Polémica

Kim Kardashian, acusada de dañar el histórico vestido de Marilyn Monroe

El coleccionista Scott Fortner ha publicado varias fotografías donde se pueden observar los graves daños que sufrió la icónica prenda durante la MET Gala.

Actualizado a
Durante la Met Gala 2022, un evento benéfico que da inicio a la exposición de moda anual del Instituto del Vestido del Museo Metropolitano de Arte de la ciudad de Nueva York, se puedo ver a Kim Kardashian llevando el vestido con el que Marilyn Monroe le cantó Happy Birthday Mr. President a Kennedy.

El pasado 2 de mayo, Kim Kardashian se convertía en el centro de todas las miradas durante su posado en la red carpet de la gala del Museo Metropolitano de Nueva York (MET) al aparecer con uno de los vestidos más icónicos de Marilyn Monroe. Concretamente, el que la actriz usó en 1962 para cantarle el feliz cumpleaños al entonces presidente de los Estados Unidos, John F. Kennedy, en el Madison Square Garden. Una prenda que, según el coleccionista Scott Fortner, habría sufrido graves daños en manos de la Kim.

La empresaria, que tuvo que adelgazar hasta siete kilos para lucir el histórico vestido durante la MET Gala, tan solo lo llevó puesto unos minutos ya que luego lo sustituyó por una replica. “No me atrevía a sentarme, comer con él o correr el riesgo de dañarlo”, confesaba Kim Kardashian por aquel entonces en declaraciones para la revista ‘Vogue’. Sin embargo, todo apunta a que la prenda de Marilyn Monroe sí sufrió estragos durante ese breve periodo de tiempo.

Scott Fortner ha compartido en sus redes sociales varias fotografías donde se observan los desperfectos. En las imágenes se ve cómo la tela está rasgada llegando a romperse en la zona del cierre de la parte trasera. Además, se han perdido algunos de los cristales que adornan el vestido. “Tan comprometidos con ‘mantener la integridad del vestido y su preservación’, ¿valió la pena?”, se pregunta el coleccionista que gestiona la cuenta de Instagram @marilynmonroecolecction y cuenta con una importante colección de objetos que pertenecieron a la icónica actriz.

Los culpables, según Scott Fortner

Las palabras de Scott Fortner apuntan directamente hacia Amanda Joiner, vicepresidenta de la galería ‘Ripley’s Believe It Or Not’ que adquirió el vestido en 2016, que meses antes de la MET Gala explicaba en ‘Daily Beast’ todo el proceso que se estaba llevando a cabo para salvaguardar la integridad de la prenda. “Tuvimos muchas conversaciones con Kim y su equipo. Se establecieron muchos requisitos sobre la seguridad y el manejo del vestido”, decía Joiner.

“Hicimos dos pruebas con ella. La primera fue en Los Ángeles, en abril, y luego la segunda un poco más tarde para ver si le encajaba o no. El mayor desafío que tuvimos es que realmente queríamos asegurarnos de mantener la integridad del vestido la preservación porque tiene 60 años”, añadía por aquel entonces.

La polémica sobre los daños en el vestido de Marilyn Monroe está más que servida puesto que ha tomado ya dimensión internacional. Sin embargo, tanto Amanda Joiner como el resto de responsables de la galería ‘Ripley’s Believe It Or Not’ y el equipo de Kim Kardashian han preferido no dar declaraciones al respecto.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?