LEGANÉS

El Leganés perpetúa la tradición de apoyar la donación de sangre

La plantilla pepinera acudió al Hospital Severo Ochoa a apoyar el maratón que comienza en el centro hospitalario. Son ya once años de apoyo continuado a la causa.

El Leganés perpetúa la tradición de apoyar la donación de sangre
CD Leganés @CDLeganes

La llegada de otoño, en el Leganés, sinónimo de cumplir una tradición. La de volcarse con la campaña de donación de sangre del hospital de la ciudad, del Severo Ochoa. Mañana jueves comienza un maratón que invita a sus habitantes a colaborar con esta causa durante todo el día. Desde el primer día que se puso en marcha esta iniciativa el Lega ha estado acompañándola. Ayer los blanquiazules repitieron el respaldo.

Lo hicieron no de manera particular o aislada, sino de forma masiva. Toda la plantilla (salvo los internacionales) acudió al hospital. Le acompañó también el cuerpo técnico al completo, la presidenta, Victoria Pavón, y el director Deportivo, Txema Indias. Junto a ellos, miembros de la Federación de Peñas.

Todos se han volcado para animar a los ciudadanos a que mañana, de 9:00 a 20:30, vayan a donar sangre. Para hacerlo habrá incentivos pepineros. Los más atractivos: dos camisetas firmadas por los jugadores que se sortearán entre los que vayan a aportar su sangre.

Luis Ángel Duque, el pionero

El maratón de donaciones, como el apoyo del Lega a esta iniciativa, cumple ya once años y doce ediciones. Arrancó en 2008 y en aquel momento el club (entonces en Segunda B) no dudó en dar ejemplo y apoyar la causa de la mano de Luis Ángel Duque, histórico entrenador blanquiazul del primer ascenso a Segunda y el técnico con más partidos en el banquillo del Lega.

Duque, siempre muy unido al hospital y al Ayuntamiento de Leganés, era director deportivo y sugirió a la antigua directiva que liderada Rubén Fernández adherirse al Severo Ochoa en esta iniciativa. No lo dudaron.

Pasaron los años y pese a los cambios en el palco, el club siguió entendiendo que adherirse a esta campaña era la mejor manera de hacer ciudad desde el equipo. Ni siquiera el ascenso a Primera ha frenado este apoyo anual ya tradición en el Leganés cuando llega el otoño.