Solo PG13

Disney + descarta contenidos con calificación R: ¿adiós a Deadpool y Logan?

La nueva plataforma por streaming de la compañía de Mickey Mouse descarta los contenidos para adultos y solo emitirá contenido PG13.

Disney +, la nueva plataforma por streaming de Disney, descarta finalmente la emisión de contenidos con clasificación R, es decir, películas o series para adultos con altos grados de violencia, sangre, sexo o vocabulario poco adecuado, apostando únicamente por producciones PG13. Así, franquicias recientemente adquiridas de Fox como Deadpool, Alien o Depredador o películas como Logan, no tendrían cabida entre el catálogo del nuevo canal.

No a los contenidos para adultos

Así, en el momento de su estreno previsto para el próximo mes de noviembre en Estados Unidos, Disney + no contará con este tipo de contenidos entre su ofeta, ofreciendo solo contenidos hasta una clasificación de PG13, es decir, para todos los públicos con productos orientados también a una audiencia juvenil y adolescente, como son la mayoría de películas de Marvel, Star Wars, incluidas sus nuevas series.

Así, todo parece indicar que los contenidos con clasificación R irán a parar directamente a la plataforma Hulu, también de Disney, pero separada de la gran plataforma que será Disney +. No olvidemos que Marvel tiene prevista una nueva versión de Blade con el actor Mahershala Ali, muy probablemente, con clasificación R, uno de los anuncios más esperados por parte de Marvel Studios.

Según apunta el periodista Eric Vespe, la disgregación de contenidos por parte de Disney sería una situación un tanto extraña que en ningún caso beneficiaría a la propia compañía de Mickey Mouse, quedando por detrás de otras plataformas con contenidos a la carta similares que sí permiten este tipo de contenidos.

Por otro lado, el propio redactor estadounidense también comparte información sobre Disney + desde la D23 Expo de Disney, confirmando que los usuarios de la nueva plataforma podrán crear hasta 7 perfiles por cuenta y que se podrá visualizar vía streaming desde un máximo de cuatro dispositivos de forma simultánea.