MEMORIAS DE SUDÁFRICA | EL PERSONAJE

Joseph Blatter y la FIFA abren el debate tecnológico

El presidente de la FIFA pdiió perdón a Mexico e Inglaterra por los fallos arbitrales en los octavos de final. El mundo clama por la ausencia de tecnología.

Joseph Blatter.
FABRICE COFFRINI AFP

"He hablado con las delegaciones de México e Inglaterra y les he dicho: lo siento. Me dieron las gracias y aceptaron que los errores arbitrales forman parte del juego, aunque hayan contribuido a eliminarlos", afirmó Joseph Blatter, entonces presidente de la FIFA, en su primer repaso de lo que estaba siendo el Mundial de Sudáfrica.

Tras los dos clamorosos fallos en octavos de final en el Alemania-Inglaterra y en el México-Argentina, el debate sobre el aprovechamiento de las nuevas tecnologías estaba en auge entre aficionados y medios de comunicación y Blatter no pudo zafarse de él: "Sí, no tendría sentido, ante la evidencia de estos errores, no reabrir el debate sobre el uso de las nuevas tecnologías en el arbitraje". Lejos de plantear el VAR o la tecnología de gol, hace diez años la FIFA probó la incorporación de dos nuevos asistentes, los jueces de gol ya ensayados en la Europa League aquella misma temporada. "El Reglamento establece que debe haber un solo árbitro, pero no dice cuántos asistentes, por lo que no habría que cambiar las normas básicas", dijo Blatter, que tenía el apoyo de Michel Platini, presidente de la UEFA, al que tampoco le hacía mucha gracia el uso de la tecnología: "Para mejorar el fútbol no hacen falta máquinas, se pueden poner más jueces".

Ninguno de los dos acabó bien en su cargo y el fútbol ganó con la llegada del VAR.