Siempre Cantera

O ganamos o aprendemos, nunca perdemos

Autor: Aritz Gabilondo

CHAMPIONS LEAGUE

Las perlas de la Champions: Ansu, Camavinga, Szoboszlai...

El inicio del máximo torneo continental está plagado de jugadores jóvenes que ya son fijos en clubes y en ligas grandes. Estamos ante un cambio generacional.

Dominik Szoboszlai (Salzburgo, centrocampista, 19 años, Hungría)

Parte mucho desde la izquierda o por el centro, diestro, es un talento absoluto no sólo en su equipo sino también en su selección, Hungría. Por su carácter y golpeo de balón, muchos han llegado a compararlo con Cristiano Ronaldo. Firmó 12 goles y 18 asistencias la temporada anterior.

Dayot Upamecano (RB Leipzig, defensa, 21 años, Francia)

Pura potencia. El joven central francés dota al Leipzig de músculo y buena salida de balón. De los zagueros con más futuro de Europa. Sobrado, a veces incluso confía en sí mismo más de lo que debería, tiene buena calidad y es rápido anticipando. Debe corregir algún fallo lógico para su edad, pero su futuro es espléndido. Ya lo era desde que era Sub-17.

Marcos Antonio (Shakhtar, centrocampista, 20 años, Brasil)

No es un mediocentro puro, sino más bien un 8 con capacidad de ida y vuelta permanente y una gran zona de influencia sobre el campo. Maravilló en un Sudamericano Sub-20 con el sobrenombre de Marcos Bahía y de ahí lo fichó el Shakhtar, donde ha crecido muchísimo. Cada vez que se descuelga al área genera situaciones de peligro.

Antony (Ajax, delantero, 20 años, Brasil)

Deslumbró en una Copinha con Sao Paulo y se ganó el traspaso al Ajax, en el que ha tirado la puerta abajo desde el principio y aprovechando la ausencia por lesión de su compatriota David Neres. Desequilibrante, con gran influencia en los ataques y muy dañino de cara a portería, está en una liga en la que poder dar un salto inmediato a una más potente.

Fabio Viera (Oporto, centrocampista, 20 años, Portugal)

Finísimo, hace un par de años dejó muestras de su enorme talento en la Youth League conquistada por el Oporto, lo que le permitió llegar al primer equipo. Con Sergio Conceiçao ha tenido muchos minutos, aunque le está costando asentarse. Un futbolista distinto, especial, al que hay que cuidar porque tiene pinceladas de jugador magnífico.

Jude Bellingham (Dortmund, centrocampista, 17 años, Inglaterra)

El Dortmund se volvió loco con él cuando jugaba en el Birmingham, casi al estilo de lo que hizo con Sancho años atrás, y hay razones de sobra para pensar que ha vuelto a acertar. Desde el principio ha entrado en los planes de Favre. Mucha calidad con la pelota, no sólo en el pase sino también en la transición, algo que encaja de maravilla en su nuevo equipo.

Ansu Fati (Barcelona, delantero, 17 años, España)

Obviamente, Messi es la gran estrella del Barça, pero nadie como el joven Ansu Fati para levantar la bandera de un equipo que busca un nuevo clic en Europa después de una experiencia traumática. Su aparición el curso pasado le sirvió para convertirse en el goleador más joven de la competición. Desborde, atrevimiento y sensatez en sus acciones.

Vladyslav Supriaha (Dinamo de Kiev, delantero, 20 años, Ucrania)

La figura de la Ucrania campeona del mundo sub-20, marcó 15 goles en su cesión al Dnipro-1 la temporada pasada. Ahora regresa a Kiev ya convertido en el punta titular. Mucha calidad fuera del área, no es un delantero centro sino más bien un acompañante al punta. Ahí destacó en el Mundial Sub-20 cayendo mucho a bandas y a recibir de espaldas.

Eduardo Camavinga (Rennes, centrocampista, 17 años, Francia)

La gran irrupción en el fútbol francés el pasado curso, es capaz de adueñarse de los partidos gracias a su técnica en la pierna izquierda y la versatilidad de movimientos. Mejor liberado, incluso con llegada al área, ya marcó así con Francia, con la que ha debutado haciendo historia, y está en las agendas de todos los grandes clubes de Europa.

Mason Greenwood (United, delantero, 19 años, Inglaterra)

Zurdo, aunque siempre acostado a la banda derecha, deslumbró el curso pasado en sus primeras apariciones. Es directo y muy ofensivo, se ha ganado un puesto en el once de Solskjaer que ahora deberá defender. También fue internacional con Inglaterra, aunque el borrón de la indisciplina en Islandia le puede pasar factura.