Competición
  • Premier League
  • Liga Portuguesa
Premier League
Liga Portuguesa

FEDERACIÓN | MIGUEL GALÁN

"En la RFEF me dicen 'Querellator' y de ella depende dejar de serlo"

"En la RFEF me dicen 'Querellator' y de ella depende dejar de serlo"

EMILIO COBOS

DIARIO AS

El KO de Villar no calmó a Miguel Galán. Ya denunció irregularidades en la Federación y ahora pelea contra Rubiales, tiene en los tribunales a las Territoriales y ha denunciado al TAD, Rienda y Lete.

Pensaba resumir los casos judiciales de la Federación que aún colean y veo que en todos aparece usted. Por eso he preferido venir a preguntarle cuántos son y cómo avanzan.

Mediante querellas o denuncias mías hay ahora mismo en el juzgado seis o siete relacionados con la RFEF o las Territoriales. Administrativamente, entre 20 o 30. Son por diversos asuntos.

¿Cómo cuáles?

Unos, por los cursos de entrenador. Otros, por la corrupción de Villar. Otros, por la petición de destitución de los presidentes de las Territoriales que firmaron una carta de apoyo a Villar en plena campaña electoral y, luego, otra por no cumplir con las resoluciones del TAD. Otros, por diversos asuntos de Rubiales en el Caso Arquitecta. Otro, por no devolver el dinero de las quinielas. También están el Caso Recre, Caso Haití… Muy variopinto.

¿Y qué hace usted en medio?

Defenderme. Hace 18 años fui el precursor de la formación académica con los entrenadores y a la RFEF no le pareció bien que hubiera cursos fuera de su tutela. Me convertí en el enemigo número uno. Tenía dos opciones: o plegarme como el resto, incluidos secretarios de Estado, o luchar contra el hombre con más fuerza de este país, que era Villar, y sus amigos Blatter y Platini. Elegí lo segundo. Y me fue bien.

¿Qué le dicen sus familiares?

Que lo deje. Me lo han dicho muchas veces. Y nunca les hago caso. Cuando recibes cartas anónimas o llamadas intimidatorias, sufren. Cuando mi padre, que fue entrenador en su día, abrió un día el As y vio que yo podría entrar en la cárcel por una denuncia de Villar por extorsión, imagínese… Pero Villar acabó en la cárcel gracias a mis denuncias. Yo entregué mucha documentación a Anticorrupción que derivó en la Operación Soule. Fui atacado y me he ido defendiendo. Por eso pensé en su día en presentarme como candidato contra él. Tenía que defenderme y defender a todos los entrenadores por la Licencia UEFA que la RFEF no les da a nuestros alumnos. Y no voy a parar. Cualquier presidente de la RFEF tiene que hablar conmigo.

Suena arrogante.

Es que debe ser así. Si no, me gastaré todo mi patrimonio en denuncias y querellas. En la Federación me llaman Querellator y estaría encantado de dejar de serlo. Depende de ellos. Hay que dialogar. Nunca me negué

Tengo entendido que ya ha habido acercamientos.

Sí. Fue con la llegada de Rubiales. Me reuní con Andreu Camp para solucionar el problema con las licencias y al final me engañó y engañó a la Unión Europea, que le obligó a sentarse conmigo para negociar por una denuncia mía antes de tomar una resolución. Mis cursos son oficiales y académicos y los de la RFEF sólo son federativos. Cuando nuestros entrenadores quieren trabajar en el extranjero, la RFEF les deniega la Licencia UEFA en los países que las piden. Es una traba muy grande. Dicen en la RFEF que van a ser más dialogantes, que se va a solucionar, que la Federación es de todos, pero son iguales o peor.

¿No exagera?

No. No quieren verme, pese a pedirlo por escrito, porque para ellos soy un disidente y un apestado. Han sacado unas circulares que no tienen nada que ver con lo negociado. Habíamos hablado de darme un sello de calidad y que, a cambio, nos puedan inspeccionar los cursos cada dos años. No tengo miedo, pese a que dicen que tenemos poco rigor cuando ellos han dado títulos a Xabi Alonso y a Raúl en seis semanas. Y ahora, sin embargo, mis alumnos tienen que pagar 1.200 euros por esa licencia y los suyos 50 euros. Y luego tienen que hacer un examen. Y, además, nuestro centro tiene que depender de la RFEF, cuando yo ya dependo del Ministerio. Es increíble.

¿Esta lucha le ha aportado más cosas positivas o negativas?

Muchísimas negativas, pero también muchísimas positivas. Gracias a esto no me han cerrado CENAFE (su academia de entrenadores). Han ido a por mí de todas las maneras posibles. Y digo todas: inspecciones por denuncias; cierre del centro de Barcelona por denuncias a la RFEF, aunque luego he ganado; amenazas de muerte; el ataque a las cerraduras de nuestras oficinas; pintadas... He destapado la corrupción de la RFEF y no me lo perdonan. Yo he materializado las querellas, pero debo reconocer que Miguel Cardenal lideró esta bandera de luchar contra las irregularidades. Y que quede claro, ni he estado manejado por él ni por Tebas. Los conozco pero no tengo relación con ellos.

¿Cuánto le está costando esta cruzada?

Las denuncias y las querellas me han salido por unos 130.000 euros. Y si le suma las campañas electorales a la RFEF y a la Madrileña (peleó con Paco Díez), en total 250.000 euros.

¿Es rico?

Rico, no. Tengo dinero. Facturamos al año entre 1,2 y 1,5 millones. Nadie me ha apoyado. Tenemos de 1.000 a 1.500 alumnos y cada curso vale 1.000 euros, más o menos. Este año hemos bajado un poquito. Doy trabajo a mucha gente. Y las previsiones son muy grandes en China, Qatar, Marruecos, etc. Quieren allí nuestro modelo y espero cuadriplicar la facturación. Espero un día recuperar bastante en costas. El Caso Haití y el Caso Recre, que están en diligencias previas, los voy a ganar claramente. Ahí va a haber una condena a la RFEF. No le libra nadie. Sólo falta por saber si culpan a Villar, Jorge Pérez, Kepa Larumbe, Padrón… Se ha demostrado con informes y con facturas lo que hicieron. El dinero que recibió para destinarlo a Haití no fue donde debía. Hay un fraude de subvenciones y una clara prevaricación. Hay facturas de entrenadores que iban a dar cursos en Haití que han declarado en sede judicial que nunca pisaron el país. Hay material deportivo que tenía que haber llegado a Haití y no llegó…

FUTBOL 18/19Miguel Galán, presidente de Cenafe Escuelas.

¿Y en el Caso Recre?

Ahí hay equipos que con deudas como el Recre fueron descendidos y el Recre, no. Y hay facturas que la RFEF pagó al cuerpo técnico del Recre con dinero de las taquillas de la Selección. Eso para que pagara las deudas y no descendiera. Un disparate. Y en la Soule, también. Las declaraciones de la UCO son demoledoras. Ya sé que muchos dicen que denuncié a Zidane por publicidad, que traje al sirio por publicidad, que hago todo por publicidad. Y no, hombre. Un día colaría. Pero son muchos años.

¿Si la RFEF y usted llegaran a un acuerdo por los cursos retiraría todas las denuncias?

Si hay acuerdo por eso, sí, Pero es que hay muchas cosas más. Los entrenadores cesados que no pueden dirigir en la Liga en una misma temporada, el 3% que pagan los técnicos como impuesto revolucionario, etc. Si la RFEF solucionara todas estas cosas y pidiera un acuerdo extrajudicial, nos sentaríamos a hablar. Mi obsesión no es que Villar entre en la cárcel, ni se lo deseo. Ni a Rubiales. Ni que tengan problemas. No es mi obsesión, de verdad. Si alguno ha robado, que lo pague. Mi obsesión es que los entrenadores tengamos unos derechos y que mis alumnos no estén discriminados. Nada más.

Dicen que pidió un millón para olvidar todo.

Es una falsedad de un presidente (habla del cántabro José Ángel Peláez) que dijo a Villar, según la Soule, "toma 5 millones para que te lo gastes en lo que te salga de los cojones" y "Padrón se llevó lo que no está en los escritos".

¿Cuántas querellas hay interpuestas contra usted?

Ha habido tres. Una de Rubiales, mandado por Villar y AFE por una presunta estafa de 300 euros. Otra de Villar por una supuesta extorsión y otra de la Federación Asturiana. Y sólo sigue en curso la de la AFE. El fiscal ha pedido el archivo, pero aún no hay una decisión. Las otras se archivaron. Yo nunca me senté con Villar a negociar ni le extorsioné. Su abogado, que murió, simplemente le pidió una reunión al mío. Nada más.

Sin Villar parecía que reduciría su beligerancia, pero...

¡Y lo que queda! Estoy pensando presentarme a las próximas elecciones a la Federación.

Eso dijo la otra vez y al final...

Pasaron muchas cosas en aquella campaña que aún colean e irregularidades que me obligaron a echarme a un lado. Ahora estoy pensando volver. Además, estoy teniendo muy buenas ofertas por CENAFE y podría ser el momento. Voy a ver qué hago si veo que tengo posibilidades de ganar a Rubiales. Necesito que me apoye el fútbol modesto a través de ProLiga y que me apoye el fútbol profesional a través de Tebas. Si me animan, me presento.

¿Tebas apostaría por usted?

Nunca lo hizo. Últimamente nos hemos mandado al carajo por WhatsApp. Primero apoyó a Jorge Pérez, al que utilizó, y luego a Larrea. Ya me toca. Pero, qué pasa, que le digo las cosas claras. No soy su perfil.

¿Va usted a por Rubiales?

Yo quiero dialogar. Hasta con él. Quiero la paz para convivir en competencia leal. Le tiendo la mano, pero es que mantiene la misma línea que Villar. O peor. Le está haciendo bueno. Y nunca pensé que iba a decir esto. Como gestor le falta capacidad. La gente ve que está haciendo cosas nuevas. Habla de integridad, ha metido a mujeres en su directiva… Ya, ya, pero ¡es que el listón estaba muy bajo! Pero en la gestión de élite hay muchas más cosas que hacer. Y hay mucho desconocimiento. Por ejemplo, no querer jugar en Miami es por lo que es. Y eso no se puede consentir. Voy a por los que no cumplen.

¿Quiénes más no cumplen?

Ya dije en su día que mis denuncias iban a acabar con Villar y nadie me creía. Le destituyeron de su cargo por mi denuncia por utilizar sin deber los medios de la RFEF en campaña. Y ahora digo que van a caer por lo mismo los 16 presidentes de Territoriales a los que denuncié en el CSD. Ya he denunciado por prevaricación al TAD, a Rienda y a Lete. El tema está sin resolver desde que denuncié en enero de 2018. Con Rubiales quiero la paz para convivir en competencia leal. Pero es que está haciendo bueno a Villar. Como gestor le falta capacidad.

El juez ya le ha dado la razón a Rubiales en dos de los tres asuntos del Caso Arquitecta.

Bueno, en el juicio donde la arquitecta le reclama el dinero que supuestamente no le pagó, le han declarado culpable y tiene que pagar más de 1.500 euros. Y en la denuncia que le puse yo en Valencia por utilizar supuestamente fondos de la AFE para pagar la reforma de su casa ha habido un archivo de actuaciones por falta de pruebas. Me parece que eso no es darle la razón, sino interpretaciones judiciales que, además, en ambos procedimientos están sujetas a recursos. El asunto más grave de todos es el de la supuesta agresión. Él, que va de adalid de la protección del fútbol femenino. Si se demuestra que hizo eso que dice la arquitecta en su denuncia, tendría que dimitir inmediatamente.

En la última sentencia, la del posible uso de dinero de AFE para pagar una deuda, el juez dice que es "insólito" lo que usted hace y critica su postura contra la RFEF. ¿Qué le parece?

Yo le diría al juez que lo que es insólito es que acepte una testificación de una parte para legitimar que Rubiales, supuestamente, pagó a la arquitecta en sobres cerrados 120.000 euros en efectivo. Me imagino que habrá informado a Hacienda de esta presunta irregularidad. De todas maneras, estoy de acuerdo con el juez: es insólito que en 29 años de dictadura de Villar sólo haya habido un humilde entrenador que, utilizando su dinero y sus abogados, le haya destituido de su puesto. Como también es insólito que haya podido demostrar la corrupción en la Federación. Respeto mucho las decisiones judiciales, cuando son a mi favor, que son la mayoría, y cuando son en contra, que son muy pocas. Gracias a los insólitos cambiamos el mundo a mejor.

Usted grabó sin su consentimiento a la arquitecta para denunciar después a Rubiales. ¿Le parece ético y moral?

Puedo entender que puedan pensar que no lo es. No tenía consentimiento de esa grabación subrepticia. Eso es así. Y en este caso no es ilícito. Pero que quede claro que yo no voy grabando así como así. Lo hice porque ella me citó en Valencia y por teléfono, antes, ya me había contado delitos muy graves. Yo no puedo denunciar algo así sin pruebas porque el que queda mal o como un mentiroso ante la sociedad futbolística soy yo. Quería tener pruebas. No tengo relación con ella, la vi en el juzgado, le pedí perdón y luego ella ratificó todo lo que yo conté. Estas grabaciones se hacen antes de las elecciones entre Rubiales y Larrea y no las saqué.

¿Por qué?

Las presentó siete meses después. No me gustaba ninguno, pero no quería que esto influyera. Rubiales tenía que darme las gracias. Por esto y porque una denuncia mía acabó con Villar El intocable fuera para que él pudiera estar ahora donde está. Algo que no consiguieron ni el Gobierno ni Tebas. Y hablando de moral. Lo que no es moral es que Rubiales me pusiera un detective privado en su día mandado por Villar. Fíjese si son malos que hasta les pillé.