INGLATERRA

La Premier quiere jugar sus 92 partidos en campos neutrales

Proponen jugar una jornada cada tres días en dos o tres sedes neutrales a puerta cerrada y retransmitir todos los encuentros por temor a no tener tiempo para acabar el torneo.

El estadio del Everton, Goodison Park.
Craig Brough Action Images via Reuters

En Inglaterra temen que la pandemia del coronavirus no permita celebrar los 92 encuentros restantes de la Premier League. Les quedan más partidos que a muchas ligas y temen no poder cumplir con los plazos. Es por eso que los clubes, según The Sun, presentarán una propuesta al presidente de la UEFA, Aleksander Ceferin, que podría hacer que los aficionados se vean obligados a ver el fútbol solamente por televisión.

En primer lugar, las jornadas se disputarían cada tres días en campos neutrales, pudiendo coincidir varios encuentros en la misma sede y el mismo día con el fin de que trabaje el menor número de efectivos sanitarios y de seguridad posible, poniendo en riesgo a pocas personas.

Los partidos se disputarían a puerta cerrada en dos o tres estadios, pero al tratarse de campos neutrales (probablemente algunos escenarios ubicados en Midlands), los seguidores lo tendrían mucho más difícil para desplazarse a las inmediaciones del estadio, poniendo en peligro la salud de la gente en las aglomeraciones, como ocurrió con los aficionados que estuvieron en las inmediaciones del duelo entre el PSG y el Borussia Dortmund de la Champions League.

En cuanto a la retransmisiones, Sky Sports seguiría emitiendo todos estos encuentros, en teoría incluyendo la franja horaria reservada para que los aficionados vayan a los estadios, por lo que se podrían ver íntegras todas las jornadas.

Manchester City, Arsenal, Aston Villa y Sheffield United tienen diez encuentros pendientes de la Premier League por jugar, mientras que el resto tiene nueve. Antes de que que estas medidas se presenten de manera oficial a la UEFA, el gobierno británico debe aprobarlas.

La FA teme diez meses sin partidos de la selección

Según recoge EFE, la federación inglesa (FA, por sus siglas en inglés) teme que la selección inglesa esté casi diez meses sin disputar un partido después de la suspensión de la Eurocopa 2020, trasladada a 2021, y los amistosos de marzo y abril.

Así lo explicó Mark Bullingham, jefe ejecutivo de la FA, en una charla con periodistas. "La UEFA ha hablado sobre mover los amistosos de marzo a junio. Claramente junio parece una fecha complicada ahora mismo, pero aún no sabemos. Tenemos que continuar viendo cada alternativa diferente. Si no pasa en junio, el siguiente partido sería en septiembre", dijo Bullingham.

Inglaterra tenía que jugar contra Italia y Dinamarca en marzo, mientras que a principios de junio se enfrentará a Austria y Rumanía, en lo que hubieran sido los últimos preparativos para la Euro. Una Eurocopa que, según anunció la UEFA este martes, se trasladará al verano de 2021. "He estado con Gareth Southgate (seleccionador de Inglaterra) y el equipo técnico. Estamos viviendo tiempos sin precedentes y hay cosas mucho más importantes que el fútbol. Desde el punto de vista de Gareth, apoya los cambios que se están produciendo. Desde un punto de vista técnico, no creo que estemos en un lugar diferente al resto. Nadie quiere que haya un gran hueco en la temporada, pero aquí estamos. Somos un equipo joven, así que no se verán muchos cambios, pero será Gareth quien lo decida", añadió el directivo.