Competición
  • Champions League

FÚTBOL FEMENINO

Los retos del Real Madrid a su entrada en el fútbol femenino

El Real Madrid Femenino será una realidad a partir de la 2020-21. Hasta entonces, aún quedan por resolverse muchas incógnitas sobre el proyecto de Florentino en esta categoría.

Florentino Pérez durante la Asamblea General de Socios del Real Madrid.
PEPE ANDRES DIARIO AS

El Real Madrid ha decidido dar el salto al fútbol femenino, con la absorción del CD Tacon, equipo recién ascendido a la Liga Iberdrola. Eso sí, para ver al club blanco jugar en esta categoría habrá que esperar hasta julio de 2020, fecha fijada por la entidad dirigida por Florentino Pérez, que no ha querido precipitarse en el lanzamiento de la sección femenina. La decisión, aprobada este martes en la Asamblea, deja muchas dudas aún por resolver, en lo que será el devenir del futuro Real Madrid Femenino.

La primera incógnita se encuentra en la plantilla que conformará al equipo que echará a andar en el verano del próximo año. Queda por saber si se respectará la plantilla del actual CD Tacon, cuyo principal objetivo de este nuevo curso será la permanencia en la máxima categoría, o se decidirá dar entrada a jugadoras de más nivel, que logren pelear por el título frente a Atlético de Madrid y Barcelona. Lo cierto es que la decisión de esperar al próximo año deja entrever que Florentino está cuajando un proyecto para esta sección y que puede tener un plan en cuanto a remodelación del equipo, en el que se podría mantener una base de jugadoras, que se complemente con estrellas que logren atraer a un mayor público.

Asamblea del Real Madrid.

Nada más publicarse la noticia del posible lanzamiento del Madrid Femenino, se pusieron sobre la mesa varias jugadoras de renombre internacional. A Marta, seis veces mejor jugadora del mundo, se unió Vero Boquete, una de las mejores jugadoras españolas de la historia. La delantera brasileña siempre ha mostrado su predilección por el equipo de Chamartín. Mientras, la propia Vero se ha ofrecido a Florentino para jugar de blanco. La llegada de galácticas dependerá de la inversión que decida hacer la entidad blanca en su equipo femenino, más allá del casi medio millón de euros que pagará por la plaza en Primera del Tacon. Todo apunta a que el presupuesto rondará los dos millones de euros. Sin embargo, aún no hay nada oficial sobre la mesa.

Más allá del presupuesto, también queda la duda de saber qué pasará con la cantera del CD Tacon. El modesto club madrileño dirigido por Ana Rosell, madridista confesa, cuenta con un gran organigrama deportivo, con más de 100 niñas en formación en diferentes categorías. La duda está en saber si este centenar de niñas quedará también amparadas bajo el paraguas del Real Madrid o seguirán formando parte de la escuela del CD Tacon.

Jugadoras del CD Tacón.

Lo que sí que parece tener claro Florentino es que pertenecerá al nuevo modelo de competición anunciado por la RFEF, respaldando así a Luis Rubiales en su ferviente guerra por el poder del fútbol femenino con Javier Tebas. Todo apunta a que el CD Tacon se apuntará en julio a la liga de RFEF (entre 8 y 16 equipos profesionales), junto a Barça y Athletic, mientras los otros 14 equipos de la Asociación de Clubes, afín a LaLiga, se mantiene en contra de este proyecto de la RFEF. Rubiales anunció que a la Selección y a la Champions sólo se va compitiendo por su vía.

Los retos del Madrid femenino: Champions, abrir el Bernabéu...

De las dudas a los retos. El Real Madrid afronta a partir de julio de 2020 una ardua tarea, en busca de un equipo que plante cara a los grandes de la Liga Iberdrola. El primer objetivo que tendrá será el de conseguir un gran resultado en su primera temporada en la máxima categoría del fútbol femenino español. A años luz de Atleti y Barça, con cuatro títulos ligueros cada uno, tendrá como principal objetivo proclamarse campeón de la competición nacional. Será difícil, por el nivel y trayectoria de los demás equipos, pero no imposible. El Athletic también logró ganar el trofeo liguero en su primera temporada en la entonces llamada Superliga femenina, tras absorber al CD Leioa.

Con la consecución del título, el equipo blanco conseguiría el pasaporte para jugar la Champions la siguiente temporada. Aunque si no se pudiera lograr coronarse en la Liga Iberdrola, la máxima aspiración será estar en segundo lugar, una posición que también le clasificaría para disputar el torneo europeo. En ello estaría el reto de superar a su eterno rival, el Barcelona, que consiguió ser el primer equipo español en jugar una final de Champions, la que perdió el pasado mes de mayo frente al todopoderoso Olympique de Lyon en Budapest.

El Barcelona celebra su pase a la final de Champions.

Otro de los retos para Florentino Pérez en su apuesta por el fútbol femenino sería abrir el estadio. En la última temporada, grandes templos como el Wanda Metropolitano, con el récord mundial de asistencia a un partido femenino de clubes, San Mamés, Mestalla o el Benito Villamarín, han abierto sus puertas a sus equipos femeninos. Con la aún pendiente apertura del Camp Nou, estará por ver si la entidad de Chamartín logra adelantar a los azulgrana haciendo debutar al fútbol femenino en el Santiago Bernabéu. En estas líneas, también queda por conocerse cómo será la respuesta del madridismo. Han sido muchos los que durante años han reclamado la entrada del club blanco al fútbol femenino. Ahora queda por ver si esos reclamos apoyarán partido tras partido a las futuras jugadoras del Real Madrid.