• 1ª Parte
  • 15'
  • 30'
  • 2ª Parte
  • 60'
  • 75'
  • 90'
Chelsea

45' Willian

60' Diego Costa

83' Sale Willian entra Víctor Moses

83' Sale Matic entra Cesc

83' Sale Oscar entra Pedro

Liverpool

16' Lovren

35' Henderson

56' Sale Sturridge entra Divock Origi

81' Sale Coutinho entra Lucas Leiva

87' Lucas Leiva

89' Sale Wijnaldum entra Stewart

CHELSEA 1 - LIVERPOOL 2

El Liverpool sigue la buena senda y toma Stamford Bridge

Lovren y Herdeson colocaron el 0-2 en la primera mitad. Tras el descanso, Diego Costa acortó distancias en el 60', pero el Chelsea no logró el empate.

El Liverpool sigue la buena senda y toma Stamford Bridge
Getty Images

El Chelsea sufrió la primera derrota de la era Antonio Conte tras caer 1-2 en Stamford Bridge ante un Liverpool imponente. El equipo de Jurgen Klopp superó a los Blues de cabo a rabo durante una primera mitad excelente y sólo un gol de Diego Costa para acortar distancias en el minuto 61 permitió a los locales soñar con rascar un punto.

El 4-3-3 del Liverpool se impuso al de Conte por intensidad y ganas para dejar el partido medio encarrilado en apenas 35 minutos impecables. La varita de Coutinho y Mane parecía tener más magia que la de Hazard y Willian. El músculo de Wijnaldum y Henderson se comió al de Matic y Kante. Diego Costa ni la olía. No obstante, fue en defensa donde se decidió el partido.

Lovren, central del Liverpool, emergió sólo, solísimo, en el segundo palo al cuarto de hora de partido empujar a la red un centro medido de Coutinho. El díscolo David Luiz y Azpilicueta ni lo vieron venir. Conte, mientras tanto, lloraba la ausencia del lesionado Terry.

El Liverpool vio sangre y con el ímpetu de Klopp desde la banda se lanzo a la yugular. Henderson, a los 37 minutos, sacó una parábola perfecta desde fuera del área para hacer el gol de la noche. Quizá también el de la jornada. Courtois ni la vio ni pudo hacer nada.

El 0-2 final era la mejor noticia de un Chelsea totalmente superado en el descanso. Así, salió el equipo de Conte a intentar dar la vuelta al partido en la segunda mitad. Le costó, quizá ni lo mereció, pero Costa pareció meterle en partido con el 1-2 en el minuto 61 tras una gran jugada individual de Matic. Un espejismo. El gol, su quinto en cinco partidos, fue suficiente para colocarle como máximo goleador de la Premier League pero no para que su equipo sumara un punto. Fábregas, Moses y Pedro intentaron también remediarlo sin éxito desde el banquillo. El Chelsea, que venía de empatar ante el Swansea tras ganar sus tres primeros partidos, sufrió su primera derrota con Conte en el banquillo. El Liverpool, que ya había ganado fuera de casa a Arsenal, también conquistó Stamford Bridge. Los dos suman 10 puntos.