Síguenos

Surf

Lucía Martiño descubre la Costa Rica más surfera

La surfista española publica un vídeo y una guía de viaje para los amantes del surf que quieran viajar a este bonito país de Centroamérica.

0
Lucía Martiño descubre la Costa Rica más surfera
YouTube

Cualquiera que se mueva en el mundo del surf habrá escuchado maravillas sobre Costa Rica. El clima, las olas, las playas y la 'pura vida' son atractivos difíciles de resistir para una surfista profesional como Lucía Martiño, aunque entre campeonatos, trabajo y estudios nunca había podido viajar con tranquilidad para descubrir este país de Centroamérica. Hasta esta primavera.

Más allá del vídeo que resume su primer surftrip fuera de Europa en más de un año, la surfista asturiana publica una guía de viaje a Costa Rica en su página web. Allí asegura que "no había pasado una época tan larga cerca de casa y, aunque es agradecido estar un año más tranquila, me apetecía volver a sentir la adrenalina de coger un vuelo de más de 3 horas y surfear olas diferentes y en bikini". Tras lo cual concluye "no podría haber elegido mejor destino para este primer viaje internacional post Covid-19".

Aunque el mundo todavía tiene más que vigente la pandemia, lo cierto es que Costa Rica es uno de los países que no tiene restricciones de viaje desde España. Solamente se pide un seguro que cubra cualquier incidencia durante la estancia; y una PCR negativa para que se te permita la vuelta a España.

Tras estas indicaciones, Martiño escribe unas cuantas recomendaciones sobre: cómo llegar, explicando que Iberia tiene un vuelo directo entre Madrid y San José; spots de surf, centrados especialmente en los spots de Santa Teresa, que incluyen la famosa Reserva Mundial de Surf de Playa Hermosa; alojamiento, indicando que los precios de hoteles, hostels y apartamentos son parecidos a los de Europa y existen todo tipo de habitaciones, apartamentos y casas; restaurantes, desde opciones saludables a dónde comer el típico desayuno costarricense del Gallo Pinto (plato combinado de arroz con frijoles, plátano frito, huevo/pollo y algún vegetal; y sitios para tomar algo, sugiriendo la Margarita picante de un hostel/taller de shape. En definitiva, un pequeño bocado del pastel que se puede encontrar alguien cuando viaja a Costa Rica en busca de surf.