Temas del día

MUNDIAL

Unas semifinales con historia

Francia celebra el tercer puesto del Mundial de México 86.

Diario As

Croacia e Inglaterra se han visto las caras en siete ocasiones, pero solo en una fue en torneo internacional. 16 duelos entre Francia y Bélgica, dos de ellos en Mundiales.

Igual no estaban presentes en todas las quinielas, pero ya es una realidad que Francia, Croacia, Inglaterra o Bélgica levantarán la ansiada Copa del Mundo. Las cuatro selecciones, aún así, cuentan con jugadores con experiencia para rendir a la hora de la verdad y ya se han visto las caras en numerosas ocasiones a lo largo de la historia.

Francia-Bélgica: máxima igualdad

Imposible estar tan parejos tras 16 enfrentamientos: seis triunfos para franceses, cinco empates, cinco victorias belgas. Sin embargo, en los Mundiales lleva la batuta la selección de Deschamps. Dos partidos, los dos con clasificación para los galos. Eso sí, en 1986, se decidió en la prórroga.

Exhibición de Fellaini; 3-4 para Bélgica

Quién sabe si Roberto Martínez optará por alinear, de nuevo, a Fellaini. Si decide hacerlo, al menos tendrá el aval de su recital ante Francia en el año 2015. El mediocentro del United no se conformó con marcar los dos primeros tantos de su equipo, sino que además asistió a Nainggolan en el tercero.

Valbuena recortaba diferencias, pero un minuto después Eden Hazard ajusticiaba a los franceses desde el punto de penalti. Fekir y Payet, en los últimos cinco minutos, maquillaban el recital belga en el Stade de France.

Tres años después, muchos de los hombres que representaron a sus países aquel día repetirán encuentro: Mertens, Courtois, Chadli, Witsel, Alderweireld, Hazard, Lukaku, Carrasco, Fekir, Varane, Lloris, Matuidi, Giroud, Griezmann...

1986: historia belga y apurado bronce francés

El mítico Mundial de Maradona también fue exitoso, relativamente, para Bélgica y Francia. Ambos conjuntos se disputaron el premio de consolación tras caer de forma clara ante Alemania Federal y Argentina en las semifinales.

Ceulemans desató el furor en la grada tan solo once minutos después de arrancar el encuentro. Pero los galos, con tantos de Ferreri y Papin, le dieron la vuelta antes de llegar al descanso. Claesen empataba la contienda en el 73', llevando así el partido al tiempo extra.

Francia celebra el tercer puesto del Mundial de México 86.

Bélgica, ahogada por el exigente campeonato vivido hasta entonces, fue incapaz de detener la potencia gala en la prórroga. Genghini anotó el gol psicológico en el 104' y Amoros, en la segunda parte, daba la puntilla.

Tras un fantástico torneo, Bélgica se iba con la cabeza gacha, pero aún la firma de aquel plantel comanda la historia del fútbol belga. El cuarto puesto logrado en México 86 sigue siendo, a día de hoy, la mejor participación en una Copa del Mundo.

1938: Bélgica chocó contra el anfitrión

Aunque Francia no consiguió imponer su estatus de organizador para amarrar el trofeo, sí que le valió para derrocar en octavos a Bélgica. Tópicos aparte, lo cierto es que el factor afición fue clave en el devenir de este encuentro.

Emile Veinante abría el marcador ¡un minuto! después del pitido inicial. Impulsados por el calor del público, los franceses dieron rienda suelta a su potencial y, quince minutos después, Jean Nicolas colocaba el 2-0 en el electrónico. Isemborghs recortaba diferencias, pero el destino del futuro portaba la bandera francesa: Jean Nicolas, de nuevo, recogió el balón del fondo de la red. 3-1.

Balance general

En lo que va de siglo, Francia y Bélgica han medido amistosamente sus fuerzas en cinco ocasiones. Más allá del mencionado duelo de 2015, en los dos anteriores empataron a cero. En 2004, 0-2 para los 'blues'; y, en 2002, éxito de los 'diablos rojos' (1-2). También se vieron las caras en una Eurocopa, la de 1984, aunque quizás a los belgas no les haga excesiva gracia recordarlo... Perdieron 5-0 en fase de grupos.

Croacia-Inglaterra: solo un partido en torneos internacionales

La historia del Croacia-Inglaterra se puede resumir en 630 minutos. O lo que es lo mismo: siete partidos. De hecho, solo uno de ellos se puede decir que fuera un vida o muerte para ambos países. Y no, no fue en una Copa del Mundo, por lo que la contienda del próximo miércoles será el primer duelo entre ambas con el cetro mundial en el punto de mira.

Leyendas para un triunfo brillante

Nueve años corren ya del último choque entre croatas e ingleses. Fíjense si ha cambiado la cosa que la rúbrica de aquella exhibición británica (5-1) la firmaron unos tales Steven Gerrard, Frank Lampard y Wayne Rooney.

Aún así, Dalic tiene en su mano la posibilidad de otorgar el destino de Croacia a dos futbolistas que disputaron aquel enfrentamiento. Se trata de dos mitos ya del fútbol de su país: Ivan Rakitic y Mario Mandzukic.

Recital en Zagreb

Meses antes, disputaron el partido correspondiente a la primera vuelta de aquella fase de clasificación para Sudáfrica. El resultado no fue el mismo, pero prácticamente. 1-4 para Inglaterra, que, de nuevo, sobrepasó a Modric y compañía, liderado por sus leyendas ya retiradas. Y, sí, Luka Modric, en esta ocasión, estaba en la lista.

Ningún jugador estará a las órdenes de Southgate en este Mundial, aunque, para aquel entonces, Walcott parecía que lideraría a esta selección aún a día de hoy. Con apenas 20 'añitos', el delantero del Everton marcó un 'hat-trick'.

Si bien es cierto que no es excluyente perder dos partidos por goleada con lograr la clasificación para el Mundial, Croacia pagó cara su irregularidad y no estuvo presente en el histórico triunfo de la Selección española.

2004: en Portugal, Inglaterra cierra el pase a cuartos

Beckham lanza una falta en el Croacia-Inglaterra de la Eurocopa de 2004.

Sin ánimo de ser repetitivos, ingleses y croatas solo se han enfrentado una vez en Eurocopas. Han pasado catorce años de aquel duelo y, como es lógico, ningún futbolista sigue vistiendo la elástica de su nación tanto tiempo después.

Aquel choque cerró el Grupo B, y ninguna de las dos selecciones llegaban con la clasificación asegurada. Croacia sumaba dos puntos, frente a los tres de Inglaterra. Es decir, a los croatas solo les valía el triunfo y desde el minuto 1 lo buscaron.

Kovac abría el marcador en el minuto 5, pero Scholes y Rooney se encargaron de que el descanso fuera un fatídico tormento para los de Aimé Anthuenis (en aquel entonces seleccionador). En el 68', Rooney, otra vez, ampliaba diferencias, haciendo inútil el posterior gol de Tudor. Lampard cerraba la goleada.

Balance general

No solo se saldan con triunfo británico las batallas entre los dos semifinalistas. Además de los tres mencionados, han jugado otros cuatro choques. El primero, en 1996, finalizó con 0-0. En 2003, Inglaterra apenas sufrió para imponerse en un amistoso (3-1).

También se midieron con la Eurocopa de 2008 como objetivo. No el trofeo, sí la clasificación. Las 'palizas' pre-Sudáfrica, quien sabe, pudieron ser la venganza del fracaso inglés. 2-3 y 2-0 ganó Croacia y dejó a Inglaterra fuera del torneo.

En total, siete partidos: cuatro triunfos para Inglaterra, dos para Bélgica y un único empate.

0 Comentarios

Normas Mostrar