FINAL DE LA CHAMPIONS FEMENINA | WOLFSBURGO - LYON

El Lyon mide su reinado

El cuadro francés persigue su quinto título de Champions consecutivo. Ambos equipos buscan el triplete, tras ganar Liga y Copa en sus competiciones domésticas.

Jugadoras del Lyon en un entrenamiento antes de la final.
Olympique de Lyon

Anoeta acoge hoy una tradicional final en la Champions (20:00, GOL). El Wolfsburgo y el Lyon, dos de los equipos más fuertes, buscan volver a brillar en Europa. Con catorce finales en los últimos once años (nueve del cuadro francés y cinco del alemán), su duelo pone de nuevo en manifiesto el nivel de esta categoría en sus países. Y, lo harán con una contraposición de estilos, con las alemanas cerrando espacios a la espera de una contra y las francesas buscando el dominio a través de su juego asociativo.

También serán opuestas sus rachas en la máxima competición europea. Para el Lyon no ha habido rival en las últimas cuatro ediciones, sumando seis títulos en diez años. Mientras, en las vitrinas del Wolfsburgo no han visto un nuevo trofeo de la Champions desde 2014, con dos finales perdidas ante el gigante francés en 2016 y 2018. Eso sí, con dos títulos, las alemanas han sido, junto con el Potsdam (2010), las únicas que han interrumpido el dominio del Lyon estos diez años.

Además, ambos equipos buscan el triplete este curso, tras ganar Liga y Copa. El Wolfsburgo lleva invicto 40 partidos desde que perdió 2-4 ante el Lyon en marzo de 2019 en cuartos de la Champions. Por su parte, la última derrota del Lyon fue en mayo de 2018, cuando perdió por 1-0 ante el PSG en la final de la Copa de Francia. En cuanto al ritmo de competición, las alemanas salen mejor paradas, tras haber reanudado la Bundesliga en mitad de la crisis sanitaria del coronavirus.

Las francesas no sólo no cuentan con este rodaje, sino que tienen algunas bajas de nivel como la máxima goleadora histórica de la Champions, Hegerberg, o su delantera Parris, que fue expulsada en la semifinal. Con Henry, Silva y Mbock lesionadas, el Lyon llega tocado ante un Wolfsburgo que tiene a toda su plantilla disponible. Las francesas imponen, pero no asustan. Su reinado en Europa se pondrá de nuevo a prueba. Esta vez en Anoeta.