BeTech: noticias de tecnología

SMARTPHONES

Los móviles e impresoras se averían demasiado pronto, según la OCU

La organización privada considera que estos aparatos tienen una obsolescencia muy rápida y averías prematuras.

Los móviles e impresoras se averían demasiado pronto, según la OCU

La obsolescencia es “la condición o estado en que se encuentra un producto que ya ha cumplido con una vigencia o tiempo programado para que siga funcionando”. Y por tanto es cuándo la batería del móvil empieza a fallar, o la impresora ya no imprime tan bien -y no por falta de tinta-, etc. El problema es que según la OCU, la Organización de Consumidores y Usuarios en España, la obsolescencia actual en productos como los smartphones es demasiado rápida. En otras palabras: las cosas ya no duran tanto como antes, y se rentabilizan mucho menos.

Los móviles se rompen muy pronto

Según la OCU “Frente a tiempos pasados donde los electrodomésticos duraban años y años, el mercado actual ya no se centra en la durabilidad, sino en incitar al consumidor a adelantar su próxima compra. La realidad, documentada por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) con más de 300 denuncias por obsolescencia, revela que adquirimos productos que duran menos que el dispositivo que reemplazan, con el consiguiente impacto sobre su economía y el medio ambiente“.

Según el baremo de las denuncias:

- Los móviles suman un 28% de las denuncias recogidas por la asociación privada. La avería más común, el mal funcionamiento de la batería, aunque que el sistema operativo quede pronto obsoleto y no pueda ser actualizado también es percibido frecuentemente como otra causa de obsolescencia.

- Las impresoras componen el 10% de las denuncias y concentran la mitad de sus problemas en los cabezales de impresión, asociados a los modelos de inyección de tinta.

- Los aspiradores suman el 9% de las denuncias, sobre todo en dos tipos de averías: las del motor y las de la batería, estas últimas especialmente habituales entre los aspiradores tipo robot.

- Los televisores componen el 8% de las denuncias, siendo otro producto con frecuentes problemas de fiabilidad. En este caso las averías se concentran en la pantalla.

Averiados en el primer año

El grueso de las averías percibidas como prematuras se concentran entre el año y los tres años. En muchos casos, justo después de pasar la garantía, lo que “desincentiva una reparación que suele ser cara”. De hecho, el 40% de los afectados decide no repararlo, y se compra una nueva unidad.

¿Crees que tus aparatos se rompen también con demasiada prontitud? ¿Debería ser el período de obsolescencia más largo?