MOTOGP | GP DE AUSTRIA

Rossi acusó a Zarco de "frenar voluntariamente" delante de Morbidelli en Austria

"Dirección de Carrera debe hablar seriamente con los pilotos y tomar medidas serias con Zarco", dijo en la tele, aunque luego fue menos crítico en rueda de prensa.

Valentino Rossi acusó en caliente a Johann Zarco de "frenar voluntariamente" delante de Franco Morbidelli y causar el peligroso accidente que obligó a mostrar la bandera roja al comienzo del GP de Austria de MotoGP. Lo hizo en declaraciones a la televisión italiana que han recogido la Agencia EFE, aunque luego fue menos crítico en la rueda de prensa, porque ya había hablado con el francés, que le prometió que no lo hizo de manera intencionada.

En primera versión de Rossi, consideró que "no es una novedad" que Zarco cometa irregularidades en las carreras. Y reconoció que este domingo vivió el riesgo más importante de su trayectoria en MotooGP, porque las motos de Morbidelli y Zarco estuvieron a punto de impactar contra él y Maverick: "Tengo que decir que fue duro, estoy un poco sacudido. Incluso empezar la segunda carrera fue complicado. Estaba junto a Maverick, estábamos ralentizando para entrar en la curva 3 y vi llegar una sombra. Pensé que era la sombra de un helicóptero, en cambio llegaron dos balas. Vi bien la Ducati de Zarco, en cambio la moto de Morbidelli ni siquiera la vi, solo la vi luego en las imágenes. Hoy el santo de los motociclistas hizo un gran trabajo".

Más sobre Zarco: "Está bien que un piloto sea agresivo pues nos jugamos mucho, pero así estamos perdiendo el respeto para los adversarios. Practicamos un deporte muy peligroso y hay que respetar a tus rivales. No es una novedad que Zarco haga estas cosas. Lo que pasó fue muy claro. Zarco superó a Morbidelli y luego no quería que le superara antes de la curva, por lo que frenó voluntariamente delante de él. Pero a 300 km/h, Morbidelli no pudo hacer nada y le golpeó muy fuerte. Zarco le cortó el camino y le frenó delante de él. Hay que tener cuidado porque nos podemos hacer daño. Dirección de Carrera debe hablar seriamente con los pilotos y debe tomar medidas serias con Zarco, porque incluso en Brno ha golpeado a Pol Espargaró. Y aquí en Spielberg hizo lo mismo, perjudicó a Morbidelli para que no le superara. Y al final yo también pude quedar involucrado. Hay que entender que nuestras motos, con estas velocidades, son balas. Estamos superando un poco el límite. La moto de Morbidelli me rozó e incluso la de Zarco me pasó a pocos metros".

En la posterior rueda de prensa dijo esto:

Reflexión: "Para mí, ahora todo el mundo es muy agresivo en MotoGP, desde las categorías pequeñas, y es algo que no puedo entender. Hay que ser consciente de que te juegas mucho. Para mí es importante tener respeto por los pilotos que están en la pista contigo y no olvidar que este deporte es muy peligroso. Especialmente en una pista como ésta, con largas rectas, y frenadas desde 300 km/h a 50. Desde las categorías pequeñas, hay muchos pilotos que se acostumbran a cerrar la puerta en la cara de otros pilotos. Zarco ha frenado en la cara de Franco para que no le adelantase de nuevo. Pero estaban demasiado cerca y a 300 km/h Franco no tenía ninguna oportunidad de frenar. El riesgo era muy alto. Y sobre todo nos ha puesto en riesgo a mí y a Maverick".

Motos voladoras: "Cuando estábamos llegando a la estacada Maverick y yo, he visto una sombra y he pensado que sería del helicóptero. A veces pasa eso con el helicóptero y te mete miedo. Ahí he pensado, “joder, el helicóptero”. Pero después no. Sinceramente, la moto de Franco no la he visto pasar. Sí que he visto la moto de Zarco y he sentido más miedo por la suya. Luego, cuando he visto las imágenes, me he dado cuenta de que ha sido mucho más peligrosa la moto de Franco. Necesitamos que los pilotas entiendan que son proyectiles potenciales peligrosísimos que van a una locura de velocidad. Necesitamos estar atentos. Hoy nadie se ha hecho nada porque todos hemos tenido mucha suerte, pero hay que tratar esta cosa y no dejarla pasar porque ninguno se haya hecho daño".

Su charla con Zarco: "He hablado con Zarco cara a cara, se lo he explicado, y me ha dicho que no lo ha hecho a propósito. Pero, en cualquier caso, ser agresivo es una cosa, pero frenar en la cara de un piloto 300 km/h es un potencial desastre".

Miedo: "Me siento muy mal. He pasado mucho miedo. Ha sido muy peligroso. En este tipo de situaciones cambian mucho si nadie sale herido, como hoy. Ninguno de los cuatro pilotos hemos sufrido lesiones, pero la situación sería radicalmente distinta en el caso contrario. Espero que esto ayude a que las cosas cambien en el futuro, para mí, estas maniobras son peligrosas".

El circuito: "Red Bull Ring es un poco peligroso en algunas partes, especialmente cuando llegas a puntos de frenadas de 300 a 50 km/h. Esas horquillas son potencialmente peligrosas. Pero creo que más peligroso que el trazado es no tener respeto por los pilotos.

Vuelta a la acción: "Volver a pista en la segunda carrera con la concentración adecuada después de un momento tan peligroso ha sido realmente difícil, pero, en realidad, no tenía otra opción porque no podía decir ‘ciao, ciao’ a todos. Pero no es fácil volver a la parrilla después de algo así".

Muchas caídas este año: "Es un campeonato corto, pero en realidad son 15 carreras. No cambia tanto con una temporada normal. Quizás esto pone un punto de presión extra. Cada fin de semana ha tenido una historia diferente. Jerez fue muy duro porque hacía mucho calor. En Brno fue difícil porque el asfalto estaba muy bacheado y no había grip. Pero lo que yo veo en las carreras es que el nivel de agresividad ha crecido mucho. Todos quieren empujan al máximo, quieren ganar posiciones. Eso es bueno, pero no debes olvidar que es un deporte peligroso.