1234T
AVI 23 14 14 20 71
RMA 20 12 24 18 74

Finalizado

EUROLIGA | 31ª JORNADA

El Madrid, un superviviente nato

Los blancos sobreviven al Asvel Villeurbanne y a la Euroliga y dan un importante paso hacia el playoff. Garuba, modélico. Abalde, Carroll, Thompkins y la defensa, claves en la victoria.

El instinto competitivo, haber aprendido a ganar tanto, te da un plus casi innato cuando las cosas no acompañan, como le ocurre al Madrid este curso. Porque ahora no se trata de ganar, sino de algo más, de sobrevivir a la que quizá sea la Euroliga más igualada de siempre. Y en eso andan los de Laso en contra del calendario, agarrados a los puestos de playoff a tres jornadas para el cierre y a la espera de recibir al Efes y al Olympiacos y de cruzar la meta en cancha del Fenerbahçe. Un final aúpa.

Este jueves, en Villeurbanne, Lyon, tenía un match-ball en contra y lo salvó como suele hacerlo esta campaña, recurriendo a la defensa, la que forzó 17 pérdidas al Asvel y le dejó en 71 puntos y un 44% en tiros de dos. La que le metió en el duelo en la segunda parte. Lo hizo con muchas manos, como las de Garuba, ejemplo modélico de cómo actuar en una situación casi desesperada con 19 años y frente a uno de los adversarios más físicos de la competición. El canterano fue todo entereza y entrega con Tavares acuciado por las personales. Y resultaron claves dos de los imprescindibles en los últimos tiempos, el fiable Thompkins y un Carroll que con su entrada energética en la segunda parte modificó cosas. También ayudó Laprovittola, que sumaba mucho por un lado y restaba por otro (6 de las 16 pérdidas del equipo). Y Abalde, cuyo último cuarto fue fundamental para él éxito. Nada está hecho todavía, eso sí, aunque la victoria en Francia permite una bocanada antes de volver a remar con fuerza. Dos semanas agónicas.

Más allá de lo que decía el marcador, que no era bueno para el Madrid, la primera parte dejó sensaciones horribles. Querer y no poder, iba a remolque en defensa de un muy mal ataque (¿o era al revés?). Sus mejores momentos, los iniciales, con el triple poste de la pasada campaña recuperado de urgencia para la ocasión: Thompkins, Garuba y Tavares. Atrás, zona 2-3 bastante cerrada y poco móvil que el Asvel Villeurbanne rompía desde fuera, pero ese caudal encestador lo compensaba el Real con la superioridad de Thompkins sobre Lighty, un desequilibrio que le permitía ver aro. Ya en individual, alcanzó el +4 (16-20) y a partir de ahí se diluyó.

Laprovittola y la importancia de Carroll

Laprovittola se hacía imprescindible y ni Alocén ni Abalde le dieron buenos relevos, al contrario, el equipo se paró, incapaz de generar situaciones de ventaja, de crear juego, el nudo en la garganta cada vez era mayor. Cierta impotencia, sensación a la que colaboraron las 9 pérdidas al descanso. La ausencia de Tavares (llegó al intermedio con dos faltas) tampoco ayudó cuando Fall cargaba bajo el aro y dominaba el rebote, y cuando Yabusele y Noua se hacían (más) fuertes. En el perímetro, Lighty aguijoneaba a su rival con su suspensión eléctrica.

El Asvel llegó a mandar 33-25 y 37-30 y eso que marró los seis triples que lanzó en el segundo cuarto. Y 40-32 al inicio del tercer acto, el poderío físico local tenía a su rival contra las cuerdas. Escapó de ellas con la brega constante de Garuba y la entrada de Carroll en acción por primera vez. Algo cambió con él, cinco tantos de Boom Boom para un parcial de 2-15. Laprovittola era el que mejor gestionaba la ofensiva, a pesar de los balones al limbo, y Tavares (que pronto iba a cometer su cuarta falta) y Thompkins aportaban sendos 2+1 (49-56).

Paso al frente de Abalde

La renta se desmoronó en el arranque del último cuarto con el empuje de Cole y un cierto desgaste tras el buen tono defensivo del tercer cuarto. Tres tiros libres de Diot volteaban el pulso: 61-58. El Madrid debía arrancar otra vez casi de cero para intentar vencer sin Tavares (el pívot no regresaría hasta que apenas faltaba 1:47). Abalde relevaba a Lapro, inicialmente como base, y tuvo un peso importante en el desenlace victorioso, incluyan ahí una suspensión con una paradita de las suyas y un triple frontal (63-69).

Aún quedaba cera por arder, el Asvel respondió con dos triplazos (Diot y Yabusele) y el Real abrazó el triunfo, absolutamente decisivo para alcanzar el playoff de cuartos, desde la personal y con los dedos cruzados mientras Cole y Kahudi marraban dos intentos de tres que hubieran forzado la prórroga. No la hubo, el Madrid no desbarrancó en Francia, pero nada esta hecho aún. Los cuartos esperan, el Valencia no afloja y a ver el Zenit y el Baskonia.

Estadísticas
Min Pts RT RO RD Ast Per Rec Tap Tiro T1 T2 T3 FR FC Val
30 31 18 1 0 1 2 2 0 0 43% 4/6 4/11 2/6 4 2 7
8 30 12 3 0 3 5 1 1 0 60% 3/3 0/1 3/6 4 3 17
23 30 13 1 1 0 2 3 0 0 64% 2/2 4/5 1/4 4 5 8
10 27 4 11 5 6 0 3 1 5 67% 0/0 2/3 0/0 4 2 19
28 26 13 4 2 2 0 4 0 0 36% 0/0 2/7 3/7 3 1 6
5 23 2 2 0 2 1 2 0 0 50% 0/0 1/1 0/1 1 1 2
12 22 5 6 1 5 1 0 1 0 43% 1/1 2/4 0/2 1 2 8
6 11 4 0 0 0 1 1 1 0 100% 0/0 2/2 0/0 0 4 1
14 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 0
16 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 0
13 0 0 1 0 1 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 1
21 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 0
Estadísticas
Min Pts RT RO RD Ast Per Rec Tap Tiro T1 T2 T3 FR FC Val
16 33 9 8 4 4 1 1 0 0 50% 2/2 2/3 1/5 2 3 11
8 28 12 2 0 2 2 6 2 0 42% 0/0 3/5 2/7 2 4 3
33 23 13 3 1 2 1 4 1 0 69% 5/5 4/5 0/3 4 1 13
22 22 8 7 3 4 1 1 1 1 63% 2/3 3/5 0/0 3 4 12
44 8 4 0 0 0 0 0 0 0 100% 0/0 2/2 0/0 0 1 3
14 34 8 2 0 2 0 0 1 0 44% 1/3 2/3 1/3 4 2 8
6 15 11 5 1 4 0 1 0 0 80% 0/0 1/2 3/3 1 1 14
20 14 7 0 0 0 1 1 2 0 50% 0/0 2/4 1/2 1 1 6
1 12 0 3 1 2 2 1 1 0 0% 0/0 0/1 0/2 3 0 3 -
7 6 2 0 0 0 0 0 2 0 67% 2/2 0/1 0/0 1 2 2 s.c.
12 3 0 1 0 1 0 1 0 0 0% 0/0 0/1 0/1 0 2 -4 s.c.
9 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0% 0/0 0/0 0/0 0 0 0