NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

ACTUALIDAD

Descubierto el origen de la peor pandemia que ha sufrido la humanidad

Un grupo de investigadores encuentra restos de la bacteria Yersinia pestis, la conocida como ‘peste negra’, en cadáveres de un cementerio en Kirguistán enterrados en 1338 y 1339.

Actualizado a
A view of the Tian Shan mountains in Kyrgyzstan, the region in Central Asia where researchers studying ancient plague genomes have traced the origins of the 14th century Black Death that killed tens of millions of people, in an undated photograph.  Lyazzat Musralina/Handout via REUTERS.   NO RESALES. NO ARCHIVES. THIS IMAGE HAS BEEN SUPPLIED BY A THIRD PARTY.
Lyazzat Musralinavia REUTERS

Un equipo de científicos ha logrado situar el origen de la Peste Negra, la mayor pandemia de la historia, en la región de las montañas Tian Shan (actual Kirguistán) de Asia Central en la primera mitad del siglo XIV, despejando así uno de los mayores misterios de la ciencia, en un estudio que publica hoy la revista Nature.

La peste llegó al Mediterráneo a mediados del siglo XIV a través de barcos comerciales que recorrían la Ruta de la Seda desde el Mar Negro, y se diseminó por Europa, Oriente Medio y el norte de África en un primer brote a gran escala conocido como la Peste Negra, que se alargó en una pandemia hasta principios del siglo XIX, causando la muerte de más de la mitad de la población europea. Según algunas estimaciones, en torno al 60% de la población del viejo continente murió entonces por la peste negra.

Philip Slavin, historiador económico ambiental de Stirling, Reino Unido, y coautor principal del estudio, encontró unos elevados registros de defunciones en un par de cementerios de Kirguistán en los años 1338 y 1339. Junto a Johannes Krause, paleogenético del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva en Leipzig y coautor del estudio, rastreó los restos de los cementerios de Kara-Djigach y Burana (Kirguistán) y los encontraron en San Petersburgo, donde fueron trasladados en la década de 1880 y 1890.

Ampliar
Nature

Al secuenciar el ADN de siete cadáveres, el equipo dirigido por la arqueogenética Maria Spyrou de la Universidad de Tübingen (Alemania) halló ADN de la bacteria Yersinia pestis. “Lo más importante no es solo que detectamos la bacteria Yersinia pestis en estos enterramientos”, afirma a EFE el investigador de la Universidad de Stirling Philip Slavin, “sino que, en términos de evolución, esa misma bacteria se encuentra en el origen de la pandemia de Peste Negra”.

La peste negra saltó de las marmotas a los humanos

“En otras palabras, es una cepa más antigua que la cepa de la Peste Negra de Europa. Para ser más precisos, es la cepa que coincide exactamente con el comienzo de la pandemia”, matiza Slavin. El estudio apunta a que en algún momento del siglo XIV se produjo un acontecimiento que los investigadores denominan “Big Bang”, una diversificación masiva de las cepas de la peste, que asocian con la génesis de la primera gran oleada de Peste Negra en Europa entre 1346 y 1353.

Muchas teorías ubicaban el origen de esta pandemia en lugares de Asia como China o Mongolia, pero en este estudio, los investigadores demostraron que el brote inicial se produjo en esta región de Asia Central, una zona atravesada por importantes rutas comerciales de la ruta de la seda en la Edad Media. Los científicos llegaron a la conclusión de que la antigua cepa de Asia Central que causó la epidemia de peste de 1338 y 1339 en Kirguistán saltó a los humanos desde las poblaciones de marmotas de esta región, que actúan como reservorios de la bacteria, y que después mutó en diferentes variantes que se expandieron por el mundo.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?