INGLATERRA

Sterling: "Soy negro y estoy orgulloso de serlo"

El atacante del Manchester City habló sobre el racismo imperante en el mundo del fútbol y apoyó a su compañero Danny Rose: "Si abandonas el campo, ellos ganan".

Sterling: "Soy negro y estoy orgulloso de serlo"
Dan Mullan Getty Images

Seguramente nunca lo quiso, pero Raheem Sterling se ha convertido en una de las principales voces del fútbol en la lucha contra el racismo que impera en el deporte rey: "Esto ha pasado antes de que yo hubiese nacido, antes de que mis padres hubiesen nacido. No intento liderar algo ni nada por el estilo. Sólo puedo intentar concienciar a la gente, pero es otra gente en posiciones de poder la que tiene que hacer su trabajo"En medio de una nueva ola de polémicas racistas, la última de ellas en España, el atacante del Manchester City habló sin tapujos sobre este mal y animó a que otros futbolistas alcen la voz "pues será mejor para todos". "Cuando era niño, mi madre siempre me decía que era un niño negro maravilloso. Yo ya lo sabía. No tengo problemas con mi color de piel. Soy negro y estoy orgulloso de serlo", explicó Sterling.

En las últimas semanas hemos sido testigos de lamentables incidentes xenófobos en Italia y Montenegro, con Moise Kean, Blaise Matuidi, Callum Hudson-Odoi y Danny Rose como principales protagonistas. En el país transalpino, los juventinos Kean y Matuidi recibieron insultos racistas durante la victoria por 2 a 0 de la Juventus sobre el Cagliari. No era la primera vez que estos incidentes se producían, de hecho, el propio Matuidi fue objeto de la ira racista de los aficionados sardos la temporada anterior. El pasado viernes conocíamos que estos incidentes quedaban, por el momento, sin sanción a la espera de una "investigación adicional" para recabar más material antes de emitir una posible sanción que se conocería a lo largo de esta semana.

Por otra parte, también fue especialmente sonado el caso del Montenegro-Inglaterra, con victoria para los británicos por 1 a 5. Tanto el joven atacante del Chelsea Callum Hudson-Odoi como el defensa del Tottenham Danny Rose recibieron diversos insultos y, según los presentes al partido, los sonidos de mono dirigidos hacia ambos jugadores se escucharon por todo el campo. El lateral 'spur' reconoció hace unos días que meditaba abandonar el fútbol a causa de los constantes ataques xenófobos que vive en los estadios: "He tenido suficiente. Me quedan cinco o seis años de fútbol y no puedo esperar a que llegue el día".

Interrogado por la cuestión, Sterling apoyó a su compañero de selección, reconociendo que ha "escuchado historias sobre su pasado en juveniles y demás" y que quizás es necesario que alguien hable así para que "se tomen en serio sus quejas". "Respeto sus comentarios y es una pena escuchar algo así. No todos somos iguales, no todos lo llevamos igual, es una pena tener que oír cosas así", añadió.

Asimismo, se mostró en contra de abandonar el campo cuando uno recibe este tipo de ataques xenófobos alegando que prefiere "ir y ganar el partido porque eso les hará mucho más daño". "Están intentando derrotarte. Si abandonas el campo, ellos ganan. Si marcas un gol para ganar el partido, el sentimiento es mucho mejor y positivo", explicó, "Aunque todos somos diferentes y tenemos distintas opiniones, tenemos que apoyar a todos".

Por último, explicó que no fue hasta su etapa como profesional cuando se encontró con el racismo: "Si soy justo, nunca sufrí de ello durante mi infancia en Londres. Fue cuando, ya en Liverpool, viajando al norte, cuando me encontré con él por primera vez".

Guardiola: "Es un problema social"

El entrenador del Manchester City también se manifestó sobre  la xenofobia, explicando que no es un problema exclusivo del mundo futbolístico y sí un problema que atañe a toda la sociedad. "Ni Raheem, ni ninguno de los chicos negros eligen el color de su piel. Nadie lo hace, ni siquiera yo mismo", dijo Guardiola, "Es nuestro comportamiento y nuestra personalidad lo que nos hace diferentes. Es difícil entender cómo en el siglo XXI seguimos debatiendo sobre esto". Por último, añadió que Sterling "maneja el problema muy bien".