Super Bomberman R
Super Bomberman R
Carátula de Super Bomberman R
  • 7

    Meristation

Super Bomberman R, análisis PS4, XBO, PC

Ricardo Fernández

Konami lanza de nuevo Super Bomberman R para PlayStation 4, Xbox One y PC. ¿Serán mejores que la original lanzada en Nintendo Switch hace ya más de un año?

Siempre es una buena noticia que una saga como Bomberman llegue a todas las plataformas, incluido a ordenadores Windows, sistema que hacía ya eones que no corría uno de sus capítulos. Poco más de un año después y tras su debut en Nintendo Switch, Super Bomberman R llega a consolas PlayStation 4 y Xbox One así como a la tienda/aplicación Steam para demostrar, una vez más, que la saga no estaba muerta, estaba de parranda.

Y es que Super Bomberman R quizás no sea el mejor de su dilatada historia pero sí uno de los que mayor énfasis pone en su faceta más característica; la de divertir. No es excesivamente innovador -más bien todo lo contrario-, tampoco aprovecha en demasía el hardware actual, pero sin embargo está todo lo que se le pide a un nuevo capítulo de la historia creada originalmente por Hudson Soft. Y ojo “cuidao”, los responsables de esta nueva iteración son algunos de los antiguos programadores de la ya extinta compañía nipona y HexaDrive, un estudio que ha trabajado en éxitos como Metal Gear Solid: Snake Eater para Nintendo 3DS, Final Fantasy XV o la versión de alta definición de The Legend of Zelda: The Wind Waker para Wii U.

Bomberman para todos

Ha pasado más de tres décadas desde la primera aparición de Bomberman en nuestras vidas por lo que explicar a día de hoy la mecánica principal de la saga puede resultar incluso aburrido para el lector. Basta decir que controlamos a uno de los protagonistas del título -llamados Bomberman- mientras eliminamos enemigos y sorteamos peligros a base de bombazos. En el vídeo adjunto a este texto podéis ver cómo funciona la misma y en el análisis que le dedicamos al cartucho original para Nintendo Switch encontraréis más información sobre los modos de juego básicos que poseía el título en su lanzamiento.

Donde sí queremos detenernos un poco más es en los modos de juego que reciben estas nuevas ediciones para consolas y ordenadores así como en sus -escasas- novedades. Estas últimas se centran tan solo en la aparición de nuevos personajes exclusivos para cada plataforma a saber entre Ratchet and Clank para PlayStation 4, Master Chief para Xbox One y P-Body para PC. Y si hablamos de características técnicas, aumento de resolución con respecto al título original y 60fps en todos los modos de juego. Cabe destacar que la última actualización (la Ver. 2.1. lanzada el 29 de junio) incluyó personajes y escenarios basados en la marca Metal Gear Solid, por lo que es de esperar que se añada más contenido con el paso del tiempo.

Edición full-equip

Lo más reseñable -y lógico por otra parte- de estas nuevas ediciones de Super Bomberman R es que llegan al mercado con todos los contenidos descargables gratuitos lanzados hasta la fecha en Nintendo Switch así como los parches de actualización que lograron pulir la jugabilidad del mismo. Con ellos nos encontramos mejoras en el manejo de los personajes, en las capacidades online, todos los accesorios disponibles de la tienda, las nuevas fases, los personajes seleccionables y el modo de juego Grand Prix, sin duda la guinda al pastel que le faltó al original en su lanzamiento.

Grand Prix permite al jugador conectarse a la red para disfrutar de refriegas por equipo 3vs3 en dos modos de juego diferentes; por puntos o por eliminación. En el primero gana el equipo que más cristales consiga en la batalla mientras que en el segundo el vencedor será aquél que consiga causar más bajas al equipo contrario. Todo ello se rige por diversas normas y características que reciben los personajes que usemos en la contienda así como de eventos aleatorios que ocurren en el mapa, como la caída de bloques sobre los jugadores. El emparejamiento ocurre de forma rápida y salvo errores puntuales las partidas fluyen de forma natural, algo que se agradece después de las críticas que sufrió el cartucho hace ya más de un año por sus funciones online.

Por otra parte tenemos la clásica Campaña o Modo Historia donde nuestros protagonistas deben de poner fin al reinado de terror del emperador Buggler no sin antes atravesar diversos mundos enfrentándose a jefes de fin de fase. Una forma de jugar al título muy conocida por los seguidores de los hermanos Bomberman no exenta de sorpresas que además podemos superar en cooperativo. Además de para dominar el arte de encasquetar bombas a los enemigos, jugar al Modo Historia es la mejor forma de conseguir monedas que luego utilizaremos para personalizar nuestro héroe -entre otras cosas-.

El Modo Combate es la última opción de divertirnos con Super Bomberman R, otro clásico de la franquicia que vuelve más potenciado que nunca. Ocho jugadores sobre el terreno de juego en su vertiente online o cuatro en modo local, compitiendo en equipos o en solitario, donde acabar la partida con vida y con el menor número de bajas posible es la única manera de alzarse con la victoria. Todas las partidas se pueden configurar de mil y una formas diferentes y las batallas online transcurren bastante bien a pesar de, en ocasiones, tarda en encontrar compañeros con los que jugar. Una vez más, un modo de sobras conocido y sin pocos aliños pero que dan en el clavo en lo que a diversión se refiere.

Prácticamente igual al original

No hay mucho más que comentar con respecto a Super Bomberman R en su edición para PlayStation 4, Xbox One y PC porque en lo técnico es prácticamente igual salvo en el aumento de resolución y el funcionamiento a 60fps en todos los modos de juego. Se han usado las mismas texturas para fondos y personajes, la banda sonora es la misma, los artworks que se utilizan en el modo historia también… es el mismo juego que podemos disfrutar en Nintendo Switch pero ahora en nuevas plataformas. En nuestra opinión un juego como este no necesita de alardes técnicos ni tampoco de una banda sonora brillante (aunque la experiencia de juego mejoraría con ella). Super Bomberman R es disfrutable por igual en cualquier plataforma por lo que la elección de una versión en concreto se decidirá con respecto a su portabilidad, diseño del mando al que estemos acostumbrados a jugar o las ligeras diferencias gráficas. 

CONCLUSIÓN

Super Bomberman R llega a nuevas plataformas de juego a la orden del día en cuanto a actualizaciones se refiere y poco más. No hay nada que incline la balanza a favor hacia una edición u otra más allá de un par de personajes exclusivos según la plataforma y una mejora en la resolución y tasa de velocidad. Se agradece que llegue a nuevas consolas y a ordenadores y si bien se podía haber aprovechado el re-lanzamiento para incluir novedades jugables, Super Bomberman R entretiene igual o más que desde su salida al mercado en Nintendo Switch hace más de un año. Ya sea en el Modo Historia jugando en solitario o cooperativo, picándonos en su modo Combate o en el divertido Grand Prix, Super Bomberman R ofrece horas y horas de diversión a un precio relativamente bajo si tenemos en cuenta que prácticamente cuesta la mitad que un título de lanzamiento. Las funciones online ayudan, y mucho, a que desembolsar la cantidad de doblones que cuesta el videojuego duela menos. De hecho la comunidad online de Bomberman en Nintendo Switch vuelve a estar en auge con el lanzamiento de la versión para PS4, Xbox One y PC.

LO MEJOR

  • Está actualizado a la última versión.
  • Adictivo como el primer día.
  • Los combates multijugador online.

LO PEOR

  • Sin apenas mejoras con respecto al original.
  • Justito en lo técnico.
  • Ni fu ni fa en lo sonoro.
7

Bueno

Cumple con las expectativas de lo que es un buen juego, tiene calidad y no presenta fallos graves, aunque le faltan elementos que podrían haberlo llevado a cotas más altas.