CICLISMO

Groenewegen tuvo protección policial tras recibir amenazas de muerte

En una entrevista con la revista neerlandesa Helden, el ciclista del Jumbo-Visma denunció estos hechos tras provocar la grave caída de Fabio Jakobsen en la Vuelta a Polonia.

Dylan Groenewegen se va al suelo en la caída de Fabio Jakobsen en la primera etapa de la Vuelta a Polonia 2020.
Luc Claessen Getty Images

A Dylan Groenewegen aún le persigue la sombra de la grave caída de la primera etapa de la Vuelta a Polonia 2020, en la que cerró en el esprint a Fabio Jakobsen, que se empotró contra las vallas y que llegó a estar ingresado en la UCI a causa de las heridas de las que se sigue recuperando ya en su casa.

En una entrevista con la revista neerlandesa Helden, Groenewegen, que fue sancionado con nueve meses sin correr por la UCI, realizó la siguiente confesión sobre cómo vivió las semanas posteriores al accidente, en las que recibió amenazas de muerte. "Hubo amenazas muy serias y concretas que nos hicieron llamar a la policía pocos días después del accidente. Los siguientes días y semanas la policía vigiló la puerta de nuestra casa. No podíamos salir de casa de forma espontánea. Si lo queríamos hacer, nos tenía que acompañar un policía para que no nos pasara nada".

El acoso hacia Groenewgen fue tal que las amenazas no solo se dirigieron al corredor, sino también a su familia. "Recibimos cartas escritas a mano y en una de ellas nos dejaron un trozo de soga para que colgásemos a nuestro hijo. Cuando lees ese mensaje y te mandan la soga te aterrorizas. Eso no podía seguir así y la policía tomó medidas al ver esas cartas. Claro que eso te afecta. ¿Qué pasa aquí? ¿Cómo es posible? ¿En qué mundo vivimos? Pasa todo lo peor por tu cabeza y levantarse de la cama esos días era todo un desafío".

Groenewegen quiere pasar página a este triste episodio y espera volver a brillar en el pelotón el próximo mes de mayo en la Vuelta a Hungría, donde quiere recuperar el hambre de triunfos y quitarse de una vez por todas el fantasma que le persigue tras la caída de Fabio Jakobsen.