Competición
  • Clasificación Eurocopa

Mundial

Fracaso del fútbol árabe: todos fuera en la segunda jornada

La gran estrella de Egipto, Mohamed Salah dice adiós al mundial de Rusia

SERGEI ILNITSKY

EFE

Las selecciones árabes fracasan en el Mundial: Marruecos, Túnez, Arabia Saudí y Egipto están ya eliminadas con el Mundial de Qatar de 2022 en el horizonte

El fútbol árabe confirmó tras la goleada de Inglaterra a Panamá sus peores presagios: todas las selecciones árabes están ya fuera del mundial de Rusia cuando solo se han disputado dos jornadas. Las selecciones arábigas llegarán a la tercera jornada sin nada en juego. Y está noticia llega en el peor momento, con el Mundial de Qatar de 2022 en el horizonte.

A cuatro años de que un país árabe acoja por primera vez en la historia un mundial en su territorio, las noticias desde el terreno de juego no podían ser peores, todas están ya fuera y con unas sensaciones muy negativas. Salvo alguna excepción, dichos países han tenido un papel más que decepcionante, sufriendo incluso goleadas que empañan la enorme inversión, el trabajo y la ilusión de cuatro años para llegar a una cita mundialista.

En el grupo A Arabia Saudí y Egipto no pudieron con la anfitriona Rusia y Uruguay. Egipto, notó la ausencia de su máxima estrella, Mohamed Salah. El egipcio no pudo llegar al partido frente a los charrúas tras la lesión sufrida en la final de la Champions League, cayendo por la mínima al final, y ya con su estandarte, cayó siendo muy inferior ante la anfitriona Rusia, y dijo adiós tras 28 años sin jugar un mundial.

En ese mismo grupo A, Arabia Saudí, mostró la otra cara de la moneda. Los suadíes cayeron con estrépito ante Rusia (5-0), sin oponer casi resistencia. En su segundo partido, mejoraron su imagen cayendo por la mínima ante Uruguay, pero cerrando sus opciones de repetir la hazaña del mundial de Estados Unidos 1994 en el que llegaron a octavos.

Por su parte en el Grupo B, Marruecos, dijo adiós tras caer contra todo pronóstico ante Irán. Una derrota que hizo mucho daño y que freno sus aspiraciones en un complicado grupo, y en el que ante Portugal verían el final del camino. El gol de Cristiano dejo al cuadro marroquí con una sensación agridulce tras un partido más que digno, pero que no le sirvió para alargar su estancia en Rusia. Ante España buscará el honor de irse con una victoria.

Por último, en el Grupo G, Túnez, sufrió una derrota dolorosa en el debut, cayendo ante Inglaterra con un gol de Kane en el 91. Los tunecinos acusaron el golpe y cayeron goleados, (5-2) frente a una potente Bélgica que arrolló de principio a fin al cuadro arábigo.

Tras estos resultados y con el Mundial de Qatar a cuatro años, los países árabes tienen un gran trabajo por delante, si no quieren que la cita mundialista, la primera en un territorio suyo, se convierta en un fracaso y en un paso atrás en un mundo cada vez más global y en el que fútbol ejerce cada vez más influencia. Tienen tiempo por delante para trabajar mejor y buscar soluciones, porque la oportunidad que se les presenta, puede marcar un antes y un después para su desarrollo futuro.

0 Comentarios

Normas Mostrar