Liga Rumana
Gaz Metan M. GMM

-

CS Concordia Chiajna CHI

-

Universitatea Craiova UNC

-

CSMS Iaçi LAC

-

Liga Mexicana - Apertura
Liga Uruguaya - Clausura
FINALIZADO
Nacional de Montevideo NCM

3

Torque TOR

2

Liga Venezolana - Clausura
FINALIZADO
Zulia ZUL

1

Deportivo Táchira DTA

0

FINALIZADO
Zamora F.C ZAM

3

Deportivo La Guaira LGU

1

Estás leyendo

No nos hagamos líos con el fuera de juego

No nos hagamos líos con el fuera de juego

Me temo que nos estamos haciendo un lío con el fuera de juego. Con su mejor intención, los que manejan el fútbol han tratado de dulcificar esta regla a costa de romper un cierto equilibrio ecológico que había funcionado hasta ahora. Y empiezan a pasar cosas raras. La más rara de todas, la que dio lugar al gol anotado por el Granada frente al Levante, con Iturra colocado mucho más allá de la barrera obstruyendo la visión de Keylor Navas en el tiro de Piti. Ese gol se dio por una instrucción del comité de árbitros que a su vez daba una interpretación a mi juicio demasiado osada de la última redacción de la norma.

 

Felizmente, en la reciente reunión de árbitros se le ha dado una vuelta al asunto y se ha acordado que goles así no se concederán en el futuro. Demos ese como un accidente, fruto de una confusión que ya pasó.

 

Pero temo que lleguen otras. Sobre el fuera de juego se introdujeron unas correcciones a partir de 1994, en base a combatir el efecto excesivo que estaba provocando la extensión de la ‘trampa del fuera de juego’, ardid antiguo, pero cuya definitiva explosión se produjo en los ochenta. Durante años se discutió mucho sobre eso. Algunos desde una perspectiva moral, definiendo esa práctica como una forma de sacar ventaja desleal del reglamento (Entre ellos Menotti, que cuando por fin la adaptó la redefinió como ‘achique de espacios’, argumentando que el verdadero fin sería dejar menos espacio en el medio campo para el juego del rival, y no dejar a los atacantes en fuera de juego). Otros (Clemente entre ellos), pensaban que era jugar con fuego, que era poner el partido en manos del linier.

 

Pero los liniers mejoraron mucho. Viendo el fútbol con perspectiva, tengo la impresión de que se afina muchísimo en esa jugada, y eso que es bien difícil. En España se afina especialmente, y ese es un mérito que me gusta atribuirle a Díaz Vega, al que discuto otras cosas.

 

El caso es que la trampa del fuera de juego empezó a comerse demasiadas jugadas de ataque y que no parecía justo. Una cosa es tomarse la ventaja de situarse más allá de la defensa para esperar el pase (en tiempos en Inglaterra se llamó ‘avance furtivo’) y otra ser pillado como incauto por cuatro defensas que pasan la semana ensayando cómo adelantarse todos a una.

 

De ahí vino lo de dejar pasar si se está en línea, que ya es una modificación, porque si se está en línea con el último defensa ya no hay dos (cuento con el portero, hablo del caso más común) entre el atacante y la línea de fondo.

 

Eso no me pareció mal. Más líos ha provocado lo de posición, más influencia, más intervención… Me parece que en eso nos hemos liado. En el criterio clásico, un jugador que estando en fuera de juego pretendía intervenir ya hacía falta, aunque no le enviaran el balón. Y aun si se abstenía visiblemente de intervenir se debía señalar el fuera de juego en caso de que a juicio del árbitro su presencia dificultara la visión del portero o el movimiento de algún defensa.

 

De esos polvos hemos caído en estos lodos. Al dejar gente que habite en fuera de juego siempre que no le manden el balón hemos destruido un equilibrio ecológico. Hubo quien enseguida se abrazó al nuevo criterio y hubo quien se mantuvo en el antiguo. Hace unas cuatro temporadas vi en un partido inglés, que lamento no recordar, una jugada curiosa, reflejo de cómo aquel árbitro seguía en el criterio previo: hubo un balón largo y alto lanzado desde el círculo central, al delantero centro, situado en fuera de juego; lo persiguió entre dos defensas, que cabecearon sucesivamente el balón para que no le llegara con tan mala fortuna que el cabezazo del segundo pasó sobre su propio portero y fue gol. El árbitro lo anuló y me pareció justo. El delantero no había tocado el balón, y sí sus defensas, pero su presencia ahí fue determinante para el autogol.

 

Una interpretación justa… pero contraria al criterio que ya entonces estaba recomendado aquí. Digo justa, como juicio propio, porque el delantero trató de sacar provecho de su posición adelantada y porque si se hubiera abstenido de perseguir el balón el gol, con seguridad, no se hubiese producido.

 

Pero deslizándonos por esa pendiente de que siempre que no toques el balón no haces falta acabamos en el esperpento del gol del otro día, cuando el golpe franco del Granada al Levante, con Iturra colado en la línea de vista del portero. Una acción fea, desleal con los principios del juego, casi humillante para el jugador enviado a la triste misión de colocarse ahí para tapar.

 

Dándole tantas vueltas a lo que no las tiene se había llegado a la recomendación de señalar falta si entre el estorbo y el portero había menos de metro y medio de distancia. Es obvio que a esa distancia se estorba para todo. Pero eso sirvió para deducir, mal, que a más de metro y medio no había problema. Y ese fue el error.

 

Lo malo es darle demasiadas vueltas a lo que no las tiene. Bien lo de la línea, o lo de dejar pasar en caso de duda. Mal deslizarse por la pendiente de que cualquiera pueda vivir en fuera de juego, que acabó con Iturra (y otros en esa jornada, en otros partidos) enviado a estorbar, sin más misión posible que esa, la de estorbar, porque si metido ahí coge un rebote y marca el gol no vale por fuera de juego.

 

En fin, que cuidadín. El Reglamento no fue una cosa que escribieran unos voluntariosos muchachos en 1863. Eso sólo fue el principio. Durante los sesenta años siguientes se fue reescribiendo. Aquellas primeras reglas no tenían ni áreas, ni penalti, ni árbitro… Todo fue surgiendo de forma natural y se creó una cosa que funcionó durante muchos años y conquistó el mundo.

 

Con el tiempo se han realizado algunas modificaciones interesantes, para resolver casos que clamaban al cielo. La cesión al portero, por ejemplo. Eso ha resuelto una enorme fuga de tiempo. La expulsión en caso de que la falta interrumpa una ocasión manifiesta de gol. Bien también, dolía ese tipo de jugadas. Pero ahí ya hubo un exceso: dentro del área no es necesaria la expulsión, el penalti ya es bastante castigo.

 

El Reglamento se debe tocar con cuidado. Y si no se hace, pasa lo que pasa, que nos metemos en líos innecesarios. Menos mal que en este caso y con buen criterio el comité deshace el entuerto.


10 Comentarios

Mostrar
avatar

Vicente. Cantabria

Que se haga una interpretación erronea igual tiene algo que ver con que tengamos al frente de los árbitros a un inepto como el señor Sanchez Arminio, que a su demostrada incompetencia, tambien tenemos que añadir sus preferencias por determinados colores. !! Vayase señor Arminio!!

11/18/2013 10:50:21 PM

avatar

Vicente. Cantabria

Que se haga una interpretación errónea igual tiene algo que ver con que tengamos al frente de los árbitros a un inepto como el señor Sánchez Arminio, que a su demostrada incompetencia también tenemos que añadir sus preferencias por determinados colores. !! Váyase señor Arminio!!

11/18/2013 10:52:03 PM

avatar

outsider

El fuera de juego es, por definición, imposible de ver por una sola persona, ya que no se puede ver a la vez cuando sale el balón y donde está el defensa en ese momento. Sería facilísimo determinarlo usando tecnología, si no fuese porque habría que hacerselo entender a Plattini. Mientras tanto, se formulan reglas vagas para que los arbitros puedan "aportar su toque personal".

11/19/2013 12:34:45 AM

avatar

ace

En el penúltimo párrafo, no estoy de acuerdo con que sea excesiva la expulsión en una falta que interrumpa una ocasión manifiesta de gol dentro del area. Si un defensa "para" intencionadamente con la mano una pelota que va dentro, el penalti y la amarilla no me pareceria suficiente. Es una acción desleal con el juego y merece un mayor castigo que una pena máxima que puede ser errada.

11/19/2013 01:02:14 AM

avatar

Martin

1) Una jugada más, que en mi opinión está mal arbitrada habitualmente: supongamos que, ante una defensa en línea, el delantero centro está 5 metros fuera de juego. El balón lo tiene el mediapunta del equipo atacante, y lanza un pase profundo a uno de los extremos, que estando en posición correcta, gana por velocidad al lateral, y centra. El balón llega al delantero centro que, al estar ya detrás del balón, no está en fuera de juego. Los defensas no pueden llegar a su alcance, porque al principio de la jugada estaban más lejos de la portería. ¿Debería ser fuera de juego? En mi opinión, sí. Simplemente, porque el delantero saca ventaja de su posición adelantada. Si no hubiese estado 5 metros más adelante que los defensas, no habría llegado al remate.

11/19/2013 08:01:35 AM

avatar

Martin

3) Termino diciendo que el fuera de juego no es la única regla en la que esto ocurre. Ocurre lo mismo con la mano. Lo lógico sería que el árbitro interpretara, cada vez, si es involuntaria o no, y actuar en consecuencia. Y sin embargo, tenemos el reglamento lleno de tonterías (que si mano separada, que si mano apoyada al suelo, que si salto no sé cómo, que si iba a gol, la trayectoria,...) que lo único que buscan es librar al árbitro del marrón de tener que interpretar. Y la culpa de esto la tienen gente como Roncero, que en el descanso del clásico ya estaban pidiendo penalti de Adriano, cuando en realidad, la reflexión serena de cualquier espectador debería haber sido "bueno, le habrá parecido involuntaria, no le demos más vueltas". En resumen, estoy de acuerdo con el artículo en una cosa: los cambios en el reglamento han ido muchas veces en contra del espíritu de la norma original. Pero para completarlo, falta decir: seguramente, la presión ejercida por nosotros mismos sobre los árbitros ha sido el detonante en muchos casos.

11/19/2013 08:12:11 AM

avatar

Imperioso

Si bien estoy de acuerdo punto por punto, con su comentario sobre el terrible error cometido al señalar dicho fuera de juego, que demuestra un desconocimiento de la esencia del juego descomunal, y compartiendo el resto de opiniones vertidas sobre esta norma; tengo que decirle que discrepo en relación a otra norma que usted mencona, la cual invita a un árbitro a cargarse un partido en el minuto 1 de juego. Me refiero a la expulsión por una falta cometida por un último jugador, cuando este intenta (p.ej.) evitar que el rival anote un gol sin utilizar la violencia ni juego brusco grave. No se puede dejara un equipo con 10 jugadores 89 minutos por un empujón o similar por ser el último jugador, a mi personalmente me parece una aberración. Una solución más justa sería señalar penalty, dando opción así a concretar la ocasión al equipo creador de la jugada y permitiendo a su vez al equipo infractor remontar el resultado. Porque además suponga usted que esta misma infracción se comete en el minuto 92 de partido, el último defensa hace una falta que resuleve el partido a su favor, quedan pocos segundos y el jugar con un jugador menos es intranscendente. Sin embargo si se señalara penalty sería otra cosa.

A mi entender se ha pretendido matar moscas a cañonazos.

Otras normas a modificar para resolver casos que como dice usted claman al cielo:

- La tarjeta amarilla: Un equipo puede acabar con 11 tarjetas amarillas habiendo realizado un tremendo juego sucio y sin ninguna sanción, la tarjeta amarilla no deja de ser una advertencia, por el contrario si el rival acumula en un jugador una mano y un agarrón jugaría el partido con un jugador menos. ¿No suena injusto? ¿cuantas veces hemos oído eso de no va a sacar la segunda amarilla por esto o por lo otro...?.

SOLUCIÓN: Expulsiones temporales 10-15 minutos esto no es nada nuevo ya se hace en otros deportes con magníficos resultados, en lugar de tarjetas amarillas que no sirven para nada.

- Las barreras en las faltas: ¿alguna vez una barrera permanece en su sitio? el invento del spray es genial, además si alguno sobrepasa la línea tiro libre sin barrera, fin del problema.

- Pérdida de tiempo en saques de banda, faltas, saques de portería y corners: Bastaría con cambiar la dirección del saque, pierdes el tiempo pues saca el contrario. Rápido y efectivo.

- Pérdidas de tiempo en los cambios: ¿para que es necesario parar el tiempo? ¿Para que existe el cuarto árbitro? Que se encargue este personaje del cambio mientras el juego continua.

Estos son unos ejemplo sencillos de como mejorar el juego, hacerlo más justo para el equipo que se ofrece a crear y no destruir y en consecuencia un juego más espectacular.

Un abrazo.

11/19/2013 11:14:51 PM

avatar

jose

Esa norma es completamente contraria al espírito del juego y debe ser retirada. Cuando un balón va a una zona dónde un jugador está en fuera de juego el línea debe levanter la bandera. Si está caído en el suelo o sin ánimo de ir al balón entonces se puede interpreter que no interviene. Es un recurso del juego dejar al contrario en fuera de juego. Los holandeses de Cruyff y compañía lo hacían muy bien.

11/20/2013 01:51:43 AM

avatar

Nacho

Siempre en el clavo

11/20/2013 04:02:45 PM

avatar

Jose Carlos

Antes que nada ,buenos dias y excelente y bien fundamentada opinion.Aunque no resido en España(lo hago en Argentina actualmente)sigo con gran interes-Satelite mediante-los partidos de las principales Ligas(española,italiana.inglesa) y he notado gran diferencia en los criterios del arbitraje en cada una,y al mismo tiempo entre los equipos mas importantes de cada Liga y los demas.Colijo entonces,que se legisle lo que se legisle,todo seguira atado al criterio del colegiado de turno.Ergo..."No lo vi"..."Estaba tapado"..."A mi entender"..."El linea no me lo marco"...Etc.etc.etc..Por lo tanto es ineludible la asistencia Electronica,pero de la sgte.manera.Cada DT podra recurrir dos sobra sospechamos en cada mundial de cada definicionjuagadas en cada tiempo,para su revision por el cuarto arbitro,y si se equivoca en su reclamo,perdera una oportunidad (como en el tenis). Que se obtiene con esto? Eliminar la sospecha de arreglos arbitrales,y eliminar sanciones por tarjetas amarillas y rojas injustas .Gracias

11/20/2013 05:09:28 PM