Competición
  • Clasificación Eurocopa

ATLÉTICO DE MADRID

Costa: obligado a parar cuatro meses por segunda vez con el Atlético

El delantero del Atlético de Madrid, Diego Costa, durante un entrenamiento.

Kiko Huesca

EFE

Volverá a estar varios meses sin jugar un partido de competición oficial y se repetirá lo que sucedió a finales de 2017, cuando fichó por el club rojiblanco.

Diego Costa volverá a estar varios meses sin jugar un partido de competición oficial y se repetirá lo que sucedió a finales de 2017, cuando fichó por el Atlético. El delantero del Atlético jugó en el Camp Nou el pasado 6 de abril partido liguero y fue expulsado. Posteriormente fue sancionado con ocho partidos, lo que supone que diga adiós a la temporada en esa fecha. El rojiblanco se perderá la recta final de LaLiga y no podrá ayudar a su equipo a afianzarse en el segundo lugar liguero. Costa no jugará encuentro oficial hasta el inicio de la próxima Liga, en principios para mitad de agosto, por lo que estará cuatro meses sin jugar. El primer partido serio de la pretemporada del Atlético es el 23 de julio en Texas, partido correspondiente al torneo ICC y el equipo de Simeone se enfrentará al Chivas de Guadalajara.

Quizá sea demasiado tiempo parado para un futbolista que tiene 30 años, pero a su favor juega que Diego Costa ya sabe lo que es estar mucho tiempo sin disputar partidos oficiales. Es la segunda vez que le pasará en un espacio relativamente corto de tiempo.

Cuando fichó por el Atlético en septiembre de 2017 lo hizo sabiendo que no podría jugar porque sobre el club madrileño había una sanción que le impedía inscribir futbolistas. Así, el internacional español estuvo cuatro meses entrenándose con el Atleti sin jugar. Volvió a hacerlo a primeros de 2018. Sin perder ni un minuto. Jugó el 3 de enero de 2018 en Lleida, en octavos de final ida de Copa del Rey. Y lo hizo desatado. Entró en el minuto 63 y marcó en el 68. Tuvo media hora para ir poniendo en forma su cuerpo y adaptarse a la competición. Tres días después, volvió a jugar, esta vez en LaLiga, en casa, al calor de la gente en el Wanda Metropolitano. El Atlético ganó 2-0 al Getafe, en la jornada 18 del campeonato y Costa marcó un gol. Fue expulsado por celebrar el tanto con la grada. Volvió a lo grande, en plan goleador, pero no pudo tener un partido entero con alegría.

No había jugado un partido de competición oficial desde el 27 de mayo de 2017, cuando con el que era su club, el Chelsea, jugó y perdió la final de la FA Cup ante al Arsenal. Marcó el único gol de su equipo que acabó perdiendo el partido y el título.

Ahora estará otros cuatro meses sin jugar. No es nada nuevo para él. Tendrá que entrenarse a tope y hacerlo también en las vacaciones para llegar con las pilas cargadas. Simeone dice que cuenta con él. Simeone dice que le espera. No es la primera vez. El entrenador rojiblanco guarda una especie de relación de amor con el delantero y cuatro meses no son nada.