PELOTA | CESTA PUNTA

Adiós a la cesta punta en EE.UU.

El domingo cae el telón del legendario frontón Dania Jai Alai de Florida tras 68 años de actividad. Se acaba un siglo de pelota vasca al otro lado del 'charco'.

0
Adiós a la cesta punta en EE.UU.

El domingo cae el telón del legendario frontón Dania Jai Alai de Florida tras 68 años de actividad. El famoso 'Palace' apaga sus luces y deja de ofrecer Jai Alai, esto es, cesta punta. Se pone fin a un memorable ciclo de casi un siglo de la pelota vasca en los Estados Unidos. En los buenos tiempos llegaban a reunirse diez mil espectadores y últimamente, unas decenas. La pelota vasca arrancó su andadura al otro lado del 'charco' con el Miami Jai Alai, que abrió en 1926 y lanzó a los aficionados norteamericanos hacia la pasión por la cesta punta. Hubo competición en Chicago, Nueva Orleans, Nueva York, San Francisco y San Luis. Después, llegó a haber 17 frontones en Florida, Rhode Island, Connecticut y Nevada. En total, casi 500 pelotaris vascos cumplían el denominado 'sueño americano'.

A partir de la huelga de pelotaris de 1988 por "prácticas laborales injustas" nada fue igual, se perdió la confianza entre promotores y deportistas. Todo se concebía como apuestas, no como deporte. Empezaron a caer los frontones y Dania sobrevivía como el último bastión, aunque tenía los días contados desde que se aprobó la ley ‘decoupling’, es decir, persecución a las compañías cuyas cuentas no fueran transparentes con las autoridades. Un siglo después de aquel lejano pistoletazo de salida, la pelota vasca queda enterrada al otro lado del charco. Se quedan fuera 28 pelotaris del único cuadro estable de América. Tenían contrato hasta el verano y no pensaban que se daría una defunción tan rápida. Se han reunido en torno a una mesa y un mantel para recordar los buenos momentos en este adiós. Iñigo Gorostola, en la cancha como 'Arrieta', se ha animado con unos versos. Arnaldo Suárez, director ejecutivo del casino, expone que “es una pena, muy triste que se vaya un juego tan excitante que lleva tantos años en la Florida”.

Los cambios en la normativa sobre licencias en casinos han supuesto otra herida mortal para la cesta punta. En Dania se apuestan unos 860.000 dólares al mes, de los que únicamente una cuarta parte se juega en el frontón. El resto se hace desde las máquinas, u opciones variadas como lotería, hipódromo y canódromo. Los números no cuadraban. Lekerika, reciente campeón de la Copa del Mundo en México, junto a Iñaki Osa Goikoetxea, es uno de los que lamentan el adiós: "La temporada en Dania comenzó en septiembre. Teníamos un contrato firmado hasta junio. La empresa nos dijo la primera semana de competición que se iba a cerrar el frontón. Todos esperábamos que fuera a suceder tarde o temprano, pero no en noviembre. Fue un palo", desgrana el zaguero de Gernika.

La IJAPA (Asociación de Jugadores de Jai Alai) tenía firmado un convenio en vigor hasta 2023, pero cada puntista tenía una relación individual hasta final del presente curso. Tardaron dos meses en llegar a un acuerdo y los 28 pelotaris del cuadro esperan recibir los emolumentos que corresponden a todo el contrato. "El futuro de la cesta punta está en Euskadi", observan. Se tratará de crear un circuito vasco potente. La única opción estadounidense que les queda a los pelotaris de Dania Jai Alai es fichar por Magic City, un frontón situado en Miami con frontis y rebote de cristal templado de 20 milímetros de espesor. Tiene 36 metros, frente a la cancha tradicional de 54. Se juega con pelota sintética, ya que el material tradicional no se puede usar por la infraestructura de cristal. Siete puntistas del cuadro de Dania recalarán en ese recinto, pero únicamente pueden hacerlo los norteamericanos o los que tienen una tarjeta de residencia permanente.