Virtus Bologna
100
Finalizado

EUROCUP | SEMIFINALES | PARTIDO 3

Petardazo de la Virtus: se queda sin final y sin Euroliga

El Unics Kazan remonta la eliminatoria ante el gran favorito al título, una Virtus que no había perdido ni un partido hasta llegar aquí. Los rusos se jugarán el título con el Mónaco.

0
Petardazo de la Virtus: se queda sin final y sin Euroliga

El Unics Kazán logró este miércoles su billete para la final de la Eurocup, en la que se enfrentará al AS Mónaco, tras derrotar en un igualado tercer partido de semifinales al Virtus Bolonia, que partía como gran favorito al título, lo que de paso otorga al equipo ruso una plaza para la próxima edición de la Euroliga (100-107). Los rusos, que perdieron el primer choque en tierras italianas, igualaron la serie en su pista y hoy repitieron triunfo -esta vez en Bolonia- gracias a la gran actuación de jugadores como John Brown (20 puntos, ocho rebotes, 31 de valoración) y Jamar Smith (24 puntos, cuatro triples y cinco asistencias), bien secundados por John Holland (14 puntos) u Okaro White (22 puntos). El proyecto que dirige Sasa Djordjevic, principal candidato al título, llegó a semifinales con diecinueve triunfos consecutivos, pero los dos tropiezos frente a los rusos le dejan, un año más, fuera de la principal competición europea a pesar de partir con ventaja de campo en su semifinal.

Los dos primeros cuartos fueron los más igualados. El primero acabó con empate a 21 y con Milos Teodosic, MVP de la fase regular, y Nate Wolters como máximos anotadores. El guion se repitió en el segundo acto, en el que los italianos dominaban el rebote y presentaban mejores porcentajes de tiro, aunque no lograban despegarse, y al descanso se llegó con un apretado 48-46 y el billete para la gran final en el aire. Tras el descanso, el Unics subió una marcha en defensa y los triples de Holland y Smith colocaron a su equipo por delante, con ventajas que llegaron a ser de diez puntos, pese a que Teodosic seguía haciendo daño e irrumpió en el partido la otra gran estrella local, Marco Belinelli, lo que no impidió que los rusos dominasen el tercer cuartos y llegasen con ventaja a los últimos diez minutos (67-73, min 30). 

El Unics siguió sufriendo para mantenerse arriba y vio como su renta bajaba a cuatro puntos por el empuje italiano. De nuevo fue Jamar Smith el que dio aire a los suyos desde el perímetro. A base de tiros libres, los jugadores de Sasa Djordjevic lograron recortar diferencias en los últimos dos minutos, aunque un triple lejanísimo de Isaiah Canaan a medio minuto de la conclusión, y en el último segundo de la posesión, terminó de decantar la semifinal y metió al Unics Kazan en la final que arrancará el próximo 27 de abril y, de paso, en la próxima edición de la Euroliga.