RACING

El Racing va a por su undécima promoción de ascenso

El Racing va a por su undécima promoción de ascenso

Esteban Cobo

DIARIO AS

Los cántabros ganaron las ocho primeras que disputaron y han perdido las dos últimas veces que han llegado a la ronda decisiva

Roberto González

La ventaja de tener 106 años de historia y haber pasado por todas las categorías del fútbol nacional ya que, como el Tenorio, el Racing a las cabañas bajó y a los palacios subió, y en su trayectoria suma 44 años en Primera, 34 en Segunda, 6 en Segunda B y 4 en Tercera. No se puede decir que el racinguismo haya tenido una trayectoria aburrida por el fútbol español:15 descensos y 14 ascensos. De estos, ocho los consiguió superando sendas eliminatorias, lo que ahora nos empeñamos en llamar playoff, unas con liguilla y otras con eliminatorias al KO. Se puede decir sin lugar a dudas que el viejo equipo cántabro es un especialista en vivir en el alambre. Y ahí sigue, porque el 26 de mayo va a por su undécima promoción de ascenso.

Tan especialistas son los de El Sardinero que su primera promoción de ascenso fue antes de comenzar LaLiga. Para arrancar la Primera división en 1928, después de muchas polémicas e intrigas palaciegas, acabaron encontrando a nueve clubes que se hubieran proclamado campeones o subcampeones de Copa. Faltaba uno para hacer pares y se pelearon por ese puesto Celta, Depor, Sporting, Oviedo, Racing, Sevilla, Betis, Iberia, Alavés y Valencia. Viendo esa nómina con ojos de 2019, sorprendentemente fueron los santanderinos los que se llevaron el gato al agua tras eliminar al Valencia, con partido de desempate, al Betis y al Sevilla... ¡con dos partidos de desempate! En seis dias, del 3 al 9 de febrero, cántabros y sevillistas se enfrentaron tres veces en el Estadio Metropolitano de Madrid, 1-1, 2-2 y 2-1. Primer ascenso verdiblanco vía promoción.

Tras nueve ligas en Primera, una Guerra Civil, un descenso a Segunda y otro a Tercera, los de El Sardinero promocionaron de nuevo, de Tercera a Segunda, en la 43-44 y ganaron una liguilla al Racing de Ferrol, Cacereño y Logroñés. Exactamente lo mismo sucedió de nuevo en la 47/48, otra vez de Tercera a Segunda, ganando al Gerona, Salamanca y Melilla. Dos años más tarde ganó su tercera liguilla de promoción consecutiva, esta a Primera sobre el Murcia, el Lerida y el Alcoyano.

Veinte años más tarde, y con habitual sube y baja racinguista de por medio, el Racing se jugó un ascenso a Segunda en una promoción con el Ilicitano al final de la temporada 69/70. De nuevo fue una promoción dramática, 2-0 en Elche, 2-0 en Santander y desempate en Chamartín con 1-0 racinguista, gol marcado por Ico Aguilar, que muy poco después fue fichado precisamente por el Real Madrid.

En la 90/91 llegó la sexta promoción, también ganada, en la que el Racing, con Felines en el banquillo recuperó la Segunda División ganando dramáticamente, con un 3-4 en Las Margaritas con autogol del Getafe en el 90', a Córdoba, Cartagena y Getafe. Apenas dos años después el club santanderino regresó a Primera ganando una promoción al Español, 0-1 en Sarriá y 0-0 en El Sardinero, con el ovetense Paquito como entrenador. Otro de la capital del principado, Paco Fernández lideró al Racing que ganó la promoción, ya playoff, de la 13/14 a Segunda superando al Llagostera en la eliminatoria de campeones de grupo. En ese momento, el club santanderino llevaba un inmaculado balance de ocho promociones ganadas de ocho jugadas.

Las decepciones vinieron después. En la 15/16, con Pedro Munitis como entrenador, el Racing cayó ante el Reus, primero, y el Cádiz, perdiendo así su primera fase de ascenso. Repetiría fiasco un año más tarde, con otro de la casa en el banquillo, Ángel Viadero, cuando los cántabros eliminaron al Rayo Majadahonda y al Villanovense, pero perdieron en la ronda definitiva ante el Barça B.

De momento, el Racing es el único campeón seguro de los cuatro grupos de Segunda B y espera rival para la eliminatoria de campeones en la que se logra el ascenso directo a Segunda. Y que se preparen los rivales porque lo hace, por tercera vez, con algo que parece talismán: un técnico asturiano en el banquillo, Iván Ania, que como los dos paisanos que le antecedieron como entrenadores del Racing, Paquito y Paco Fernández, tiene pasado como jugador del Real Oviedo.