TOTTENHAM

El callejón sin salida de Kane

El ariete, de vuelta tras la lesión, apremia a su equipo por un puesto de Champions ante la posibilidad de verse nuevamente lejos de la lucha por títulos y de cambiar de aires.

Son y Kane, en el entrenamiento del Tottenham de ayer.
Tottenham FC

Harry Kane (26 años) está de vuelta. El ariete inglés se ha visto 'beneficiado' por la aparición de la pandemia y ya se entrena con el Tottenham con la mirada puesta en el 17 de junio, fecha del retorno de la Premier. El delantero fue operado en enero por un problema en el tendón de su pierna izquierda. Mientras se recuperaba, ha tenido que vivir cómo el equipo de Mourinho se seguía distanciando de los puestos de honor de la Premier y, además, sufrió con la eliminación, sin paliativos, del Tottenham a manos del Leipzig en la Champions.

Si tras perder la final de la Champions y la poca solvencia del Tottenham en materia de fichajes, la frustración de Kane se fue haciendo palpable en cada entrevista, el panorama no le invita al optimismo. Al iniciarse el confinamiento, volvía a dejar clara su visión de futuro en un directo de Instagram junto a Jamie Redknapp. Su permanencia dependía de la capacidad del equipo para seguir creciendo, aseguraba, mientras dejaba la puerta totalmente abierta. "Siempre he dicho que si no progresamos o vamos en la dirección correcta, entonces no soy alguien dispuesto a quedarme por el simple hecho de hacerlo", decía.

Lo cierto es que, según explican fuentes inglesas, sus agentes esperaban la aparición de ofertas concretas para tener la sartén por el mango este verano. Había contactos regulares con el Madrid y con el United. Sin embargo, la llegada de Mourinho abrió un halo de esperanza a un futuro ganador. Semanas después, el equipo navega en séptima posición en la tabla, lejos de la Champions. A siete puntos de la zona noble. El coronavirus ha servido para que se pueda ver de nuevo de corto a Kane antes de finalizar la temporada, pero también ha aplacado las ansias de mercado de los más grandes. De momento, el único que parece moverse es el PSG, casi obligado porque expiraba la opción que tenía por Icardi y está exigido por la finalización del contrato de Cavani. En este momento, se afirma desde Inglaterra, el United es el clavo ardiendo de Kane. Pero el precio de salida marcado por el Tottenham en más de 200 millones de euros, parece una locura en tiempos de pandemia.

Quizá por eso, la desesperación de Kane aumenta y apremia a su equipo. Presiona para conseguir la gesta de meterse en la Champions, al menos. "Tenemos que estar entre los cuatro primeros, ese tiene que ser nuestro objetivo, de eso no hay duda", ha afirmado hoy a los medios del club, a pesar de la machada que significa para los nueve partidos que les quedan. "Tenemos que ganar siete u ocho para entrar en la Liga de Campeones, empezando por el primero ante el Manchester United", esgrime sin medida. Al Tottenham, además, le quedan partidos importantes ante Sheffield, el Arsenal o el Leicester y, de reojo, se mira a la apelación contra la sanción del City. La pandemia y las circunstancias pueden dejar a Kane en un callejón sin salida. Al menos este verano.

Jurgen Klinsmann, ex spurt, insta a Kane a no abandonar el Tottenham, como él mismo llegó a hacer. "Aún no se ha ganado nada desde 2008 y no es un muchacho, pero tiene esa oportunidad con los Spurs, tiene un entrenador fantástico, tiene un equipo fantástico y todos mantenemos los dedos cruzados para que ocurra más pronto que tarde", afirma el alemán, quien sí dejó el Tottenham para irse al Bayern a ganar títulos. Mientras, otro exdelantero como Teddy Sheringham le aconseja lo contrario. "En este momento, su carrera en los Spurs puede estar en una encrucijada. Si no han ganado nada o siente que no se esté avanzando para la próxima temporada, podría haber cambios. Harry solo tiene una carrera y quiere ganar cosas. Mi consejo sería que se asegure de aprovecharla al máximo", afirma el exariete.