NBA | KINGS 102 - JAZZ 101

Harrison Barnes rescata a los Kings de un señalado Walton

Una canasta del alero tras rebote ofensivo a dos segundos del final le dio la primera victoria de la temporada a los Kings de Luke Walton, señalado desde su llegada.

Buddy Hield, durante el partido
Sergio Estrada USA TODAY Sports

Los Kings ven la luz. De milagro, en un partido tosco y con mucho suspense, pero la ven. Al menos momentáneamente. El equipo de Luke Walton, más señalado incluso que en su anterior etapa en los Lakers, consigue su primera victoria de la temporada después de cinco derrotas consecutivas. Y lo hace gracias a un tiro ganador de Harrison Barnes, uno de esos errores en forma de renovaciones. Un hombre al que la franquicia se arrepiente de haberle dado tanto dinero (88 millones en 4 años) pero que ha sido, al menos por una noche, el héroe de la franquicia.

Los locales empezaron fuerte, algo normal si vemos que se encuentran en una situación de emergencia. Ponerse 0-6 perdiendo el sexto encuentro en casa y nada más empezar la campaña podría haber tenido consecuencias que se han evitado gracias a la victoria. Eso sí, no exenta de dificultades porque el fuerte inicio de los Kings (28-18 al final del primer periodo) fue rápidamente contrarrestado por los Jazz, que no terminan de encontrar el sistema adecuado para sus nuevas piezas. Sobre todo de Conley, que ha mejorado (19 puntos ante Sacramento) pero que sigue lejos del nivel de los Grizzlies del Grit and Grin y no termina de encontrarse cómodo en su nuevo destino, al que ha llegado este verano.

El resultado al descanso (48-45) indicaba una igualdad que se mantendría durante el resto del duelo. Los Jazz se pondrían a un solo tanto antes de los últimos 12 minutos.El equipo de Quin Snyder fue espoleado en todo momento por Mitchell (24 puntos) Bogdanovic (17) y Gobert, de nuevo muy poderoso en la zona (15+16). Sin embargo, el francés no cerró el rebote que permitió a Barnes anotar el tiro ganador después de que el propio Mitchell hubiera dado ventaja a los suyos. El escolta fue el encargado de jugarse también el último tiro, pero éste no entró y la victoria cayó del lado de los locales.

Los Kings cogen aire. El equipo, que se quedó a las puertas de los playoffs el año pasado y que cuenta con una plantilla joven y talentosa (hoy, 25 puntos para D'Aron Fox y 18 para Buddy Hield) ha renunciado a correr igual que lo hacía el año pasado y la plantilla no termina de adaptarse a un muy señalado Luke Walton, que ya se vio en una situación muy desfavorable (por muchos motivos) en los Lakers. Ya veremos si esta victoria permite al equipo que más años lleva sin clasificarse para playoffs de la actualidad (desde 2006) a arrancar de una vez por todas. Talento tienen para ello.