Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • Bundesliga
  • Ligue 1
  • Euroliga
  • Liga Portuguesa
  • Liga Holandesa
LaLiga Santander
LaLiga SmartBank
Bundesliga
Ligue 1
Euroliga
B. Munich MUN

-

Zenit San Petersburgo ZEN

-

Asvel Villeurbanne AVI

-

Milan MIL

-

Liga Portuguesa
Liga Holandesa
Heerenveen Heerenveen HEE

-

Willem II Willem II WII

-

Messi libera al Barça otra vez

1P

Tarjeta Amarilla
  • Tarjeta Amarilla para el M. City

    Fernandinho

Tarjeta Amarilla
  • Tarjeta Amarilla para el M. City

    Kolarov

Tarjeta Amarilla
  • Tarjeta Amarilla para el M. City

    Zabaleta

2P

Gol
  • Gol del Barcelona

    Marca: Messi

Gol
  • Gol del Barcelona

    Marca: Daniel Alves

Tarjeta Amarilla
  • Tarjeta Amarilla para el Barcelona

    Cesc

Cambio
  • Cambio en el Barcelona

    Sale: Neymar

    Entra: Alexis

Cambio
  • Cambio en el Barcelona

    Sale: Cesc

    Entra: Sergi Roberto

Gol
  • Gol del M. City

    Marca: Kompany

Tarjeta Amarilla
  • Tarjeta Amarilla para el M. City

    Kompany

Tarjeta Roja
  • Tarjeta Roja para el M. City

    Expulsado: Zabaleta

Cambio
  • Cambio en el M. City

    Sale: Aguero

    Entra: Dzeko

Cambio
  • Cambio en el M. City

    Sale: David Silva

    Entra: Negredo

Cambio
  • Cambio en el M. City

    Sale: Nasri

    Entra: Jesús Navas

EXTRA

BARCELONA 2 -MANCHESTER CITY 1

Messi libera al Barça otra vez

El gol del argentino le evita un apuro al Barça, exigido por el City y salvado a ratos por Valdés. Kompany empató y Alves sentenció el pase a cuartos del Barça.
Sorteo Champions en directo: Octavos

Messi se puso a jugar y el Barça se plantó en los cuartos de final de la Champions tras apartar del tablero a un Manchester City que tiene que comer muchas sopas todavía para poder mirar a directamente a los ojos a los grandes de Europa. Leo es como el Séptimo de Caballería. Siempre llega a tiempo y ayer, en un partido que por momentos pudo complicarse, se bastó para liderar a un Barcelona que se resiste a abandonar la excelencia.

De los 180 minutos de eliminatoria, los ingleses tiraron 150 por la borda. Los 90 del partido de ida y media parte de la vuelta como mínimo. El Barça ganó 2-1 al City aferrado a un Messi que estuvo estupendo y que vino a demostrar que sigue siendo el mejor del mundo y que, perdonen el atrevimiento, parece que últimamente se pone las pilas cuando le da la gana. Mala noticia pues para el Madrid de cara a la final de Copa. El argentino vuelve a ser el faro al que se aferra el equipo de Martino, que parece haber cambiado su más que solvente velocidad de crucero e otras épocas por una capacidad de competir hasta hoy desconocida en los duelos cara a cara.

No hay que olvidar que pasa el turno el Barça en la Champions después de haberse enfrentado al rival que nadie quería tener en frente en octavos, con lo que su prestigio internacional sale reforzado. Puede que en esta eliminatoria el Barça no haya enamorado, pero nadie le puede negar su eficacia, orgullo y solvencia para resolver los problemas. Probablemente, los dos partidos ante el City han sido lo mejor de Martino hasta el momento.

City pequeño. De nuevo el Manchester City volvió a ser un equipo pequeño y sin grandeza. Lejos de salir a por el Barça teniendo en cuenta que lo tenían todo perdido desde el resultado de la ida, los de Pellegrini salieron a mantener el resultado en el primer tiempo en un ejerció de especulación lamentable. Les salió medio bien porque el colegiado francés del partido pasó por alto un penalti como una casa de Lescott a Messi y anuló de manera absolutamente errónea un gol de Neymar. Sin esas dos tropelías, el partido y la eliminatoria se hubiera acabado en la primera parte, pero ni con la condescendencia del colegiado, tuvo el City lo que hay que tener para meter miedo en el Camp Nou. Y mira que este estadio es un campo en el que el miedo se propaga más rápido que la gripe.

Salió Martino a jugar con el equipo que estaba cantado y domino el juego desde el principio. Pero una cosa es dominar el partido y otra es crear peligro. El peligro dependía de Messi, que fue el jugador al que la combinación de olores que produce la Champions con las críticas le pone en solfa. Aferrados a Leo, los blaugrana dominaron a un City que se encontró absolutamente huérfano de su estrella. El Kun Aguero fue un espectador más y en la media parte fue sustituido.

En el segundo tiempo, el City, con la entrada de Dzeko tuvo diez minutos de amenaza al Barcelona, que achicaba balones de mala manera. Valdés regresó a sus actuaciones de inicio de temporada con un paradón a remate de Dzeko que sobrecogió al Camp Nou. Cuando peor lo pasaba el Barcelona, Messi apareció al rescate y marcó el tanto que sentenciaba la eliminatoria. El City, ya sin el corsé de su entrenador, empató de córner (obviamente) pero Alves sentenció el partido en el 90’, tal y como hizo en la ida.

Comentarios

Comentarios no disponibles