FÓRMULA 1

Monza examina a Mercedes en la dictadura del 'poleman'

Ha visto ganar al autor de la pole desde 2010, y a 13 de los últimos 16. Hamilton y Rosberg, favoritos en la mítica pista italiana.

Monza examina a Mercedes en la dictadura del 'poleman'
STEFANO RELLANDINI REUTERS

Si hay un circuito de F-1 donde la pole es casi sinónimo de victoria es Monza. La mítica pista transalpina, la que más carreras ha albergado en la historia del Mundial con 65, equivale a velocidad punta, potencia, caballos y aceleración. En el trazado lombardo, Juan Pablo Montoya puso su Williams a 372 km/h en 2004, un hito que ha durado hasta que Bakú estrenó su recta de más de dos kilómetros donde Bottas, también con el monoplaza de Grove, voló el pasado junio hasta los 378 por hora.

Monza se ha quedado sin récord, pero todo el paddock sabe que sigue siendo el Templo de la Velocidad, el lugar donde salir victorioso en la calificación hace tener un altísimo porcentaje de llevarse también la carrera al día siguiente... y más en el Siglo XXI. Nada mejor que los números estadísticos para demostrar este dato.

En los 65 grandes premios disputados, el poleman se ha llevado el triunfo en 23. Es decir un 35%, una de cada tres aproximadamente. Sin embargo si analizamos las 16 últimas, las que se han disputado a partir del año 2000, el porcentaje crece exponencialmente. Trece triunfos en 16 carreras, un 81%. Es decir, cuatro de cada cinco. Únicamente Rubens Barrichello (2004 y 2009) y Michael Schumacher (2006) se llevaron la victoria sin salir desde la posición de privilegio de la parrilla. El brasileño lo consiguió desde la cuarta y la quinta plaza de salida, y el alemán desde la segunda.

Y si hablamos de las seis últimas ediciones, el porcentaje es total. El 100% fueron ganadas por el autor de la pole: tres Hamilton, dos Vettel y una Alonso, en su debut con Ferrari en 2010. El éxito del asturiano fue el segundo en Italia tras el que logró con McLaren en 2007. Un dominio del poleman juega este fin de semana también favor de Mercedes que lleva doce de las trece posibles y sólo Ricciardo fue capaz de arrebatarles la pole en Mónaco, precisamente el circuito más lento del Mundial. Lo opuesto a Monza. La dupla de Brackley son los máximos favoritos y ahora sólo falta saber si Hamilton logrará el cuarto triunfo o si Rosberg estrenará su palmarés en Monza... o si se romperá la dictadura del poleman.