MOTOGP

La filosofía que lastró a Honda

"Cuando tenemos un campeón fuerte le adaptamos la moto y cuando nos quedamos sin Marc, tuvimos que actualizarnos", reconoce el director técnico de HRC.

El box de Márquez durante el GP de la República Checa 2019
Mirco Lazzari gp

¿Es la Honda una moto pensada para Marc Márquez? La respuesta es sí. Más allá de lo que se ve sobre el asfalto, por la confesión que Takeo Yokoyama, director técnico de HRC, realizó sobre una filosofía que ha pasado factura a Honda cuando su campeón, en la primera carrera de 2020, se quedó fuera de escena para todo lo que restaba de temporada debido a esa lesión en el húmero que tantos dolores de cabeza le ha traído a lo largo de este año.

El binomio que formaron Márquez y Honda era casi tan perfecto, que siempre dio la sensación de que nada podía salir mal. Y de ahí, que los japoneses se convirtiesen en esa especie de genio que concede todos tus deseos y centrasen todos sus esfuerzos en brindarle a su piloto una montura a su medida. “Históricamente, cuando tenemos a un campeón muy fuerte, nuestra filosofía es hacer que la moto se ajuste cada vez más a ese campeón”, reconoce Yokoyama en Australian Motorcycles News. Pero lo terminaron pagando caro.

El 2020 se convirtió en la peor temporada de Honda dentro del campeonato, la ausencia de Márquez en el mayor problema de la estructura en ese momento y el coronavirus en otro inconveniente que tampoco favoreció mucho el trabajo en el seno de la marca del ala dorada: “Cuando nos quedamos sin nuestro piloto de referencia, tuvimos que actualizar lo que teníamos que hacer porque el resto de estilos de pilotaje no son los mismos que el de Marc”.

Honda abarcó un "desafío" en una temporada donde las novedades llegaron a cuentagotas pese a la necesidad que existía dentro del garaje. Sin embargo, buscaron alternativas en "la electrónica, los escapes, la admisión, la rigidez del chasis o el amortiguador trasero", con un 90% de fallo en todas las pruebas que llevaron a cabo. "Probablemente probamos 100 cosas nuevas y 90 fueron erróneas, un fracaso", reconoce el director técnico de HRC, sobre una situación que les hizo salir más fuertes: "De esos fracasos aprendimos y finalmente hemos encontrado el camino".