She Remembered Caterpillars
She Remembered Caterpillars
Carátula de She Remembered Caterpillars

She Remembered Caterpillars, análisis: un bello puzle

Dos años y medios después de su lanzamiento para PC, She Remembered Caterpillars llega a Nintendo Switch para adaptar sus puzles a una portátil que le sienta bastante bien.

Todo género del mundo del videojuego tiene sus propios engranajes a nivel de construcción. No es lo mismo hacer un walking simulator que un first person shooter, un campo donde priman otros conceptos tanto a nivel de diseño como de interfaces o rendimiento técnico. Sin embargo, existe un género donde la complejidad de su creación es cada vez mayor: el de los puzles.

Se dice, de manera común y entre los creadores, “que ya está todo inventado”. Esto se puede traducir de muchas formas, pero la más sencilla sería que ya existe la rueda, así que la clave está en qué camino se va a dirigir la misma. Con She Remembered Caterpillars se demuestra que todavía hay maneras de hacer girar un mecanismo y que este no se enquiste, en especial si hablamos de algo tan tedioso como es la creación de un puzle.

Colores para todo

She Remembered Caterpillars es uno de esos juegos indies que siempre merece la pena tener en una biblioteca. No por romper los esquemas de lo que jugamos en nuestro día a día, sino más bien por plantear cada una de sus propuestas de manera fácil, digerible y sin muchos aspavientos.

Al fin y al cabo, en esta producción para PC -que ahora llega a Nintendo Switch y es la versión que analizamos- no hay nadie que nos acompañe de la manita guiándonos. Dos cubos de colores, un texto en off que narra la acción y la mejor de las suertes para ser capaz de encontrar el camino (o la salida).

She Remembered Caterpillars juega con el jugador, valga la redundancia. No aporta ni un solo grano de información en pantalla. La idea es que el propio usuario experimente para la resolución de cada puzle. No son difíciles, ya que basta emplear la lógica para superarlos. Pero ahí está la clave: en unos tiempos modernos donde pensar está sobrevalorado y el raciocinio de capa caída, tirar de lógica cada vez cuesta más (y entonamos también el mea culpa, que nadie se escapa de la ecuación).

Cada puzle es un color. Y esto es literal. El diseño de la producción parte de la premisa de que el jugador sepa de principios cromáticos muy simples, como que con el rojo y el azul se forma el morado. De esta manera, si hay un puente en azul, el cubo morado podrá atravesarlo por tener ese color en su ADN. Simple, pero no por ello fácil. Además, también se apuesta por los colores inversos, es decir, cruzar plataformas de colores totalmente opuestos.

Todos estos puzles, que van aumentando la dificultad a medida que se juega, van conectados con una narrativa que empieza bien, pero se va diluyendo conforma avanza. Uno sube, otro baja. Sin embargo, nos quedamos con el atrevimiento de los chicos de Jumpsuit Entertainment de contar una historia sin más narrativa que los puzles. La empresa no es fácil, y se podría decir que le ha salido a medio camino, pero está lejos de encandilar a pesar de los temas tan personales que aborda, desde la pérdida hasta el olvido pasando por el amor familiar.

Puede parecer un tirón de orejas, pero es más bien un “qué habría pasado si”. Hablamos de un juego de puzles donde la experiencia inmersiva es la nota predominante. No hay interfaces, la música es casi anodina y sólo está el puzle versus el jugador. Ante este panorama, calar es más difícil, así que no queda más que aplaudir por lo realizado, que no es poco.

Puntualizar que esta versión para Nintendo Switch no incluye novedades de peso. Dejando de lado que la pantalla táctil sirve para pulsar en cada personaje, el resto es idéntico a lo visto para PCs.

CONCLUSIÓN

She Remembered Caterpillars no necesita más que paciencia y mucha parsimonia. Un juego de puzles colorido y vistoso donde prima la lógica por encima del ensayo – error.

LO MEJOR

  • Buena adaptación a Switch.
  • Su colorido apartado gráfico.
  • Los puzles son entretenidos y con complejidad en aumento.

LO PEOR

  • La narrativa se diluye conforme avanza.
  • No hay novedades de peso en la versión de Switch.
7.5

Bueno

Cumple con las expectativas de lo que es un buen juego, tiene calidad y no presenta fallos graves, aunque le faltan elementos que podrían haberlo llevado a cotas más altas.

Spiderman. Lejos de casa

La segunda película de Spiderman dentro del Universo Cinematográfico Marvel hace que me sienta muy feliz de que Sony haya renunciado a hacer sus versiones anticuadas del personaje y hayan cedido sus derechos a Disney.Ya sé que mucha gente od...