Rafa Nadal ante Roger Federer y el martirio de la llaga

ABIERTO DE AUSTRALIA

Rafa Nadal ante Roger Federer y el martirio de la llaga

A las 09:30 horas (Eurosport) Nadal y Federer celebrarán su duelo 33 (balance de 22-10) en la segunda semifinal del Abierto de Australia. En la primera, Wawrinka batió a Berdych.

MELBOURNE

Con el calor de regreso en Melbourne, estampidos como de descargas de fusilería retumbaban en la Pista 17 de Melbourne Park. ¿Batazos, rugidos de dientes de sierra...? El eco de los estampidos, craack, craack, conducía inevitablemente hacia una figura bronceada, afinada como un ingenio de destrucción, el autor de las descargas, Rafael Nadal, que castigaba al prometedor australiano Saville con mandobles que hacían brincar su raqueta.

Era un Nadal sin vendajes en la mano… y en vísperas de su choque número 33 con Roger Maestro Federer, eterno rival: cuando se llega a esta semifinal del Abierto de Australia (09:30, Eurosport), Nadal domina por 22-10 a Federer, le ha ganado las cuatro últimas veces… y ocho de las últimas diez. Durante una de esas dos derrotas más recientes, en Indian Wells, Nadal sufrió la rotura parcial de tendón en la rodilla que acabó por liquidar su temporada 2012.

Otro suizo. El ganador del Nadal-Federer chocará en la final del domingo con Stanislas Wawrinka, que pisa su primera final en Grand Slam tras batir al checo Tomas Berdych: 6-3, 6-7 (1), 7-6 (3) y 7-6 (4). Sólo hubo una rotura de servicio, a favor de Wawrinka. Tres dobles faltas hundieron a Berdych en los dos tie-breaks de los sets finales.

Ayer, Nadal se despidió con buenos saques y sin rudos vendajes en la mano zurda, con sólo una ligera protección del tipo Compeed, aplicada con fluidos y antisépticos. Pero, aunque la mano de Rafa, la mano que gobierna la ATP y tortura el revés de Federer, esté en condiciones de resistir sin vendajes un entrenamiento de una hora, nadie desea asumir el riesgo de que se abra la piel nueva que viene tras el callo que se infectó y desapareció. En ese caso, “tendríamos un problema doble”, especificó Toni Nadal, quien llamaba la atención sobre el magnesio que los gimnastas se ponen en las manos antes de irse “a las anillas”.

Doctor. En el entrenamiento, el número uno se sentó para fijar esa liviana protección que usó. “La mano está bien. Intentamos que Rafa pueda jugar ante Federer con una protección que pueda resistir un partido de competición y no provoque las sensaciones y los nervios que Rafa tuvo cuando hubo vendarle la mano ante Dimitrov”, matizó a AS el doctor Ruiz Cotorro.

Esa nueva protección, presumiblemente con material plástico recubierto, será verificada definitivamente en el entrenamiento matinal previo al debate número 33 con Herr Federer, quien se entrenó con el zurdo francés Llodra, bajo la mirada impasible de Stefan Edberg.

“Aunque el revés de Federer es una alegría para la vista, en esta ocasión y dadas todas las circunstancias, todo está muy igualado. Tendría que pensarlo mucho para pronosticar un ganador”, analizó para AS el legendario Rod Laver. La temperatura de la noche y la mano de Nadal forman parte (además del revés de Federer, que será cañoneado implacablemente), de ese escenario de ‘circunstancias’ que se acumula en la sabia mente de Rocket Laver. Habrá alguna otra cosa: esos estampidos agónicos, como de aserradero que retumbaban en la Pista 17…

Comentarios

Comentarios no disponibles