INGLATERRA

Confusión del United con Sancho

"Malinterpretaron la situación. Teníamos una línea clara y seguiremos con ella", dijo el CEO del Dortmund en relación a la salida del extremo inglés.

Jadon Sancho.
Sebastian El-Saqqa/firo GTRES

Jadon Sancho y el Manchester United parecían un de las nuevas parejas que dejaría el pasado mercado veraniego, pero, para ello, debía firmar el divorcio con el Borussia Dortmund. Desde el Signal Iduna Park fueron tajantes en todo momento: o 120 millones de euros o no firmarían los papeles de la separación. En las oficinas de Old Trafford confiaron en todo momento poder rebajar la alta pretensión borusser, llegando a lanzar una tentativa final, que creían sería exitosa, de 100 millones por el extremo inglés. La respuesta fue la misma que en anteriores intentos: no. Aunque parece que la puerta no está completamente cerrada.

Hans-Joachim Watzke, CEO del conjunto alemán, ha hablado acerca del tema para ZDF Sports y considera que los Diablos Rojos se confundieron al pensar que la rebaja era posible: "Malinterpretaron la situación. Hubiéramos estados más dispuestos para comprometernos. Teníamos una línea y seguiremos con ella el próximo verano". Sin embargo, a pesar de avisar, de nuevo, que el precio es inamovible, arrojó un halo de esperanza a la parroquia mancuniana: "En esta industria, nunca puedes decir que un jugador en invendible".

La fecha límite fue clave

Los tres años de contrato que restan a la joven estrella (20 años) juegan a favor del Dortmund y a ello se aferra Watzke, que nunca llegó a valorar la marcha de Sancho como una posibilidad real: "Escuché y leí en todas partes en primavera que Sancho se iba. Pero, él está aquí. Teníamos un acuerdo con él". Ese acuerdo al que hace referencia el máximo dirigente alemán es la fecha límite, 10 de agosto, que marcaron tanto al United como al jugador para cerrar el traspaso.

Michael Zorc, director deportivo de la entidad, también habló de ello tiempo atrás: "Habíamos acordado que podía irse traspasado bajo ciertas circunstancias, hasta un día determinado. Entonces, la puerta se cerró". Al United le queda mucha piedra que picar si quieren convertir a Sancho en un diablo rojo.