Competición
  • Clasificación Eurocopa

LEGANÉS | BUSTINZA

"A todo jugador le gusta que le valoren conforme a lo que rinde"

Bustinza, segundo capitán del Leganés.

Chema Díaz

DIARIO AS

Bustinza, segundo capitán del Leganés, se encuentra en proceso de renovación. Su sueldo es uno de los más bajos de la plantilla. El acuerdo, cerca de cerrarse tras meses de diálogo.

La cara de Unai Bustinza es un mapa de gallardía. Llena de cicatrices, contradice el carácter sereno con el que habla el segundo capitán del Leganés. Cualquiera diría que este muchacho de voz templada y reflexión serena es capaz de meter la cabeza donde haga falta con tal de defender un balón. A su equipo.

Tras el entrenamiento en la Instalación Deportiva Butarque se presenta con un corte en la base de esa nariz que el año pasado se rompió y recolocó él mismo en un partido contra el Málaga. "Un roce de nada", dice luciendo cicatriz como quien luce una brizna de césped tras una sesión intensa. Como todas. Para Unai no hay entreno o partido relajado. Un sello que le ha hecho ganarse a la afición aunque él no se sienta historia del club. "Eso de la historia está bien para cuando tengamos 50 años y miremos al pasado. Yo soy más de la escuela de Asier Garitano. De vivir el presente", reflexiona.

Ese presente se divide ahora entre la próxima visita del Sevilla (el rival que apartó al Lega de jugar la final de Copa el año pasado), la lucha por la permanencia (con el Athletic que formó a Bustinza de por medio) y su renovación. Tras empezar con posturas alejadas el pasado verano, ahora el acuerdo parece más cercano que nunca. Un pacto que servirá para reajustar el sueldo del central (uno de los más bajos de la plantilla) al nivel de relevancia que ahora tiene este jugador (casi) y tocable. "A todo futbolista le gusta que le valoren", admite.

Partido contra el Sevilla, el de la triste eliminación copera del año pasado…

¿Tristeza por lo de la Copa? ¡Nunca! Está claro que queríamos haber jugado la final. Lo tuvimos cerca, pero tristeza no nos dio. Ahora sabemos sólo que viene un equipo duro. Los partidos contra el Sevilla son muy difíciles, pero también sabemos de la importancia que tiene Butarque. Aquí les conseguimos ganar en Liga. Para las condiciones en las que estamos es importantísimo.

Pero algo de pique habrá por lo de la Copa, ¿no?

Sí, hombre, pero ahora el mayor pique es con nosotros mismos porque esos tres puntos son vitales para ir con tranquilidad a las vacaciones. Ya la sensación de que el trabajo está más hecho. ¿Pique? Bueno… hay muchos jugadores aquí que no vivieron esa experiencia, que fue preciosa.

Sarabia y Banega forzaron la amarilla. Como si jugar en Butarque fuera sencillo. ¿Eso molesta?

Esas cosas no me molestan, pero yo no considero venir a Butarque a jugar un estadio sencillo. Tengo compañeros en otros equipos que me dicen que venir aquí a jugar es duro. Complicado. Fácil no lo tendrán.

¿Esas bajas más la posible Kjaer, condicionarán el partido?

No creo. Tienen una plantilla muy amplia. Son todos jugadores de nivel mundial. Por algo están donde está en la clasificación. Jugarán con la misma idea. Y además, el corte de jugador que tienen por posición es muy parecido. No creo que haya muchas diferencias.

¿Cómo está viendo el VAR?

Nos está costando asimilar cuándo entra y cuándo no. Crean algo de incertidumbre. En acciones no sabíamos si se había revisado, si no… pero está claro que está ayudando. He visto estadísticas que dicen que se están pitando más penaltis que la temporada pasada. Se revisa más todo.

Ángel Torres dejó dudas del sistema. Ya sabe: que si quieren que desciendan dos madrileños, que si los vascos…

Yo no entiendo mucho… imagino que para hacer ese tipo de declaraciones que son importantes… sabrá por qué las hizo… No sé...

La acusación fue grave.

Yo es que no creo que la competición esté adulterada, ni mucho menos. A nosotros, desde LaLiga, por ejemplo, siempre nos trasmiten mucho control con tema de apuestas, que quieren una Liga limpia... Es una Liga entre las mejores. Ese tipo de cosas son inimaginables para mí. Hay que ver el contexto en el que lo dijo, cómo era la situación… Pero vamos, a mí no me consta que eso sea así.

El Athletic es rival para la salvación. Para usted debe ser asunto peliagudo.

Mi día a día está en el Leganés, que es donde puedo preocuparme. Donde puedo aportar. Mi primera intención es que nos alejemos del descenso. Y luego, pues sí, pues puestos a elegir, me gustaría que el club en el que he crecido [el Athletic] estuviera también fuera.

Pues por ahora está complicado.

Yo los veo un equipo que es muy duro. Con gente que lleva mucho tiempo en Primera. Los jugadores tienen una implicación especial con el club y la ciudad. Eso da un plus. Solventará las dudas.

Pero entre que descienda el Leganés o el Athletic…

No creo que ninguno de los dos se vaya al pozo. No creo que se dé esa diatriba. Somos muchos ahí abajo. Por el Mundialito de clubes incluso podemos terminar el año los dos fuera del descenso. Ojalá siga así toda la temporada.

Viendo la crisis actual quizá el Athletic tenga que cambiar su filosofía de fichajes.

Yo me siento muy orgulloso de haber pertenecido a esa filosofía. Es algo que valoras allí. Tenemos más oportunidades que cualquier otro canterano de otro equipo. Es una filosofía romántica. Diferente.

Más aún con el mercado del fútbol actual.

Entiendo que los tiempos han cambiado. Ahora hay equipos con potencial económico brutal. El Athletic antes competía contra equipos muy grandes como Juventus, Real Madrid, Barcelona… y ahora pasa por tramos en los que compite por otros objetivos.

Pero usted, ¿mantendría la filosofía?

El que esté ahora en el Athletic se siente muy identificado con su filosofía. Imagino que habrá opiniones para todos los gustos. Seguro que los hay que creen que hay que abrirse algo más. Lo bueno es que los socios del Athletic tienen voz. Ellos son el Athletic y son ellos los que tienen que plantear esas cosas y decidir.

Termina contrato en junio y el Athletic siempre está atento a casos como el suyo…

El Athletic está en periodo de elecciones. Eso es lo primero. Todos los vascos somos potenciales fichajes, claro. ¿Qué termino contrato? Es que no creo que el Athletic tenga problemas para pagar una cláusula por necesidad. Ya lo vimos con Íñigo Martínez. Afortunadamente su situación económica es buena. Hay superávit. Por ese lado no sería un problema terminar o no contrato.

¿Pero usted se siente potencial objetivo del Athletic?

No, para nada. Ya te digo que a día de hoy no lo veo así. A ver… sí, me conocen. Pero es lo único por lo que quizá tuviera un plus…

¿A la Real le cerraría algún día la puerta?

No, para nada. Yo tengo claro que mi equipo, el que me ha formado, es el Athletic. Pero eso no quita que algún día a otro equipo de LaLiga le pueda ofrecer mis servicios.

Da igual que fuera la Real.

Sí, no creo que estemos para elegir. No me echaría para atrás.

¿Cómo va su renovación?

Desde el verano estamos hablando. La comunicación no ha parado jamás y es buena. Cada vez se acercan más las posturas. A ver si todo acaba bien.

Negociación activa hay...

Bustinza, durante la entrevista con As.

Eso es.

En verano las posturas estuvieron alejadas.

Sí que es cierto que las negociaciones comenzaron con cierta lejanía. Pero desde mi parte y la del club hemos ido poco a poco acercando posiciones. Hoy en día están más cercanas que en verano…

¿Habrá regalo de Reyes en forma de renovación?

Veremos…Ya te digo que no depende sólo de mí.

Su sueldo es aún de los más bajos de la plantilla.

Ya te digo que los que llevamos más tiempo tenemos esa confianza con el club. Por ahí estamos hablando. De ver qué valor dan a cada uno.

Pero habrá que actualizar su sueldo a su rendimiento, ¿no?

A todo jugador le gusta sentirse valorado. Ver que lo que haces en el campo se ve en lo que apuestan por ti. Es parte del proceso.

Las renovaciones en el Leganés son siempre difíciles.

Sí, puede ser que algo de eso haya. Es que se hacen con gente de la casa, con la que hay más confianza. Hay más tiempo para ese intercambio de propuestas. Se alarga más. Pero en un fichaje hay otras pujas que obligan al Leganés a ser más rápido. Quizá por eso se alargan más.

Un proceso de renovación en plena temporada, ¿distrae?

Yo, como profesional, no creo que me distraiga. Y a nivel futbolístico yo no estoy muy preocupado. Yo soy de los que piensa que, al jugar, con tu nivel, ayudas a que el proceso vaya de una forma o de otra. Es lo que te marca. Todos sabemos que el valor que tienes es el que rindes. Yo hablo por mí: no he notado distracción alguna en el campo por este tema.

Quizá ser capitán ayuda en una renovación.

No creo que ayude o no ayude. Además, este año lo de la capitanía lo llevamos entre cuatro. No hay un estandarte como el año pasado con Mantovani. No creo que la falta de uno pueda afectar a la gestión del equipo.

¿Cómo se hace eso de una capitanía repartida?

Hablamos con el equipo y con Mauricio y determinamos los cuatro capitanes. Decidimos que las vías de comunicación fueran fluidas. Eso es sencillo. A la hora de tomar decisiones es más fácil porque hay distintos puntos de vista y, una vez lo analizamos todo, se toman decisiones.

Pero no es habitual que haya cuatro capitanes casi al mismo nivel.

El hecho de ser cuatro personas diferentes te permite acercarte más a todos los compañeros de la plantilla. Aunque todos tenemos buena relación con todos, los hay que tienen mejor rollo con otros y cuando hay que llamar la atención a alguien o animarlo, hace que todo sea más fácil. No es sólo un reparto de responsabilidad. También es una fórmula para que funcione mejor.

¿Cómo se escogió quién sería primero, segundo capitán…?

Elegimos en orden de llegada. Como Garitano había escogido a Szymanowski como segundo capitán el año pasado decidimos que él fuera capitán cuando estuviera en el campo. Luego yo, luego Rubén y luego Serantes. Pero dentro todos contamos igual. Lo de llevar el brazalete es algo anecdótico. Es algo más de lo que te obliga el reglamento que otra cosa.

Hay gente que en el vestuario echa de menos a Mantovani.

Claro que se le echa de menos. Los capitanes actuales no nos lo tomamos mal. Era una persona que llevaba mucho tiempo de capitán. Conocía bien la casa. Hacía las cosas muy sencillas. Yo compartí con él capitanía el año pasado. Lo raro es que no lo echáramos de menos.

Usted ha cumplido 50 partidos en Primera con más peso que el que tenía en Segunda. Curioso.

Es que mi año en Segunda fue sólo uno y fue rocambolesco. Tuve un montón de lesiones. Era la primera vez que salía fuera. Terminó espectacular. Acabé jugando y ascendimos, pero fue un año que me costó arrancar y tener continuidad. En Primera las lesiones me han respetado más. Me he asentado y he demostrado mejor rendimiento.

Y la gente se lo demuestra. Ya es ídolo en Butarque.

Agradezco muchísimo el cariño de la gente. Yo no soy una estrella. Siempre lo he dicho. Me enorgullece que a la gente le guste los valores que trato de transmitir y la forma que tengo que de jugar. El que se siente identificado conmigo, como yo me considero buena persona, dice de él también algo.

El tema le pone colorado. No negará que es ya referencia histórica en Butarque.

La historia es bonita verla pasado mucho tiempo. Eraso o Serantes también lo son, por ejemplo. A muchos de nosotros nos han enseñado que el día a día es el que marca tu futuro. Somos de la escuela de Garitano de que el alago debilita. Nos mola el día a día. Cuando tengamos 50 años, tomando unas cervezas, recordaremos lo buenos que fueron estos tiempos…

LaLiga Santander

Clasificación PTS PG PE PP
15R. Sociedad 19 5 4 7
16Leganés 18 4 6 6
17Villarreal 15 3 6 7
Clasificación completa
Próximos partidos
Leganés - Sevilla D-23/12 16:15
Espanyol - Leganés V-04/01 21:00
Leganés - Huesca S-12/01 13:00
Calendario

*Datos actualizados a fecha 21 de diciembre de 2018