ACTUALIDAD

Brasil toca fondo

Actualmente, la nación sudamericana supera los 11 millones de contagios y registra más de 158.000 muertes debido al coronavirus.

Brasil toca fondo
Alexandre Schneider Getty Images

Brasil es sin duda uno de los países donde más se están notando los efectos de la pandemia. El país está al borde del colapso mientras las variantes amazónica y británica continúan su expansión por el territorio. Los centros hospitalarios se encuentran saturados y las cifras siguen empeorando diariamente.

Actualmente, la nación sudamericana supera los 11 millones de contagios y registra más de 158.000 muertes. El viernes se superaron los 85.000 casos en un día y se convirtió así en el segundo país más afectado tan sólo por detrás de Estados Unidos.

Los expertos brasileños están cada vez más alarmados ante la magnitud de la catástrofe sanitaria que están sufriendo: "Las compuertas se abrieron y el agua salió a borbotones", asegura en The Guardian el especialista en enfermedades infecciosas del hospital Nuestra Señora de la Concepción en Porto Alegre, André Machado.

"Estamos tratando de ayudar a la gente, pero esta enfermedad es mucho más rápida y agresiva que las tácticas que hemos estado usando. Es como si estuviéramos azotando un caballo muerto. Esta enfermedad va a matar a muchas más personas en Brasil", subraya Machado.

Críticas a Bolsonaro

Muchas personas han achacado al máximo mandatario de Brasil, Jair Bolsonaro, la mala situación actual. Uno de los últimos en manifestarse fue el expresidente Lula da Silva: "Este país está en un estado de total confusión y tumulto porque no hay gobierno. Lo repetiré: este país no tiene gobierno. La COVID-19 se está apoderando del país".

La situación ha empeorado sustancialmente tras el hallazgo de las nuevas variantes del patógeno. Para los expertos, se trata de una cepa más agresiva y peligrosa que la original. Marcos Boulos, especialista en enfermedades infecciosas, subraya en The Guardian que "no hay forma de ocultar esto".

Amenaza para la salud pública global

Esta complicada situación está provocando que muchos países comiencen a mirar con recelo a este territorio sudamericano. El epidemiólogo Pedro Hallal se muestra rotundo en la BBC: "Brasil se está convirtiendo en una amenaza para la salud pública global".

Por su parte, Margareth Dalcomo, médica e investigadora de la Fundación Oswaldo Cruz, describe en el mismo medio la situación actual: "Es el peor momento de la pandemia en Brasil". Las unidades de cuidados intensivos se encuentran a más del 80% de su capacidad, aunque en 15 capitales estatales se sitúan incluso al 90%.

Sin endurecer las medidas

Pese a esta mala evolución de la pandemia, Jair Bolsonaro se resiste a aplicar medidas más severas. Muchos expertos señalan la ausencia de restricciones como un factor decisivo para el incremento de casos, pero por el momento las autoridades brasileñas no tienen previsto aumentar las limitaciones.