Susurros del campo

CON EL AVAL DE LA REVISTA TROFEO CAZA

Este blog es un viaje a esas jornadas de caza y conservación, esperamos que seáis nuestros compañeros de cuadrilla.

Autor: Rocío de Andrés

Susurros del campo

Año de nieves. Año de bienes

Si el refrán se cumple, por la proporción de nieve que ha caído, vamos a ser los más afortunados del 2021.

Año de nieves. Año de bienes

Si el refrán se cumple, por la proporción de nieve que ha caído, vamos a ser los más afortunados del 2021. Aunque el nuevo deseo que todos albergamos es que acabe esta maldita pandemia y podamos volver a nuestras vidas. Ese sería nuestro mayor bien.

Hemos podido contemplar gran parte del país cubierto de un manto blanco. Redes sociales, programas de televisión, partes informativos…, la imagen ha sido nieve, muñecos de nieve y más nieve (nos sale la nieve por las orejas). Por más que nos aconsejaban no salir de nuestras casas, las calles estaban llenas de gente disfrutando de la nieve y hasta con trineos. ¡No aprendemos!

Pero lo que no se ha visto, y no nos van a mostrar en ningún programa de televisión, es lo que el sector de la caza ha hecho, una vez más, por nuestra fauna salvaje que también ha sufrido y mucho, los efectos de Filomena.

Los cazadores han aportado grano para que todos los animales subsistan al temporal de nieve y frío que ha azotado a la península. Han sido muchos los miembros de sociedades de caza que, además de aportar los tractores y maquinaria para retirar nieve de los pueblos, han trabajado incansablemente.

Por si a alguien no le queda claro que los cazadores amamos incondicionalmente la naturaleza y su fauna, durante este temporal los que han auxiliado a los animales alimentándoles, ya que la vegetación esta cubierta por la nieve, han sido los cazadores. Los que han rescatado a corzos, jabalíes y otras especies atrapadas en la nieve, han sido los cazadores. Y el que no quiera mirar, puede hacerlo para otro lado, pero es una realidad, porque luego los cazadores, son malos.

Y no es ni la primera vez, ni la última, no es un hecho aislado, en verano, cuando el fuego arrasa nuestros montes ¿Quién ayuda a la fauna cinegética y no Cinegética jugándose el pellejo? ¿Quién le llena los bebederos de agua cuando la sequía mata de sed a muchos animales? Si señores, los cazadores.

Los llamados ecologistas están en sus casas, con la calefacción y sus mantitas de sofá, tan calentitos, insultando y calumniando en redes sociales a todos los que verdaderamente amamos el campo, con su demagogia barata llena de desconociendo y a rebosar de un odio que, para mí, es incompatible con el ser humano.

En su conciencia quede (si tienen).

Desde este mi rinconcito, y con los susurros “congelaos”, quiero dar las gracias de corazón a todos los agricultores, ganaderos y cazadores de las diferentes sociedades de caza de todo nuestro país, por el gran trabajo y esfuerzo que han realizado todos estos días, y el que queda por hacer. Poniendo su maquinaría para ayudar a los pueblos cubiertos de nieve y, sobre todo, cuidar de nuestros campos.

Gracias, gracias y un millón de gracias.

 

Salud y buena caza (abríguense).