REAL MADRID

Bale, invencible e invisible

En media hora ante el Eibar sólo dio dos pases en campo contrario; sin embargo, es el jugador que ha disputado más partidos en esta Liga sin perder: 8 victorias y 7 empates.

El partido ante el Eibar deparó una gran sorpresa, la titularidad de Rodrygo junto Benzema y Hazard por delante de Bale y de Asensio. El galés, sobre todo (ya que el mallorquín vuelve de una larga lesión que ha durado toda la temporada) quedó señalado. Pero más aún después de ver lo que hizo sobre el campo los 30 minutos que le dio Zidane. Sólo once pases en media hora (y siete acertados). Y dos de ellos en campo contrario (y los dos errados). Totalmente desconectado. Cinco balones perdidos. Sin disparos a puerta ni faltas cometidas o recibidas… En una palabra. Invisible.

Contrasta la actitud y lo que ofrece Bale en el campo esta temporada, esa aparente invisibilidad, con una estadística que reveló Míster Chip cuando terminó el encuentro ante el Eibar. El galés es el jugador que ha disputado más partidos en esta Liga sin perder ninguno: 8 victorias y 7 empates en 15 partidos. Bale es tan invencible como invisible. Lo cierto es que, según pudo saber este periódico, Zidane habló con él cuando se reanudó el trabajo y le digo que partía con las mismas opciones que los demás en este nuevo arranque. Ante Valencia y Real Sociedad volverá a tener protagonismo a buen seguro, más aún teniendo en cuenta que Hazard tiene un golpe en el pie y vuelve de una lesión…

El domingo fue, además, una fecha señalada para Bale, que cumplía 250 partidos con el Madrid. Como con Zidane y sus 200 encuentros, Florentinom Pérez bajó al vestuario y se fotografió con el galés, pero ninguno de los dos consiguió desprenderse, aparentemente, de la tensión en sus rostros. Ha marcado Bale 105 goles en sus 250 partidos de blanco.

Los diez partidos que quedan para que finalice esta campaña son fundamentales para Bale. Es el único escaparate que le queda para intentar brillar y recibir por fin una oferta de la MLS o de la Premier que le saque del Madrid, donde tiene contrato hasta 2022 y es el sueldo más alto de la plantilla (14,5 millones de euros netos) junto con Ramos. El verano pasado estuvo a punto de ir al Jiangsu Suning de la SuperLiga china, pero cuando el Madrid pidió dinero por el traspaso la operación se abortó. Con 30 años y un largo historial de lesiones, el galés no está para desaprovechar oportunidades. La que tenía ante el Eibar, ya se esfumó.