MERCADO DE FICHAJES

Luca Zidane sigue sin equipo

El portero francés terminó contrato con el Real Madrid el 30 de junio y no renovó. El Montpellier sonó, pero fue descartado por su presidente.

Luca Zidane.
NACHO CUBERO DIARIO AS

Luca Zidane y el Real Madrid pusieron fin a su relación el pasado 30 de junio, momento en el que expiraba el contrato del portero con el conjunto blanco. Sin renovación a la vista, el segundo del clan Zidane abandonaba la capital como ya hiciera su hermano mayor, Enzo, años atrás. El deseo de Luca siempre ha sido probar suerte en la Ligue 1. No hay que olvidar que, a pesar de haber crecido en La Fábrica, ha sido internacional con Francia en categorías inferiores, llegando a ser campeón de Europa sub-17 en 2015.

El Montpellier sonaba con fuerza como su primera aventura en la élite gala, ya que Gero Rulli volvía a la Real Sociedad tras su exitosa cesión de un año. Sin embargo, el propio presidente del propio club, Laurent Nicollin, reconocía a comienzos del verano, en Midi Libre, que el interés en cerrar el acuerdo era unidireccional: "¿Fichar a Luca Zidane? Luca es un muy buen portero, con mucho potencial. Pero en este perfil nosotros tenemos ya a Dimitry Bertaud. Lo que estamos buscando ahora es un número 1. Fue su agente el que nos sondeó no al revés".

Luca pasó la última temporada cedido en el Racing de Santander, donde gozó de la continuidad que un jugador de su edad necesita. Con los cántabros disputó 33 partidos, en los que encajó 42 tantos. No pudo evitar el descenso del equipo, pero, a pesar de cierta irregularidad, fue uno de los jugadores más destacados de la plantilla: realizó 101 paradas (3.06 por partido), el sexto de categoría en este apartado estadístico.

Batalla perdida y a volar solo por primera vez

Sin embargo, perdió su partida particular con Lunin por el puesto de segundo portero blanco de cara a la 2020-21 y, por ello, el Real Madrid decidió no seguir contando con él. Con los blancos llegó a debutar en Primera, ante Villarreal y Huesca. Partido, este último, en el que su padre hubo de salir al paso de las voces acusadoras: "No he puesto a mi hijo, puse a un jugador del Real Madrid".

Ahora, fuera de la protección familiar, el tiempo apremia. El mercado de fichajes de las grandes ligas termina el próximo 5 de octubre, aunque al estar libre podría firmar pasada esa fecha. No obstante, si quiere tener opciones reales de ser importante, debería encontrar acomodo lo antes posible para no partir en desventaja con sus competidores. Luca Zidane quiere volar solo, como ha reconocido en repetidas ocasiones ("no quiero ser hijo de"), pero no está siendo un despegue placentero. Al menos, de momento.