TERCERA DIVISIÓN

Gabi Moya, Acosta y Piti se hacen con las riendas del Atlético Pinto

Dos ex del Atlético y uno del Rayo forman parte del grupo que se ha hecho con las riendas del club madrileño y sucede en la directiva a Garvín. Hombres de fútbol para este nuevo proyecto.

Piti y Gabi Moya posan para AS con la camiseta del Atlético Pinto.

La palabra ilusión no se despega de su boca, como antaño no lo hacía el balón de sus pies. Dos ex del Atlético, Gabi Moya y Acosta, y uno del Rayo, Piti, forman parte del grupo que se ha hecho con las riendas del Atlético Pinto —club de la Tercera madrileña— y sucede en la directiva a Garvín. Mucho fútbol en los nuevos propietarios.

Y es que, como si de un equipo se tratase, cada uno tendrá su función. Arcadio Fenoll es el presidente; Antonio Acosta, el director deportivo; su hermano Pablo, el gerente deportivo; Garzón Abogados está al frente de la parcela jurídica y económica; mientras que Piti y Moya participan de la gestión.

“Queremos aportar nuestros conocimientos, dar un impulso a la cantera, potenciar el femenino... Apostamos por ser una gran familia”, arranca Gabi Moya, que bromea: “¡Cómo no me va a gustar el Pinto si tiene la palabra Atlético en el nombre! Viene del Atlético de Madrid”. Así fue. Un guiño por su gran ayuda desde su fundación por Amelia del Castillo.

El exdelantero de Atleti, Sevilla, Valencia, Mallorca... no pierde de vista el ejemplo de clubes como el Fuenlabrada, pero aboga por ir partido a partido: “Tenemos los pies en el suelo. Primero hay que asentarse, sin cotas demasiado altas, aunque sin renunciar a nada”.

“Queremos ser un referente y enganchar a la afición”

RETOS

Moya ha sido el último en incorporarse a este proyecto, del que Piti es una de sus alma mater. “Queremos ser un club serio, un referente en Madrid y que los niños aprendan y den el salto a equipos mayores. Somos ambiciosos, buscamos ir hacia arriba y que el aficionado se enganche”, argumenta el mediapunta, mientras espolvorea pistas de lo que vendrá: “Álvaro seguirá en el banquillo del Tercera y traeremos un exfutbolista de Primera para el Juvenil”. Y hasta ahí se puede leer...

Piti rescata de aquel Rayo del pasado uno de los ingredientes que quiere para el futuro: “La cercanía. El objetivo es que los vecinos de esta localidad se vuelquen con los chavales y se contagien de nuestras ganas”. Mucho tendrán que decir los cerca de 400 niños que integran sus categorías inferiores. Números que aspiran a seguir aumentando: “No nos podemos quedar ahí”.

Piti ha cumplido ya los 39 años, pero por sus planes no pasa colgar las botas. Por lo que compaginará ambas vertientes. “Tengo posibilidad de jugar tanto en India como en Grecia. Apuraré, aunque nunca se sabe... Igual me retiro allí o en el Pinto”, ríe pícaro, sin disimular la felicidad con la que se enfrenta a esta aventura: “Me apasiona ver a los niños entrenar y enseñarles lo que sé”. De hecho, para diciembre, tendrá el nivel 3 de entrenador.

Moya, los Acosta, Piti... llevan desde febrero trabajando en el Atlético Pinto y prometen entrega. “Nos vamos a volcar al 200%. Queremos crear ilusión”. Escuchándoles se contagia...