ATLÉTICO DE MADRID

Savic: "Todos querrían a Oblak, pero él está aquí y seguirá"

"El físico y la mente serán decisivos en esta Champions". Stefan Savic habla en AS del sueño de la Champions, de su 'hermano' esloveno y de toda la actualidad.

Entrevista de Savic con AS.
DIARIO AS DIARIO AS

Stefan Savic (Mojkovac, Montenegro, 1991) descansa, igual que el resto del equipo, tras el esprint final de la Liga y antes de empezar a preparar el gran sueño del Atlético: la Champions. El central, en un gran momento de forma, hace balance en AS: la transición, Oblak, el Leipzig… 

-Estos días de descanso, con el objetivo cumplido, sabrán mejor, ¿no?

-Hemos estado muy bien tras la cuarentena y nos hemos merecido estar donde hemos terminado y meternos de nuevo en Champions.

-¿Llegaron a pensar que iban a quedarse fuera?

-Hemos creído siempre en la plantilla que tenemos y al final hemos jugado a un gran nivel y lo hemos conseguido. No sé si ha habido dudas, quizá más desde fuera, pero nosotros confiamos siempre en nuestro trabajo y en que saldrían las cosas.

-¿Por qué el equipo ha rendido tan bien tras el parón?

-Quizá el parón nos vino bien y además hemos aprovechado los cinco cambios, tenemos una gran plantilla, con jugadores que entran y marcan la diferencia y eso se ha visto en varios partidos. Antes también eliminamos al Liverpool, pero durante el parón trabajamos bien en casa, volvimos entonados y hemos jugado a un gran nivel.

-Al equipo se le vio muy bien físicamente…

-Hemos trabajado muy bien en casa y fuimos responsables, siempre en contacto con el Profe y con el míster. Cuando volvimos no sufrimos, hemos tenido muy pocas lesiones y eso es porque el trabajo físico realizado fue bueno.

-Pero después de jugar 11 partidos en 5 semanas, ¿notaban que necesitaban este descanso?

-Sí, esta semana nos va a venir bien. Ha sido muy intenso, jugar cada 3 días no es fácil y ahora toca descansar para lo que viene, que es muy bonito: la Champions, donde todos querremos llegar hasta el final.

-¿Temen perder el buen estado de forma en este otro parón?

-No nos da miedo. Ya volvimos muy bien de un parón de dos meses en casa, y en este más pequeño seremos responsables y trabajaremos porque sabemos el reto que viene por delante y lo que nos costó llegar a estos cuartos de Champions. Creo que este descanso va a ser bueno para el equipo.

-¿Será una Champions en la que importe mucho el físico?

-El estado físico y el mental, sí. El Leipzig es muy duro, muy físico y va a ser importante estar bien preparados físicamente.

-Pero será extraño: el PSG llegará sin haber jugado Liga desde marzo, el Atalanta casi enlazará la Liga con su eliminatoria…

-Será extraño, pero es lo que hay. En un partido puede pasar luego de todo, por eso no sólo será importante la preparación física, sino la mente de los jugadores.

-¿Han notado que, tras el sorteo, hay mucha ilusión entre la afición?

-Nosotros siempre tenemos ilusión por la Champions, hemos estado muy cerca pero no la hemos conseguido ganar. Ahora quedan tres partidos, pero no serán nada fáciles para nadie. La Champions es durísima, por eso no miramos más allá del Leipzig. Hay que ir partido a partido, lo tenemos claro.

-¿Les perjudica que el Atleti sea favorito para ese partido?

-Yo creo que está al 50%. Sabemos cómo es la Champions, pero no escuchamos lo que se dice fuera. El Leipzig eliminó al Tottenham, finalista el año pasado. Los que seguimos el fútbol sabemos que es un equipo bueno, intenso y que no lo pondrá fácil.

-¿Hubieran preferido a doble partido?

-No miramos eso. Me da un poco igual. Contra el Liverpool fue muy duro jugar dos partidos, en casa estuvimos muy bien y en Anfield sufrimos mucho, pero acabamos pasando. Se trata de estar muy preparados y mentalizados de que esta Champions es así…

-Y el Atlético vuelve a Lisboa. Hay una espina clavada desde 2014…

-No hemos hablado nada, al final de aquella final quedan ya pocos jugadores. No lo pensamos. Estamos mirando el presente, no hacia atrás.

-Lo que si será raro, aunque ya lo han vivido en Liga, es que no esté la afición.

-Sí, falta la gente y falta alegría, pero lo tomamos como un motivo más para ganar, por nuestra gente que no puede estar con nosotros, pero estarán en sus casas viéndonos. Es una responsabilidad.

-¿Esta ha sido la temporada más difícil para el Atlético?

-Ha sido un año de transición, de muchos cambios. Mucha gente dudaba de nosotros, sobre nuestra regularidad, pero al final hemos conseguido el objetivo. Ha sido el año más difícil y el siguiente será mejor, porque tendremos un equipo que lleva más tiempo unido y no habrá muchos cambios.

-Por ejemplo, en la defensa muchos días ha jugado junto a tres recién llegados (Trippier, Felipe y Lodi).

-Hay que trabajar aún más cuando hay cambios, pero creo que los números son buenos y hemos mantenido la solidez defensiva. Salió gente de peso en el campo y en el vestuario, como Gabi, Godín, Juanfran, Filipe, Fernando… Todo eso se ha notado. Pero ahora veo que el equipo ha crecido, llevamos un año juntos, nos conocemos mucho más y eso se siente también.

-¿Se siente usted ya uno de los líderes del vestuario?

-Llevo cinco años en el Atlético, me siento bien y me siento responsable e importante. Es normal cuando llevas tiempo en un vestuario y con mi edad (29 años).

-Otro que va ganando peso en el vestuario es Oblak…

-Lleva un año más que yo y es el número 1 del mundo, para mí y para muchos. Es importantísimo en el campo y fuera de él. Estamos muy contentos por tener un gran portero y un gran compañero.

-Pues el Chelsea quiere llevárselo por 100 millones.

-No hemos hablado nada, eso son temas de la Prensa. Es normal, a los mejores jugadores los quieren los mejores equipos, ha pasado otras veces. ¿Quién no quiere a Oblak? Lo quiere seguro todo el mundo, pero es nuestro portero y estamos muy felices de que lo sea y creo que seguirá con nosotros en el futuro.

-En el vestuario coincide con Vrsaljko, Saponjic y Oblak, un montenegrino, un croata, un serbio y un esloveno…

-Nos llevamos muy bien y nos entendemos fácil. Viene además muy bien para cuando llega un futbolista al grupo, le ayudamos, como estamos haciendo con Ivan. Es importante tener apoyos cuando llegas. Somos de países diferentes, pero como hermanos.

-Otro compañero: Marcos Llorente. ¿En algún momento pensaron que podía ser delantero?

-No lo pensábamos, pero el míster vio algo en él y ha acertado. Ha ganado él y ha ganado el equipo, lo que ha hecho Marcos estos meses es impresionante. Ha demostrado que su arranque y su disparo pueden dar mucho al equipo y es importante para él, que puede jugar en varias posiciones y hacerlo muy bien.

-¿Cómo fue la cuarentena para usted?

-Fue difícil, me quedé solo en casa y mi familia no podía venir, se quedaron todos en Montenegro. Fue duro, pero sabía que un día saldría la luz, volverían los entrenamientos, poder hablar con amigos, compañeros… Tenía ganas de ver a los míos ya. Mi país no sufrió mucho al principio, pero ahora ha habido rebrotes y está un poco peor. Montenegro es pequeño y creo que la gente va a ser responsable y va a haber mucho respeto por las indicaciones.

-Por cierto, ¿siempre le ha gustado ser defensa?

-Siempre me ha gustado, me hacía más ilusión evitar un gol que marcarlo. No sé por qué, pero desde pequeño. Siempre he jugado atrás. Me fijé mucho en Nesta.