MERCADO ACB

Mirotic paga ahora al Madrid el último plazo de su cláusula

Ha saldado esta semana su deuda con el club blanco, que accedió en 2014 a que el jugador abonara en cinco años su cláusula de 2,5 millones de euros para marcharse a la NBA.

Nikola Mirotic, que pasó en el Real Madrid ocho temporadas tras llegar a su cantera en 2006 con solo 15 años, está muy cerca de convertirse en jugador del Barcelona. Pero antes el hispano-montenegrino se ha desvinculado completamente del club blanco, ya que ha saldado esta misma semana la deuda que aún tenía pendiente con el equipo que le formó: el último plazo de la cláusula de rescisión de 2,5 millones de euros que recogía su contrato para marcharse a la NBA.

El Madrid le permitió en 2014 abonarla en cinco años, periodo que se cumple justo ahora. Cuando Mirotic decidió aquel verano desembarcar en la NBA tenía contrato vigente hasta 2016 tras haberlo ampliado por tres campañas más en 2011 (el anterior finalizaba en 2013).

Y precisamente el pago de esa cláusula, que el Real aceptó fraccionar en cinco cursos como deferencia al jugador, es lo que deja a los blancos sin el discutidísimo derecho de tanteo. Porque de haberse marchado Mirotic a la finalización de su contrato (en 2016), el club podría haber presentado una oferta cualificada que le permitiera igualar en el futuro cualquier propuesta de un equipo ACB. Ese es, por ejemplo, el caso del Valencia con el francés De Colo, que se fue a San Antonio Spurs en 2012 tras cumplir su contrato de tres temporadas. Los derechos de Mirotic pertenecieron a los blancos hasta 2017 como parte del acuerdo privado para formalizar la salida del canterano.

El pago aplazado de la cláusula es una práctica habitual, de hecho de ese beneficio también disfrutaron jugadores como Lampe (2003) o Sergio Rodríguez (2016), por poner dos ejemplos separados en el tiempo.