UEFA Nations League
Kazajistán KZ

-

Andorra AND

-

Armenia ARM

-

Macedonia MAC

-

Gibraltar GIB

-

Liechtenstein LIE

-

Noruega NOR

-

Bulgaria BUL

-

Irlanda IRL

-

Gales GAL

-

Letonia LET

-

Georgia GEO

-

Ucrania UCR

-

R. Checa RCH

-

Eslovenia SLO

-

Chipre CHI

-

Francia FRA

-

Alemania GER

-

Copa del Rey
Euroliga
Darussafaka DAR

-

Buducnost Voli BUD

-

Maccabi TEL

-

CSKA CSK

-

B. Munich MUN

-

Panathinaikos PAN

-

Campeonato Brasileño Serie A
Eurocup
Galatasaray GAL

-

Germani Brescia BRE

-

Estrella Roja RED

-

BC Andorra AND

-

Ratiopharm Ulm RAT

-

AS Monaco MON

-

Asvel Villeurbanne AVI

-

Turk Telekom TUR

-

Liga Colombiana II

MASTERS 1.000 SHANGHÁI

Nadal ante Federer, duelo por la corona de Shanghái

El número uno contra el número dos. Nadal contra Federer (10:30, Movistar Deportes 2) por un Masters 1.000 que el español no ha conquistado nunca
Nadal - Del Potro: US Open 2018, semifinal

Rafa Nadal jugará este domingo (10:30, Movistar Deportes 2) por conquistar Shanghái, una de las plazas que se le resiste. Uno de los tres Masters 1.000 que no tiene en su palmarés, junto a Miami y París-Bercy. La joya de la corona de Asia, la futurista ciudad en el delta del Yangtsé, puede ser también suya después de derrotar a Marin Cilic por 7-5 y 7-6 (7/3) en 2h 11. Pero para ello tendrá que superar la última frontera del año de su reinvención: Roger Federer.

Y es que el suizo, con 36 años, es la piedra en el camino del español este año. El primero volvió en 2017 tras una lesión de rodilla de seis meses y el segundo, después de tres parado por la muñeca izquierda.

Cuando casi nadie contaba con ellos, acabaron jugando la final de Australia. Se la llevó el de Basilea, como los octavos de Indian Wells y el título de Miami. Encadena cuatro victorias seguidas el campeón de 19 grandes, que llegó a la final de Shanghái  tras derrotar a Juan Martín del Potro (3-6, 6-3 y 6-4), que horas antes no sabía si jugaría por un traumatismo en la muñeca izquierda.

En su semifinal, Nadal liquidó al número cinco del mundo, un superespecialista en pista dura. En el primer set, el croata tuvo tres bolas de set al resto con 5-4. Puso a Nadal contra las cuerdas. Pero el español, desatado, salió como un escapista. Neutralizó esos tres golpes y fue él que arrebató el saque de Cilic.

En el segundo, se sucedieron los breaks… La tensión cortaba. Con 5-4, el número uno desperdició una bola de partido. Y tuvo que irse al desempate. Como casi siempre últimamente, lo gobernó.

Nadal, con 31 años y tras dos temporadas complicadas, jugará su décima final de un año en el que ya acumula seis títulos. Sus buenas prestaciones en pista dura, donde lleva 16 triunfos seguidos, le colocan en disposición de encadenar victorias en tres torneos (US Open, Pekín y Shanghái) sobre la superficie más complicada para él, algo que no ocurre desde 2013. “Estoy un poco cansado, pero disfrutando de un momento fantástico”, dice. Para conquistar la corona de Shanghái tendrá que traspasar su última frontera este año: Roger Federer. El número uno contra el número dos. Incombustibles.

0 Comentarios

Mostrar