón y firmó una recta final de altos vuelos, explosiva. Un encuentro con goles de muy bella factura de Mané, Firmino o Salah que sumaron brillo y exquisitez al triunfo rotundo de los de Klopp. La versión Jumanji de los de Anfield está de vuelta. Recital. Un festival ofensivo.

Roberto Firmino, el delantero silencioso.

Es cierto que las cifras goleadoras de Firmino han descendido respecto a las anteriores temporadas. Un rendimiento goleador que algunos habían cuestionado, habían puesto en duda sobre su estado de forma. Sin embargo, lo cierto es que muy pocas son las veces en las que hace malos encuentros. Su papel ha cambiado en favor del equipo y esto, evidentemente, tiene consecuencias en sus cuentas goleadoras. Sin embargo, al César lo que es del César. Roberto Firmino ha firmado una semana excelentísima que, además de lo que ha supuesto a nivel deportivo para el Liverpool, le permite sin duda recuperar su mejor versión y a nivel psicológico le van a permitir entrar en la recta final del año con una confianza y seguridad plenas. Marcó el gol decisivo en el importante partido intersemanal ante el Tottenham (que supuso arrebatarles el liderato) y firmó un doblete de muchos quilates y una asistencia que le permitieron, sin duda, convertirse en el jugador del partido. Con permiso de Salah, claro. Una semana excelente de Firmino.

El Manchester City, de forma silenciosa, se ha reenganchado.

Es cierto que el inicio liguero del Manchester City ha estado algo alejado de lo esperado. Sin embargo, sin hacer demasiado ruido, los de Pep Guardiola ya vuelven a codearse con los puestos europeos. Todo ello con un partido menos, que sigue aplazado desde la jornada 1, lo que le permitiría, de ganar, seguir peleando para intentar alcanzar a los líderes. Se remarcó mucho su irregularidad, pero la realidad es bastante mejor de lo que se dice mediáticamente. Siguen las cifras pobres a nivel goleador, pero los del Etihad Stadium poco a poco vuelven a colocarse en la zona que muchos esperaban.

La semana perfecta del Everton.

El Everton se ha repuesto. Es una realidad rotunda, incontestable. Los de Ancelotti vuelven a ser ese equipo productivo, eficiente, temido. Y es que en Goodison Park han vivido una de las mejores semanas de la temporada. Tres victorias consecutivas ante rivales de altos vuelos, ante rivales directos por Europa y dejando sensaciones de que son un equipo muy difícil al que enfrentarse. Ganaron al Chelsea (1-0), vencieron al Leicester a domicilio (0-2) y volvieron a firmar los tres puntos frente al Arsenal (2-1). Tres victorias que les permiten reencontrarse con su mejor versión, que les permite borrar dudas y que les coloca entre los candidatos, de nuevo, a pelear por el título. En la zona Toffee de Liverpool vuelven a sonreír, y ahora con motivos más que suficientes y sólidos.

El Arsenal sigue en caída libre.

El Arsenal preocupa. Es una realidad. Los de Mikel Arteta siguen encadenando tropiezos, derrotas, y su dinámica sigue empeorando semana tras semana. Cada jornada que pasa están más cerca del descenso y las sensaciones siguen siendo demasiado pobres y preocupantes. La sombra de Arsène Wenger sigue siendo muy larga, pero ahora con tintes que pueden ser dramáticos. Cayeron en Goodison Park y no consiguen la victoria liguera desde el pasado 1 de noviembre. La continuidad del técnico vasco es cada vez más puesta en duda, y en términos deportivos cada vez tiene menos defensa. Se han perdido las buenas sensaciones, la filosofía impuesta por Arteta y los resultados siguen acumulándose con tintes rojos. ¿Acabará el año 2020 en descenso? ¿Acabará el año 2020 con Arteta como entrenador? Sigue la caída libre (aparentemente sin paracaídas) de los Gunners.

El fijo de cada semana: el Sheffield United sigue sin ganar.

2 puntos de 42 posibles. Ese es el pobre balance de un Sheffield United que cada semana que parece estar más lejos de la permanencia. Queda un mundo, pero el equipo sigue sin ganar, sigue sin arrancar, y las jornadas van pasando. Este fin de semana lo tuvieron cerca. De hecho, estos párrafos no iban a ser tales e iban a ir dedicados a la primera victoria de los de Sheffield. Pero no. El gol de Welbeck sobre la bocina firmó el empate final. Segundo punto de la temporada para los de Bramall Lane. Ahora, una pregunta clara. Quedan dos jornadas antes de que finalice 2020. ¿Cerrarán el año sin haber ganado esta temporada?

Duro revés del Tottenham en una semana muy negativa.

El Tottenham ha pasado de ser líder con el Liverpool a salir de los puestos de Champions League. Todo ello tras una semana trágica deportivamente hablando. Empataron contra el Crystal Palace (1-1), perdieron ante el Liverpool (2-1) en un duelo directo por el liderato en solitario y cayeron ante el Leicester (0-2) en otro duelo de importancia real. Tres partidos sin ganar y en dos ellos ante rivales directos por los puestos europeos y el título que han caído como un gigantesco jarro de agua fría en la zona Spur del Norte de Londres. Siguen con opciones, siguen cerca del liderato pese a todo, pero estos tres tropiezos consecutivos en apenas siete días pueden haber marcado un punto de inflexión en una temporada que había creado un romántico y especial escenario para los de Mourinho.

Jamie Vardy, fiel a las grandes citas.

En 2016, cuando el Leicester se proclamó de una de las Premier League más románticas que se recuerdan, se definió a Jamie Vardy como un galgo. Un delantero incansable, que mira hacia adelante, que corre, que se entrega, que parece ir con revoluciones de más. Y es cierto. Pero ese carácter, esa personalidad, es lo que le permite ser uno de los mejores delanteros del fútbol inglés durante los últimos años. Un atacante que no se borra nunca, ni siquiera en las grandes citas. De hecho, es en este tipo de escenarios donde aparece más, donde no desaparece. Y ante el Tottenham volvió a hacerlo. Marcó de penalti, pero volvió loca a una defensa del Tottenham que, por primera vez en mucho tiempo, se vio completamente superada y errónea. Vardy es una de las mejores noticias del fútbol inglés los últimos años. Southgate debe estar tirándose de los pelos cuando se da cuenta que no puede contar con él (por decisión personal del futbolista) para la selección inglesa.

Goleada histórica en el 'derbi de las Rosas'.

Era una de las grandes citas del fin de semana. Uno de los derbis clásicos del fútbol inglés por la rivalidad histórica de Manchester United y Leeds United. La larga travesía de los Whites en Championship había privado a los aficionados de vivir esta rivalidad nacida allá por el siglo XV cuando hegemonías políticas de los territorios donde hoy existen ambos clubes lucharon por conseguir poder. Ahora, reflejado en estos dos clubes, sigue existiendo una de las más vibrantes rivalidades del fútbol británico. Sin embargo, el partido fue rotundo para los de Old Trafford. El Manchester United firmó un histórico 6-2 ante el Leeds United que ya quedará reflejado de forma eterna. Un encuentro de goles, espectáculo y que, pese a la goleada sufrida, no dejó en tan mal lugar a los de Marcelo Bielsa, puesto que también pudieron marcar dos o tres goles más. La falta de puntería y varias paradas de mérito de David De Gea les privaron de ello. Pero la realidad fue la que quedó plasmada en el histórico videomarcador del 'teatro de los sueños'. Un 6-2 que refuerza a los Red Devils, que les permite apagar un fuego de dudas nacido hace unas semanas y que, de forma silenciosa, les coloca a cinco puntos del liderato, con un partido menos todavía por disputar.

Jack Grealish y la realidad del Aston Villa.

El Aston Villa sigue a lo suyo. Dentro de su desvirtualizada realidad, siguen ganando, siguen sumando y han conseguido retomar el rumbo tras semanas de dudas. Están fuera de puestos europeos, pero cuando la tabla ofrece el dato de que tienen dos partidos menos todavía por disputar, aplazados, el panorama cambia, ya que, de ganarlos, podrían colocarse muy cerca del Liverpool. Sin embargo, mientras, siguen ganando, siguen sacando adelante sus partidos con buen juego, con un Jack Grealish que es el líder total y absoluto de este equipo. Los Villanos están viviendo un sueño deportivo del que no quieren despertar. Han pasado de salvarse en la última jornada, casi en los minutos finales con toda la épica del mundo, a estar firmando un extraordinario inicio liguero. Sonríen los Villanos de Birmingham. Thomas Shelby sonríe desde su despacho.

Mason Mount ha conseguido reponerse.

Su temporada no se presentaba demasiado clara. Sufrió un bajón deportivo tras el confinamiento y el presente curso le generaba una dura competencia con los ya conocidos Pulisic o Hudson-Odoi y con fichajes como Havertz o Ziyech. Una gran variedad para puestos similares que permitía a Lampard tener un enorme abanico de posibilidades. Entre ellas, un Mount que comenzaba a decepcionar a más de uno. Sin embargo, en ese contexto a priori complicado, está firmando con el paso de las semanas una mejoría que le convierten de nuevo en un jugador vital. Es cierto que el protagonismo del joven jugador inglés no ha decaído. Ha contado con la plena confianza de su técnico. Y él, evidentemente, le está devolviendo la confianza en términos deportivos. Mason Mount, con su asistencia en el 1-0 de Thiago Silva contra el West Ham, es el máximo asistente de la temporada en el Chelsea. Sumando todas las competiciones ya suma cinco en su cuenta y su figura vuelve a ser tan determinante como la que explotó mediáticamente la pasada campaña. El Chelsea volvió a la senda de la victoria venciendo 3-0 en el derbi.

Por tercer año seguido, el Liverpool líder en Navidad.

La goleada del Liverpool en Selhurst Park, además de la rotunidad de los 7 goles, tuvo otro premio mucho más romántico. Por tercer año consecutivo, serán líderes en Navidad, llegarán al esperado Boxing Day liderando la tabla clasificatoria y consiguieron el reto secundario de llegar a las fechas navideñas como la gran referencia liguera para el resto.