ATHLETIC

Laporte no ha dado el sí al City, que le pretende

El club inglés no ha llamado a Ibaigane para hablar de su claúsula. El central ha emitido un comunicado diciendo que "siempre iré de cara con el club y la afición".

Aymeric Laporte es claro objetivo del Manchester City, que pretende que se convierta en futbolista suyo a partir de julio porque a Pep Guardiola se le ha metido entre ceja y ceja. El plan es que sea pareja de John Stones (Everton) y no habría problemas para pagar su cláusula de rescisión, de 50 millones. Sin embargo, todo el camino no se ha andado. De entrada, la parte del futbolista asegura que Laporte no ha dado el sí al City, con el que no habría profundizado aún en cantidades. Vamos, que no tiene un acuerdo.

Luego está la pata del Athletic. En Ibaigane no han recibido una llamada desde el club inglés para mostrar su interés por pagar su blindaje. Laporte no negociará a sus espaldas. Tiene contrato hasta 2019 y la idea de lanzar una gran contraoferta al futbolista para tratar de que se quede, hecho que aún no se ha producido.

Aymeric, que ya corre en el gimnasio para recuperarse de la operación a la que fue sometido, está alucinado con las informaciones que desde hace tiempo le sitúan allí. Y preocupado por tener una buena salida si esta se produce. Está muy agradecido al club por lo que le ha dado desde que llegase a Bilbao a los 14 años.

Otra cosa es que el City haga planes con él, que incluso Guardiola crea que aceptará su propuesta deportiva y económica. El Athletic va a tener complicadísimo retenerle, pero también sucedió el verano pasado con el Chelsea y renovó.

Laporte ha colgado en twitter un mensaje que dice: "Ante las infundadas e inexactas noticias que aparecen en los medios a día de hoy, mi mensaje a la afición del Athletic es muy claro y simple. En mi mente sólo tengo el deseo de ser útil al Club y mis compañeros, para alcanzar los máximos objetivos en esta temporada, así como recuperarme bien de mi lesión. El Athletic, al que solo puedo agradecer todo lo que me ha dado, siempre será el primero en conocer cualquier aspecto que pueda suceder en el futuro. Mi lealtad y profundo respeto a este Club es plena. Y, por supuesto, siempre iré de cara con el Club y la afición. Aupa Athletic".

Difícil recambio. Para el Athletic sería un varapalo tremendo perder a Laporte. No tiene en la plantilla ni en ciernes un central zurdo de su perfil. El mercado le llevaba a apostar por el realista Iñigo Martínez, a quien deseaba como alternativa. Sin embargo, pese a que le hizo saber su interés, amplió su contrato recientemente, a pesar de que ha dejado su cláusula de rescisión en 32 millones. Es una cifra muy exagerada para su valor futbolístico.

La mejor opción era plantearse la recuperación de Javi Martínez, pero Carlo Ancelotti ya ha dejado claro al Bayern que cuenta con sus servicios como centrocampista. Para el puesto de central, quiere a Hummels (Dortmund). No hay mucho más con cierta fiabilidad. Además, Gurpegui colgará las botas. Quedarían en la primera plantilla Etxeita, Bóveda y complementar con San José y Elustondo. Las apuestas del filial son Yeray y Óscar Gil. Valverde ya probó también con Saborit, zurdo como él, pero no da la sensación de seguridad. Y luego está Jonás Ramalho.