NHL

Muere un portero de la NHL tras un accidente con unos fuegos artificiales

Matiss Kivlenieks, portero de los Columbus Blue Jackets, murió por un traumatismo torácico tras explotarle unos fuegos artificiales en la celebración de 4 de julio.

0
El portero Matiss Kivlenieks, durante un partido con los Columbus Blue Jackets de la NHL.
Twitter @BlueJacketsNHL

La NHL, la mayor competición de hockey sobre hielo del mundo, está de luto tras conocer este lunes la noticia de la muerte del portero Matiss Kivlenieks a los 24 años durante un accidente en la celebración de la festividad del 4 de julio.

El fatal accidente tuvo lugar cuando Kivlenieks se encontraba celebrando la festividad del 4 de julio a la hora de encender unos fuegos artificiales. Un mal funcionamiento de los artefactos hizo que salieran dirigidos hacia las personas y uno de ellos explotó sobre el pecho del jugador, provocándole un traumatismo torácico y lesiones internas que le causaron la muerte, pese a que en un principio se llegó a afirmar que la muerte se produjo tras el golpe sufrido en una caída al intentar refugiarse.

Los Columbus Blue Jackets, el equipo en el que jugaba Kivlenieks, anunciaban de esta forma la triste noticia en sus redes sociales. "Con todo el dolor de nuestro corazón os compartimos la noticia de que nuestro portero Matiss Kivlenieks ha fallecido esta noche a los 24 años. Tenemos el corazón roto. Por favor, tened a su familia en vuestros pensamientos y oraciones. Descansa en paz, Kivi".

El presidente de operaciones de los Blue Jackets, John Davidson, manifestaba así su pesar por la muerte del guardameta. "Estamos en shock y consternados por la pérdida de Matiss Kivlenieks, y queremos extender nuestras más sinceras condolencias a su madre, Astrida, su familia y sus amigos en estos momentos tan duros. Kivi era un joven sobresaliente que saludaba a todos con una sonrisa y nunca olvidaremos el impacto que ha tenido durante estos cuatro años en nuestra organización".