Competición
  • Clasificación Eurocopa

MAINZ 5 - FRIBURGO 0

Manita del Mainz al Friburgo

Mateta

EFE

El Mainz corta una racha de siete derrotas en ocho partidos. Mateta logró un 'hat-trick' y Boëtius y Onisiwo completaron la goleada.

El Mainz acabó con su mala racha de resultados -había perdido sus últimos cuatro partidos en Bundesliga - superando con claridad al Friburgo (5-0) para sumar 33 puntos y ocupar el duodécimo puesto de la tabla, uno más que su rival.

El equipo dirigido por Sandro Schwarz volvió a la senda de la victoria ante uno de sus adversarios favoritos: los locales han ganado más partidos al Friburgo (12) que a ningún otro equipo en su historia en la competición doméstica.

A pesar de ello, los visitantes entraron más conectados al encuentro y gozaron de las mejores ocasiones, pero un garrafal error del portero Alexander Schwolow le regaló la posibilidad a Jean-Paul Boëtius de poner en ventaja al Mainz.

El Friburgo, que solo había perdido uno de sus últimos ocho partidos en liga antes de llegar al Opel Arena, acusó el golpe anímico del primer gol y cedió espacios para que los locales ampliaran la ventaja al contraataque. Boëtius volvió a intervenir, esta vez para asistir a Jean-Philippe Mateta, que anotó el 2-0.

El delantero francés volvió a marcar pocos minutos después en esta ocasión aprovechando un pase del lateral español Aarón Martín, de quien el director deportivo del Mainz, Rouven Schroeder, habló en los días previos para desmentir las informaciones sobre su cláusula y el supuesto interés del Atlético del Madrid en su contratación.

Con el paso de los minutos, el Mainz siguió encontrando facilidades para ampliar la diferencia, incluso sin tener el dominio del esférico, pues los locales doblegaron al Friburgo registrando un 29% de posesión. Así, el austriaco Karim Onisiwo marcó tras una nueva asistencia de Boëtius y luego fue él quien asistió a Mateta para que firmara su 'hat-trick' y se apuntara así su décimo gol en liga, ratificando su condición de máximo goleador del equipo.

Con este triunfo, el Mainz pone fin a una racha que le había llevado a perder siete de sus últimos ocho partidos en competición doméstica, en los que había encajado 23 goles y solo había logrado anotar seis. Además, los tres puntos le sirven para adelantar al Friburgo y ocupar la duodécima posición en la tabla, con una diferencia de trece con respecto a los puestos de descenso.