BeTech: noticias de tecnología

fitness

Stealth, la tabla para hacer ejercicio jugando con tu movil

stealth

Esta tabla de fitness te ayudará a cuidar la línea con un juego para tu smartphone que funciona con el giroscopio.

Cada vez hay más gadgets con los que puedes hacer ejercicio. Los wearables son accesorios muy importantes para recoger todos los datos de tu entrenamiento, pero no van más allá. Las máquinas del gimnasio son muy tradicionales y a veces necesitas un poco de diversión o una motivación extra para hacer una serie más (o por lo menos una). La solución llega con Stealth, una tabla de fitness que te mantiene en forma con un juego en tu móvil.

 

Muévete en 360 grados

La tabla es un ejercicio muy completo. Consiste en colocarse en la misma postura que las flexiones, solo que debes apoyar tus antebrazos en el suelo y aguantar todo el tiempo posible en esa posición. Tal y como lo estás leyendo no parece gran cosa, pero notarás cómo los brazos se fortalecen para aguantar tu peso y los abdominales se endurecen para mantenerte erguido.

Esta es la postura en la que te mantiene la tabla de fitness inteligente Stealth. Consiste en una superficie que gira sobre sí misma y puede inclinarse hacia todos los lados. En un hueco situado en la parte donde pones tus antebrazos debes colocar tu teléfono y activar el juego que lleva el nombre del aparato. Si alguna vez te atreviste con la Wii Balance Board y el Wii Fit de Nintendo, verás en una pantalla un juego similar a las pruebas de equilibrio en formato ‘Time Attack’.

El juego se resume en que deberás colocar un círculo sobre los diferentes puntos que aparecen en pantalla para ganar tiempo. Cuantos más puntos logres aguantar en una sesión más se fortalecerán tus músculos antes de que el cronómetro llegue a cero. Si eres de los que necesita un rival y competir también puedes utilizar su modo multijugador para ver quién aguanta más.

 

Pensado para todos

Las sesiones trabajando con Stealth son tan largas como tú las quieras extender, así que es perfecto para los que tienen muy poco tiempo para hacer ejercicio diario. Esta propuesta que ha nacido para los amantes del fitness en Kickstarter ya ha alcanzado con creces su meta y cuenta unos 150 euros al cambio. Si te parece caro, siempre puedes recurrir a ese wearable que te han regalado para ver cómo bajas todos los turrones y demás dulces que has comido esta Navidad, aunque a estas alturas lo mejor es esperar al Año Nuevo para empezar con una rutina más sana.