Competición
  • Champions League
  • LaLiga SmartBank

LEGANÉS

Rosales, el fichaje goleador inesperado del Leganés

El carrilero venezolano suma dos goles en tres partidos: el de ayer al Amiens fue un golazo. Pese a ello, Marc Navarro apunta a titular. Se camufla por las calles de Leganés.

Rosales, el fichaje goleador inesperado del Leganés
JUAN AGUADO DIARIO AS

Roberto Rosales es defensa, dicen. Lo suyo no es atacar, dicen. Pues mienten. O quizá no tanto. Vamos, que al nuevo fichaje del Leganés (30 años, firma por dos temporadas procedente del Málaga -1,2 millones de euros-) se le da bien defender… y también atacar. Sólo ha jugado tres partidos de pepinero, pero el venezolano acumula ya dos goles con el escudo del laurel. 

Uno se lo hizo el miércoles al Alcorcón en la ID Butarque. El otro lo marcó ayer frente al Amiens en Francia. Éste, para enmarcar. Misilazo de 20 metros desde más allá de la esquina derecha del área grande. Con la zurda, su pierna menos buena. Quién lo diría. Ya no sólo por el golazo de ayer. Ante los alfareros, tras la lesión de Szymanowski, ejerció por el costado zocato. También lo hizo bien.

Tanto tino llama la atención no sólo por la asiduidad con la meta rival en tan poco tiempo, sino también por la cantidad. El curso pasado, en su cesión al Espanyol, Rosales hizo tres goles. Con el Málaga sólo sumó dos en cuatro temporadas. Dos menos de los cuatro que hizo con el Twente también en cuatro temporadas. Sí, este veloz carrilero suele marcar, pero no tanto ni tan de seguido. Estas dos dianas lo colocan, por cierto, como segundo pichichi del Lega en verano por detrás de Sabin Merino, que suma tres dianas. 

“Ya lo dice mi madre: hay que intentarlo” 

“Obviamente estoy contento por el gol, pero más allá de eso, es muy importante ir cogiendo sensaciones”, comentó ayer Rosales para las redes sociales del Leganés, aferrado al tópico futbolero de que lo primero es el ‘nosotros’, no el ‘yo’. ¿Y el golazo, qué?: “En los entrenamientos lo había practicado mucho. El año pasado ya hice un gol así”, sonríe Rosales antes de acordarse de su mamá. “Como dice mi madre, hay que intentarlo y gracias a Dios, entró. Lo importante es sumar minutos y arrancar la Liga de la mejor manera”, retornó de nuevo al discurso habitual de pretemporada.

De ‘incógnito’ por Leganés

Pese a tan buenos números, por ahora parece que Pellegrino tiene claro que su carrilero diestro será Marc Navarro, que ha jugado dos partidos de inicio (ayer, el último) junto al que se supone que es once actual de gala para el Flaco. Un hecho que seguro que no frena las ganas de Rosales por ser titular mientras se adapta a su nuevo club.

Por ahora, Rosales vive en un hotel en el centro de Leganés y dedica las tardes a salir por la ciudad y mezclarse (casi) en el anonimato con los que son sus nuevos hinchas. Los que ayer se llevaron las manos a la cabeza sorprendidos por su golazo. Creían que era solo un defensa, pero lo suyo también es atacar.