MOTOGP

El 'Dream Team' de Yamaha: Maverick, Quartararo y Lorenzo

El balear regresa a la fábrica de Iwata como probador para ayudar en el desarrollo de la M1: "Espero que mi experiencia sea útil para devolver el título a Yamaha".

Primero fue la renovación de Maverick Viñales hasta 2022. Después, la confirmación del ascenso de Fabio Quartaro al equipo oficial en sustitución de Valentino Rossi. Y ahora, Yamaha ha confirmado el fichaje de Jorge Lorenzo para reforzar su equipo de pruebas para el Mundial de MotoGP 2020. Tres movimientos que certifican su firme apuesta por poner punto y final a la hegemonía de Marc Márquez y Honda en el campeonato.

Lorenzo no deberá esperar mucho tiempo para subirse de nuevo a la YZR-M1 tras su paso por Ducati y Honda, ya que la fábrica de Iwata ha confirmado que el balear estará presente en el shakedown que se disputará del 2 al 4 de febrero en el circuito de Sepang, así como participará a lo largo del año en otras pruebas oficiales de IRTA y los test privados que organizará el equipo para impulsar el desarrollo de la moto de Maverick Viñales y Valentino Rossi junto a Silvano Galbusera, jefe del equipo de pruebas. Los japoneses además, no descartan la posibilidad de que el pentacampeón pueda correr alguna carrera usando a una de las tres 'wild card' que dispondrán en 2020 como fabricante en caso de que el mallorquín decida correr de nuevo.

"Siempre planeé estar involucrado en MotoGP y volver al 'paddock'. Es un rol que se adaptará a mí. Conozco al equipo y a la M1. La Yamaha se adapta a mi estilo de pilotaje y será muy interesante encontrarme de nuevo con mi vieja moto. Regresar a Yamaha trae algunos buenos recuerdos. Logramos muchos podios y victorias y tres títulos juntos, por lo que sabemos dónde están nuestras fortalezas. Quiero agradecer a Yamaha esta oportunidad porque me permite hacer lo que amo: conducir motos y superar el límite, mientras disfruto de un estilo de vida un poco más tranquilo que en años anteriores. Estoy muy motivado para ir a trabajar y no puedo esperar para comenzar a pilotar de nuevo. Quiero hacer lo mejor para el futuro de Yamaha, y espero que mi experiencia sea útil para los ingenieros y pilotos de Yamaha para devolver el título a Yamaha", asegura el tricampeón de MotoGP en un comunicado oficial facilitado por el equipo.

"Por supuesto, estamos encantados de dar la bienvenida de vuelta a Jorge. Desde que supimos que Jorge pararía en su vida activa, inmediatamente empezamos a considerar hacerle una propuesta para que se uniera a nosotros. Las estadísticas de sus logros con nosotros en estos nueve años juntos hablan por sí solas. Es un piloto de MotoGP con una larga experiencia, que conoce muy de cerca la M1 y a la gente de Yamaha. Conocemos a Jorge por ser muy preciso, muy motivado y con una gran consistencia, además de una gran respuesta técnica. todas las cualidades que necesitas en un piloto probador de alto nivel", amplía Lin Jarvis, director de Yamaha Motor Racing.

Martes, miércoles y jueves. En tan sólo tres días, Yamaha no sólo ha dejado claro que su plan de futuro pasa por el binomio Maverick-Quartararo con Lorenzo en la retaguardia liderando el desarrollo de la YZR-M1, sino que ha golpeado primero en una temporada donde el mercado de pilotos va a arder, ya que casi toda la parrilla finaliza su contrato a finales de 2020. Y como dice el refrán, quien da primero da dos veces.